la ciudad

A 44 años, invitan a recordar a víctimas y sobrevivientes de "La noche de los lápices"

Agrupaciones de derechos humanos de Rosario y la región instan a publicar en redes sociales un recordatorio al cumplirse un nuevo aniversario del secuestro y muerte de los estudiantes platenses.

Miércoles 16 de Septiembre de 2020

“Robaron vidas, robaron identidades, pero no robaron la memoria”. Con esa consiga, las agrupaciones de Derechos Humanos de Rosario y la región recuerdan a víctimas y sobrevivientes de "La Noche de los lápices", como se conoce al episodio de secuestro y asesinatos de estudiantes militantes de la Unión de Estudiantes Secundarios (UES) perpetrados la noche del 16 de septiembre de 1976 en La Plata.

A falta de una marcha -debido a las restricciones dispuestas a raíz de la pandemia de coronavirus- desde Hijos Rosario y el espacio Juicio y Castigo, invitan a publicar una frase referida a la fecha en la puerta de casa, ventana o en cualquier otro lugar que sea visible para subirla a las redes sociales con los hashtags #LaMemoriaNoEstaEnCuarentena #EscribiendoMemoriaDesdeCasa #LosLapicesSiguenEscribiendo.

A su vez, desde las agrupaciones de derechos humanos aprovecharon la ocasión para recordar a las víctimas Claudio de Acha, María Clara Ciocchini, Francisco López Muntaner, Daniel Racero, Horacio Ungaro y María Claudia Falcone, quienes fueron desaparecidos y posteriormente asesinados, y mencionaron a Pablo Díaz, Gustavo Calotti, Emilce Moler y Patricia Miranda como sobrevivientes de aquel acto de terrorismo de Estado durante los primeros meses del Golpe, dentro del denominado "Proceso de Reorganización Nacional".

Embed

El caso tomó estado público a partir del testimonio brindado durante el Juicio a las Juntas recién en 1985 por Pablo Díaz, uno de los sobrevivientes. Por aquel entonces, la Comisión Nacional de Desaparición de Personas (Conadep), estableció que la policía bonaerense había preparado un operativo de escarmiento para los que habían participado de la campaña por el boleto estudiantil, considerada por las Fuerzas Armadas como "subversión en las escuelas".

Las víctimas fueron en su mayoría estudiantes de la UES platense. Esta agrupación, junto a otras escuelas, venía reclamando desde hacía un año el medio boleto estudiantil ante el Ministerio de Obras Públicas.

Las órdenes de detención fueron dictadas desde el Batallón 601 del Servicio de Inteligencia del Ejército y llevaban las firmas del general Alfredo Fernández y del coronel Ricardo Eugenio Campoamor, jefe del Destacamento de Inteligencia 101. Mientras que los secuestros fueron llevados a cabo por miembros de la Policía de la Provincia de Buenos Aires, dirigida en aquel entonces por el general Ramón Camps y Miguel Etchecolatz.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario