Información Gral

Una de cada tres argentinas dijo haber sufrido violencia de género y acoso sexual

Son los resultados de una encuesta en 11 países del continente americano. Los padecimientos son mayores en las clases más bajas y trabajadoras.

Sábado 21 de Abril de 2018

Un estudio acerca de las mujeres realizado en 11 países de América arrojó que las más jóvenes, las de clase baja y las que trabajan son las que más declaran haber sufrido violencia de género. En Argentina, en tanto, el 31 por ciento de las argentinas admitió haberla sufrido durante el último año, mientras que el 29 por ciento dijo haber padecido acoso sexual en el mismo lapso de tiempo.

El sondeo realizado por Voices! y Fundación AVON se basó en mujeres de Argentina, Brasil, Chile, Uruguay, Paraguay, Perú, Colombia, México, Estados Unidos, Canadá, Ecuador y Panamá y tuvo como objetivo entender las percepciones de las mujeres acerca de diversas temáticas.

Violencia de género

En lo que respecta a violencia de género, las más jóvenes, las de clase baja y las mujeres que trabajan son las que más declaran haberla sufrido. Las argentinas (31 por ciento), chilenas (30 por ciento), peruanas (30 por ciento) y mexicanas (30 por ciento) que admiten haber sufrido violencia de género, duplican a las de Colombia (16 por ciento), Ecuador (15 por ciento) y Norteamérica (15 por ciento).

Por otra parte, México (46 por ciento), Perú (41 por ciento), Chile (39 por ciento) y Panamá (35 por ciento) son las naciones con mayor nivel de acoso sexual declarado por las mujeres entre los países medidos. Luego sigue Argentina (29 por ciento), Brasil (23 por ciento), Ecuador (23 por ciento), Estados Unidos (22 por ciento) y Colombia (20 por ciento). El país con menor nivel de acoso declarado fue Canadá (16 por ciento). En América del Norte, dos de cada 10 mujeres declaran haber sufrido acoso sexual, mientras que en Latinoamérica son tres de cada 10 las que indican lo mismo. En esta problemática, las más jóvenes son las más afectadas.

Vida personal

En cuanto al nivel de satisfacción con su vida personal, las americanas se encuentran ampliamente satisfechas (63 por ciento). Por otra parte, el nivel de satisfacción de las argentinas es del 44 por ciento, posicionándose como las menos satisfechas de la región. Por su parte, las colombianas y ecuatorianas son quienes se encuentran más satisfechas con su vida personal.

El 67 por ciento de las mujeres de América declaran tener poco o nada de tiempo libre disponible. Esta falta de tiempo libre se vincula con la maternidad y con el trabajo. Entre las mujeres que trabajan, ocho de cada 10 declaran no tener tiempo para ellas mismas, mientras que entre las que no trabajan, esta respuesta se reduce a seis de cada 10. En esta línea, las argentinas superan el promedio, ya que el 71 por ciento de las mujeres considera que tiene poco o nada de tiempo libre para ellas.

En lo que respecta a expectativas de vida a mediano plazo, las norteamericanas muestran diferencias según la edad: las más jóvenes piensan en estudiar (30 por ciento), comprar una vivienda propia (22 por ciento) y tener un trabajo (22 por ciento), mientras que las adultas de 35 a 54 se enfocan en viajar (27 por ciento), tener un negocio propio (24 por ciento) y el futuro de sus hijos (20 por ciento).

Con respecto a la belleza, la indumentaria (77 por ciento), peluquería (62 por ciento) y productos de belleza (55 por ciento) son importantes y se incrementa su jerarquía a medida que aumenta el nivel socioeconómico.

Las categorías de cuidado personal se vuelven más relevantes entre las mujeres que trabajan. En el caso argentino, las mujeres otorgan mayor relevancia a la ropa, seguido de los accesorios y la peluquería.

Las argentinas consideran que la belleza en una mujer influye en las oportunidades que se le presentan en un 32 por ciento, siendo las segundas entre las latinoamericanas, presididas por las mujeres brasileras (37 por ciento) y seguidas por las chilenas con un 31 por ciento.

Familia y maternidad

En América, las mujeres a la hora de hablar de cosas que las hacen sentir felices mencionan como factor fundamental a su familia en un 52 por ciento. Asimismo, se le asigna gran relevancia a la maternidad, en un segundo lugar, con un 28 por ciento. En Argentina, no tener problemas económicos se posiciona segundo, por detrás de estar en familia, y con más importancia que los hijos y la salud.

En cuanto a la toma de decisiones personales, los factores que tienen más peso entre las americanas son el mandato familiar (la manera en que fueron educadas) y la opinión de la pareja: 50 por ciento y 32 por ciento respectivamente señalan que ambos aspectos las influyen siempre o casi siempre al momento de tomar una decisión. En un tercer lugar aparece la religión (28 por ciento). En menor medida, dos de cada 10 mujeres mencionan a la opinión de los padres o hermanos como las más relevantes siempre o casi siempre. En cambio, la opinión de amigos y colegas reviste los menores niveles de relevancia. En Argentina, si bien el ranking es el mismo que el observado para el resto de Latinoamérica, las mujeres declaran tomar en cuenta menos elementos externos en sus decisiones.

Con respecto a la felicidad, para las madres de la región, la felicidad se concentra en la familia (55 por ciento) y la maternidad (36 por ciento). Por su parte, las que no tienen hijos, además de la familia (54 por ciento) hablan de pareja (23 por ciento), éxito profesional (15 por ciento), viajes (18 por ciento) y estudio (10 por ciento).

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario