Información Gral

Un cártel mexicano aparece como el mandante de la matanza de 43 estudiantes

La masacre, de 2014, sería obra de "Guerreros Unidos", según escuchas. Confundieron a los jóvenes con integrantes de una banda rival.

Viernes 13 de Abril de 2018

Los jefes del cártel narcotraficante "Guerreros Unidos" siguieron en tiempo real en 2014 desde Chicago la desaparición de 43 estudiantes en el sur de México y dieron órdenes telefónicas, revela el diario mexicano "Reforma". Los mensajes de Blackberry fueron interceptados por autoridades estadounidenses como parte de una investigación por tráfico de cocaína y heroína y compartidos con la Fiscalía de México. La novedad confirma la hipótesis de que los 43 estudiantes se metieron involuntariamente en un negocio narco y lo pagaron con sus vidas. A su vez, aleja la hipótesis de sectores políticos que apuntaban a que la desaparición de los jóvenes era "terrorismo de Estado".

Organizaciones civiles que acompañan a los familiares pidieron que se agoten "todas las líneas de investigación que surgen de los mensajes", mientras que Amnistía Internacional instó a que se "reenfoquen" las investigaciones.

Los estudiantes de magisterio de la Escuela Rural Normal Ayotzinapa desaparecieron la noche del 26 al 27 de septiembre de 2014 en la ciudad de Iguala, a la que habían ido para apoderarse de autobuses para viajar a una manifestación en la capital del país. Según la investigación, fueron confundidos con miembros del cartel rival "Los Rojos" y por eso perseguidos y detenidos por policías municipales, aliados de "Guerreros Unidos" y luego entregados a los narcos. Estos los aniquilaron y luego quemaron sus cuerpos. Hubo además al menos otros seis muertos en tiroteos esa noche.

De acuerdo con las investigaciones en Estados Unidos, el cártel usaba autobuses para traficar heroína desde Iguala, y los estudiantes interfirieron sin querer en esa operación. Un grupo internacional de expertos independientes (el GIEI) sostiene que los jóvenes pudieron haber tomado por error un autobús cargado con droga y esto habría originado la persecución y matanza.

"El reportaje (de Reforma) advierte que la organización criminal Guerreros Unidos, lejos de ser un grupo criminal de alcance regional encabezado por figuras de mediana importancia con vínculos exclusivamente municipales, es en realidad una compleja red transnacional de tráfico de drogas ", señalaron el grupo Tlachinollan, el Centro Prodh y otras organizaciones civiles, luego de conocer las conversaciones interceptadas en una ciudad tan distante como Chicago.

Ocho líderes del cártel en Estados Unidos se encuentran detenidos y bajo proceso en Chicago por tráfico de drogas. Las llamadas fueron interceptadas dentro de esa investigación. Los mensajes no revelan el destino de los estudiantes, pero sí que el cártel creyó que un grupo de "Los Rojos" pretendía tomar el control de Iguala. También menciona que hay "60 paquetes guardados y otros con San Pedro", en tácita referencia a personas y cadáveres.

Hasta ahora sólo se halló e identificó con certeza un hueso calcinado de uno de los jóvenes, en un cañadón donde se habrían quemado los cuerpos con nafta. La versión de la Fiscalía mexicana, de que todos fueron incinerados, fue desacreditada por peritos independientes. Un personaje, identificado como "Silver" y testigo protegido en Estados Unidos, da en los mensajes órdenes de pedir apoyo a autoridades aliadas, entre ellos el entonces alcalde José Luis Abarca (PRD, izquierda).Más de un centenar de personas, entre ellas Abarca, policías y miembros de Guerreros Unidos, han sido detenidas. En las conversaciones se dice que esa noche hubo entre 50 y 60 personas desaparecidas, no sólo 43, y se menciona un enfrentamiento con seis muertos más.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});