Información Gral

Los padres torturadores de California fueron imputados con 49 cargos

El matrimonio Turpin abusó durante años de 12 de sus 13 hijos, a los que encadenaba y hambreaba. Una niña logró escapar y denunció la pesadilla.

Sábado 23 de Junio de 2018

David y Louise Turpin, la pareja de California acusada de abusar, encadenar y hacer pasar hambre a 12 de sus 13 hijos biológicos de entre dos y 29 años irán a juicio por 49 cargos en su contra en un caso que se conoce como "La casa del horror". Están detenidos desde enero pasado. Ayer, el juez Bernard Schwartz consideró que existe lo que se conoce como "causa probable" para juzgar a la pareja por 49 de los 50 cargos en su contra, que conllevan una pena de 94 años de prisión. La pareja se declaró inocente de todos los cargos, pese a la evidencia en su contra. El juicio comenzará el 3 de agosto.

David Macher, abogado de David Turpin, argumentó que la evidencia era tan incendiaria que imposibilitó que su cliente tuviera una "audiencia justa". Los investigadores también ofrecieron detalles sobre el abuso grave y el abandono que los hermanos sufrieron en Texas, antes de que la familia se mudara a California hace ocho años. Los abogados de la defensa le pidieron al juez que excluyera del caso el tiempo pasado en Texas. Pero no porque no existan delitos en este otro Estado, al contrario. Es que "la evidencia de Texas, una vez que la escuchaste, es difícil de olvidar. No es relevante. Es altamente perjudicial", se contradijo el abogado defensor.

Pero los fiscales argumentaron con éxito que abusar de los hermanos en Texas sí fue relevante, porque preparó el escenario para que los nenes se sientan impotentes e incapaces de escapar en California. Los hermanos dijeron que David Turpin les infligió severos castigos físicos en Texas, como colocarlos en caniles de perros. Uno de los hermanos, de 25 años, dijo que sus padres abandonaron a sus hijos durante tres o cuatro años. Los hacían vivir en un trailer mientras la pareja vivía en un departamento cercano. "El y su hermana mayor se quedaron a cargo", dijeron los investigadores. A pesar de estar ausentes, los padres continuaron comunicándose con los hermanos por teléfono y forzando a los dos niños mayores a castigar a los demás.

David y Louise Turpin están detenidos desde enero, gracias a que una de sus hijas logró escapar de su casa al sudeste de Los Angeles, y le dijo a la policía a través del 911 que sus 12 hermanos y hermanas estaban cautivos por sus padres. "Nos encadenan si no hacemos lo que debemos", contó Jordan Turpin. Jordan, de 17 años, planificó su escape durante dos años. Entre los estremecedores detalles que dio a la policía, dijo que sus dos hermanas más chicas "estaban encadenadas a sus camas" por violar las reglas de la casa al haber tomado caramelos de la cocina sin permiso. "A veces mis hermanas se despiertan y comienzan a llorar por el dolor. Llamo para que ayuden a mis hermanas", dijo al 911. La chica de 17 años tuvo problemas hasta para deletrear su apellido.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario