Información Gral

Una pérdida de gas hizo volar una escuela de Moreno, en el Conurbano

El estallido mató a la vicedirectora y a un portero. Los alumnos aún no habían llegado. La pericia encontró la perilla abierta de un anafe.

Viernes 03 de Agosto de 2018

La explosión por una pérdida de un "tubo" de gas envasado en una escuela primaria del municipio de Moreno, en el oeste del Conurbano bonaerense, mató a la vicedirectora de la institución y a un portero que la acompañaba. La explosión destrozó un salón, volteó por completo una pared divisoria y lanzó el cuerpo de la docente hasta el patio de un vecino, enfrente de la escuela. El cadáver del portero quedó en el patio de la propia institución. Los alumnos no habían llegado aún a la escuela. Vecinos y docentes denunciaron que habían hecho entre seis y ocho denuncias por el olor a gas. El gobierno de la provincia indicó que el día anterior a la tragedia un gasista matriculado revisó las instalaciones. El gremio docente Suteba llamó a un paro para hoy. Una pericia de los bomberos indica que la perilla de un anafe estaba abierta.

La explosión ocurrió entre las 7.20 y 7.40 en la sala de profesores de la escuela primaria Nº49 Nicolás Avellaneda, ubicada en el barrio San Carlos de Moreno, al oeste del Gran Buenos Aires. En Moreno, el 75 por ciento del distrito no tiene gas de red. Las víctimas fatales son Sandra Calamano (48 años), la vicedirectora, y Rubén Orlando Rodríguez (45), el portero. La escuela es una primaria de jornada completa. A raíz de la potente explosión, el cuerpo de la docente quedó "en el patio delantero de una vivienda ubicada frente a la escuela", señaló un parte policial, mientras que el cadáver del portero fue a dar al patio del colegio. La vicedirectora ya había realizado varios reclamos por el gas.

Por el horario de la explosión, no hubo alumnos afectados, ni heridos de consideración, por fuera de los dos fallecidos. "No fue una tragedia mayor porque los chicos entran 15 o 20 minutos más tarde. Si no, estábamos frente a un desastre", dijo una fuente educativa al diario Clarín. El jefe de bomberos de Moreno, Ariel Barcala, confirmó que la explosión se dio en una estufa "alimentada por gas envasado", que provocó "un derrumbe en la sala de profesores". La pericia de los bomberos, a la que tuvo acceso anoche el diario Clarín, indica que la perilla de un anafe estaba en posición abierta. En la escuela no usan garrafas sino "tubos".

Fuera de la escuela se congregaron vecinos y padres de alumnos, docentes y dirigentes gremiales. En ese momento llegó Roberto Baradel, el conocido titular de Suteba, quien dijo que las escuelas públicas están en mal estado porque "los hijos de los funcionarios van a escuelas privadas". Después anunció un paro por 24 horas en toda la provincia para hoy.

El subsecretario de Educación de la Provincia de Buenos Aires, Sergio Siciliano, sostuvo que las instalaciones de la escuela habían sido revisadas el miércoles, es decir, el día anterior a la explosión, por un gasista matriculado. El funcionario concluyó que la tragedia se produjo "por un trabajo mal realizado o por una situación no contemplada" por el profesional que realizó la tarea para una empresa contratada por el Consejo Escolar de Moreno.

Las autoridades del Ministerio de Educación bonaerense, en tanto, emitieron un comunicado en el que disponen "una jornada de duelo y asueto" para ayer y hoy "para toda la comunidad educativa del distrito de Moreno y una jornada de duelo para todas las escuelas del resto de la Provincia de Buenos Aires". También se pusieron a disposición de la Justicia para colaborar con las investigaciones que está llevando adelante la UFI 8 de Moreno.

Los padres congregados fuera de la escuela aseguraron que hacía varios días que sentían olor a gas, y que se hicieron "entre 6 y 8 denuncias" por pérdidas. También contaron que la vicedirectora se había quedado el miércoles hasta fuera del horario de clases en el establecimiento esperando por la reparación. "A las 17.30 vinieron del Consejo Escolar, revisaron y se fueron", dijo el mismo maestro.

Por su parte, el intendente de Moreno, Walter Festa, dijo que "tenemos el Consejo Escolar intervenido, que es el órgano responsable de garantizar las condiciones edilicias para que haya clases. Hay un responsable que se llama Sebastián Nasif, que fue designado por el gobierno de la provincia de Buenos Aires". El Consejo Escolar de Moreno está intervenido desde octubre por irregularidades en la contratación de comida para los comedores. El gobierno de la gobernadora María Eugenia Vidal denunció penalmente a 16 personas. Hace 10 días la Justicia los imputó y les tomó declaración indagatoria.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario