La Ciudad

A siete años de la tragedia de International Park, el predio sigue en pausa

El 10 de agosto de 2013, Melani y Florencia Aranda murieron al caerse una taza de la Rueda Panorámica a 30 metros de altura. El lugar fue cerrado, se pensó en convertirlo en la Plaza Pública de las Ciencias, pero nada avanzó.

Domingo 09 de Agosto de 2020

En 2013, en medio del rescate de las víctimas de la tragedia de Salta 2141, otra vez la fatalidad irrumpía en Rosario. Melani y Florencia Aranda, de 12 y 14 años, oriundas de Rafaela, fallecieron el 10 de agosto al caer la góndola que ocupaban en la Rueda Panorámica (juego también conocido como la Vuelta al Mundo) del predio de diversiones en el parque Independencia. El hecho volvía a sacudir las estructuras del poder local y las pericias confirmaban la falta de mantenimiento que había en el lugar. Tiempo después, el parque de diversiones fue clausurado definitivamente. Hoy allí asoman un perímetro vallado, un pequeño mausoleo que recuerda a las niñas fallecidas y las reiteradas promesas de reconversión del espacio verde en la Plaza Pública de las Ciencias que fueron incumplidas. Por ahora, 27 de Febrero y Oroño es un área en pausa.

Melani y Florencia Aranda habían llegado aquel 10 de agosto a Rosario desde Rafaela, donde vivían junto a sus padres Cristian y María Mercedes Acosta, para pasar el fin de semana. Habían viajado junto a una hermana menor, Jackeline, quien también resultó lesionada cuando la taza en la que estaban en la Rueda Gigante se desplomó desde unos 30 metros de altura.

La familia había arribado a la ciudad a participar de un congreso evangélico que se hacía en Villa Gobernador Gálvez. Un nexo familiar hizo que antes fueran a festejar el Día del Niño que organizaba el gremio de los taxistas. Aquella tarde se escuchó un estruendo, y luego los gritos de pánico y los sollozos ante las escenas dantescas.

>> Leer más: Desgarrador relato de la abuela de las dos chicas que ...

Hoy en el predio de la tragedia retumba el silencio en una ciudad que sigue su curso. Un espacio inactivo que espera respuestas a un puñado de proyectos del que sobresalió la creación de un parque tecnológico, prometido varias veces pero no realizado.

Después de años de litigio judicial y papeleo administrativo, para junio de 2016 la concesionaria del predio donde se produjo el fatal accidente desarmó cada una de las estructuras de los juegos infantiles.

>> Leer más: Terminaron de desmantelar los juegos del International Park ...

Y, recién en marzo de 2017, la Municipalidad finalmente tomó posesión de la 1,5 hectáreas que pertenecieron al International Park y donde se prometió el también llamado mini Tecnópolis, que emularía la temática del parque dedicado a la ciencia y tecnología montado en Buenos Aires. El lugar conserva la impronta en su diseño de las estructuras proyectadas por el reconocido arquitecto Rafael Iglesia. Así, hoy permanecen los baños y dos edificios que se iban a amalgamar en la anunciada Plaza Pública de la Ciencias.

>> Leer más: Dieron detalles sobre la Plaza Pública de las Ciencias donde ...

Ese emprendimiento se anunció como parque de juegos con exposiciones permanentes y temporales, integrando temáticas de las ciencias exactas y de las ciencias sociales.

Luego, con plazos iniciales incumplidos y postergaciones, en febrero de este año se comunicó su reimpulso.

Cabe recordar que el proyecto de reconversión de este espacio verde se transformó en ordenanza en 2016. Quienes lo impulsaron son la actual presidenta del Concejo Municipal, María Eugenia Schmuck, y el secretario de Desarrollo Económico, Sebastián Chale, sobre la base de un proyecto hecho por la Universidad Nacional de Rosario (UNR).

"Parque de juegos con exposiciones permanentes y temporales. Lúdico e interactivo. Su misión es integrar temáticas de las ciencias exactas y de las ciencias sociales". Así se había presentado a comienzos de este año, el nuevo mini Tecnópolis que buscaba realizar actividades, como ferias de ciencias, muestras interactivas, exposiciones, cafés científicos, juegos, charlas, talleres y festivales.

Trámites mediante y promesas de puesta en marcha a lo largo de los años, la iniciativa había previsto una comisión con integrantes del Ejecutivo, provincia, Concejo y la Universidad. Todo quedó en buenas intenciones. Entre la transición y recambio de autoridades, a comienzos de este año los equipos de colaboradores del intendente Pablo Javkin y el rector de la UNR, Franco Bartolacci, delinearon un plan de acción: primero se avanzaría sobre una convocatoria al Conicet, el Polo Tecnológico y la evaluación de costos, para luego licitar. Pero el comienzo de la pandemia pulverizó las intenciones y el reimpulso que había adquirido la Plaza Pública de las Ciencias. A siete años de aquella tragedia y a cinco meses de la llegada del coronavirus, el parque hoy mira justo al Centro de Aislamiento que funciona en la ex Sociedad Rural, con capacidad para 1.200 plazas en el marco de contingencia por el Covid-19.

El plan de revitalización del parque Independencia contemplaba este sector de 27 de Febrero y Oroño que mañana tendrá la particularidad de conmemorar y recordar a estas dos niñas, víctimas de la tragedia en la rueda gigante.

>> Leer más: Tras años de idas y vueltas, pondrán en marcha la Plaza de ...

En febrero pasado, tanto Javkin como Bartolacci habían aunado criterios para potenciar la idea. "Rosario tiene que ser la ciudad del conocimiento. En la ciudad del futuro, la producción científica y tecnológica son fundamentales y eso implica también trabajar en la motivación y el impulso de los más chiquitos en adelante, con un reflejo en el espacio público", subrayó Javkin.

"Con Javkin coincidimos en el valor estratégico que la educación, la ciencia, la tecnología y la innovación tienen en el desarrollo de la ciudad y nuestra región. Poner en la escena pública esos aspectos nos potencia, y también nos habilita a que la ciudad y sus investigadores se destaquen en el plano nacional e internacional. Debemos trabajar juntos para promover a Rosario como ciudad de la ciencia y el conocimiento. Desde el primer encuentro dijimos que hacer realidad la Plaza Pública de las Ciencias es una manera de poner en evidencia el potencial enorme que tiene el trabajo y la gestión conjunta entre la Universidad y el municipio", había sostenido Bartolacci, quien había estimado en la prepandemia que "la Plaza Pública se hará realidad en muy poco tiempo".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario