Información Gral

Masiva marcha contra una nueva pastera

Ambientalistas y vecinos de la ciudad entrerriana hicieron, además, la tradicional movilización anual en repudio a la ex Botnia.

Lunes 30 de Abril de 2018

Ambientalistas y vecinos de la ciudad entrerriana de Gualeguaychú realizaron ayer, bajo una intensa lluvia, la tradicional marcha anual contra la pastera UPM-ex Botnia, y en rechazo a la instalación de una nueva planta de este tipo sobre la vera del río Uruguay.

Convocada por la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú, la movilización comenzó a las 13 y se desarrolló hasta las 16.30 en el Puente General San Martín donde los manifestantes volvieron a repetir el "abrazo al río Uruguay" que caracteriza a esta manifestación en defensa de esa cuenca y en rechazo a su contaminación.

A raíz de las intensas lluvias que se registraban en esa zona al momento de la marcha, los asambleístas, vecinos y alumnos del Colegio Bertora, se manifestaron en autos y a ellos se sumó un grupo de ciclistas que llegaron desde el paraje Arroyo Verde. Bajo el lema "Sin contaminación! Por gurises sanos y felices!" la caravana recorrió el trayecto que va desde el ingreso al Puente San Martín hasta el paso fronterizo con Uruguay, donde, frente a las autoridades de Aduana, dieron la vuelta y retomaron el trayecto hacia el óvalo nuevamente. Antes de comenzar la marcha, el padre Roberto Cretta -en representación del Obispado de Gualeguaychú- realizó la tradicional oración ecuménica.

"Nos preguntamos qué le pasó al rabino Sergio Bergman, que hasta que fue nombrado funcionario (ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable) siempre nos acompañó, es más, su oración era la que más esperábamos porque reflejaba el sentimiento de los vecinos de Guleguaychú", dijo Cristina Limba, una de las asambleístas de Gualeguaychú.

En esta 14ª edición de la marcha, el reclamo también apuntó contra la decisión del gobierno uruguayo de multar con 500 unidades reajustables (unos 533.500 pesos uruguayos o más de 382 mil pesos argentinos) a la planta de celulosa por verter sustancias contaminantes en una cantidad que supera lo permitido, según indicaron los manifestantes.

La partera de capitales findanleses UPM está ubicada en la localidad uruguaya de Fray Bentos, sobre el río Uruguay, frontera natural entre Argentina y Uruguay.

"Con esta sanción, el gobierno uruguayo está reconociendo que la pastera contamina, la pregunta es qué espera nuestro gobierno. El único que nos está acompañando es el intendente Martín Piaggio y todas las fuerzas políticas del Concejo Deliberante de la ciudad, pero el gobernador Gustavo Bordet no está peleando a nuestro lado por una causa que debería sentir suya", agregó Limba.

En la manifestación, también hubo críticas hacia el gobernador Bordet por haber derogado, en enero pasado, una ley provincial que había sido sancionada en marzo del 2007, en medio del conflicto con Uruguay por la instalación de la pastera -conocida como "Ley de la Madera"- que prohibía "la venta y/o salida de rollizos y chips destinada a la exportación como materia prima para empresas fabricantes de pasta celulósica que generan residuos contaminantes".

El año pasado, un informe elaborado por el Comité Científico de la Comisión Administradora del Río Uruguay (Caru) aseguró que el río Gualeguaychú está excedido en "aluminio, hierro, amonio y berilio" sobre la costa de la ciudad.

Numerosos habitantes se movilizaron contra la instalación de otra planta.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario