La ciudad

A pesar del frío, cerraron dos refugios para personas en situación de calle

Terminó agosto, pero el invierno, con sus bajas temperaturas todavía no. Sin embargo, a fin del mes pasado cerraron dos refugios en la ciudad, el de la Intendencia (que se había abierto en el Estadio Municipal), y el de mujeres, que estaba a cargo de Cáritas. La explicaciones oficiales fue que así estaba planificado.

Miércoles 04 de Septiembre de 2019

Terminó agosto, pero el invierno, con sus bajas temperaturas todavía no. Sin embargo, a fin del mes pasado cerraron dos refugios en la ciudad, el de la Intendencia (que se había abierto en el Estadio Municipal), y el de mujeres, que estaba a cargo de Cáritas. La explicaciones oficiales fue que así estaba planificado.

Ante esta situación, las organizaciones sociales salieron una vez más a resolver la emergencia y a repartir más raciones de comida caliente y frazadas para quienes volvieron dormir en la calle.

En tanto, siguen abiertos los refugios Sol de Noche y el municipal de Grandoli 3450. El primero cuenta con 62 camas, en tanto que el segundo tiene 30 lugares funcionando a pleno .

En total se estaba dando asistencia a unas 180 personas en los cuatro refugios. Los números muestran que aproximadamente 88 personas habrían vuelto a la calle y estarían durmiendo a la intemperie, con un temperaturas mínimas pronosticada para estos días de entre 0 y 6 grados.

El llamado operativo de invierno se puso en marcha en mayo pasado durante la primera semana de julio, cuando la ola polar se hizo sentir y, sobre todo, ante el fallecimiento de Miguel Angel Torrent, un hombre de 64 años, que dormía en la plaza de Santa Fe y Castellanos, cuestiones que dispararon la necesidad de atender a la emergencia.

Las organizaciones de voluntarios salieron a la calle, con más personas para repartir raciones de comida caliente, y para distribuir frazadas, una actividad que también se intensificó estas noches de temperaturas gélidas.

A su vez, desde distintas organizaciones volvieron a solicitar colaboración de alimentos y frazadas, pero sobre todo, lo que más necesitan son voluntarios para poder responder a la necesidad.

La GUM también lanzó ayer una colecta de frazadas, que se pueden llevar a las oficinas de Riccheri 1545, planta alta. Las recibirán de lunes a viernes, de 9 a 16.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS