La ciudad

"A mi hijo lo agarraron a patadas, lo discriminan por ser de Salta"

Miriam Domínguez, mamá del niño al que le extirparon un testículo luego de la golpiza que le dieron sus compañeros de curso en Fighiera, aseguró que sus hijos son víctimas de discriminación desde hace tiempo.

Jueves 31 de Mayo de 2012

Miriam Domínguez, la madre del chico agredido en una escuela de Fighiera, aseguró que a su hijo "lo agarraron a patadas", agresión por la cual perdió uno de sus genitales, y agregó que las agresiones discriminatorias son moneda corriente de todos los días, tanto para sus hijos como para ella.

En declaraciones al programa "La que se viene", que se emite por La Ocho, Domínguez dijo que "a mis dos hijos los discriminan mucho por ser de Salta. Les dicen: «vayanse a Salta, muertos de hambre, ¿que tienen que hacer acá?»'".

Pero eso no es todo. La mujer, oriunda de Orán, agregó que "en mi trabajo escuché por las radios que algunos periodistas se preguntan porqué le dan trabajo a personas de otro lado que no son de la comuna".

Con respecto a la lesión que sufrió su hijo Iván, Miriam señaló que "el todavía no cayó acerca de lo que le pasó. Desde el año pasado que vienen los malos tratos no sólo a mi hijo sino también a mi hija. El lo único que hace es llorar porque considera que la violencia trae más violencia".

"Lo agarraron a patadas y está comprobado por la marca de las zapatillas en el delantral", detalló.

Asimismo, dijo que en la escuela no obtuvo muchas respuestas porque "todo queda en familia porque las maestras son parientas de los familiares de los alumnos y entonces nadie dice nada".

Marcela, la tía de Iván, de 11 años, comentó que la agresión se dio en el marco de un juego al que llaman "maten a ese bicho", que tiene como objetivo propinar trompadas y patadas. No obstante, señaló que no es la primera vez que a su sobrino le pegan.

En contacto con La Barra de Casal, de La Tres, Marcela Domínguez comentó que  Iván "estaba tomando agua en el baño en horas del recreo y escuchó que dijeron 'maten a ese bicho', un juego que consiste en tirar un papelito y si te toca te meten patadas y piñas, y el objetivo es pegar en los testículos".

Domínguez precisó que, en ese momento, su sobrino "sintió el golpe, perdió el aire, cayó arrodillado y no pudo ver quién le pego. Se levantó y fue al grado como si nada porque no es la primera vez que le pegan y sufre agresiones verbales".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS