Información Gral

La Iglesia argentina respaldó al Papaante las acusaciones

La Conferencia Episcopal Argentina (CEA) le envió una carta al Papa Francisco donde le manifiesta su "fraterna y filial" cercanía ante lo que consideran un "ataque despiadado", en referencia a las denuncias de un ex nuncio vaticano de que encubrió a un cardenal estadounidense y sus delitos de pedofilia.

Viernes 31 de Agosto de 2018

La Conferencia Episcopal Argentina (CEA) le envió una carta al Papa Francisco donde le manifiesta su "fraterna y filial" cercanía ante lo que consideran un "ataque despiadado", en referencia a las denuncias de un ex nuncio vaticano de que encubrió a un cardenal estadounidense y sus delitos de pedofilia.

"Como Pueblo de Dios que peregrina en Argentina, pastores y fieles, queremos manifestarle nuestra fraterna y filial cercanía en este momento en que sufre un ataque despiadado en el que confluyen distintos y mezquinos intereses mundanos. Compartimos sus dolores y esperanzas", indicaron los obispos en la misiva.

También señalaron que "como usted nos ha enseñado en Gaudete et Exsultate, 92, la cruz, sobre todo los cansancios y los dolores que soportamos por vivir el mandamiento del amor y el camino de la justicia, es fuente de maduración y de santificación".

Los prelados argentinos sostuvieron que Jorge Bergoglio puede decir con San Pablo: "Por eso soporto esta prueba. Pero no me avergüenzo, porque sé en quien he puesto mi confianza, y estoy convencido de que él es capaz de conservar hasta aquel Día el bien que me ha encomendado" , indicó la CEA. La carta la firma monseñor Oscar Ojea, obispo de San Isidro y presidente de la CEA, y el secretario general del Episcopado, Carlos Malfa, obispo de Chascomús.

En Chile

Pero pese a este respaldo público al Papa desde la Argentina, los escándalos de abusos sexuales en la Iglesia no cesan en el resto del mundo. Ayer, la Iglesia chilena informó que abrió una investigación en contra de otro sacerdote por dos denuncias de abuso sexual, una de las cuales contra un menor de edad. El arzobispado de Santiago dijo que el pasado lunes abrió una investigación contra el presbítero Diego Ossa Errázuriz, "por dos denuncias de abuso sexual y de autoridad que habrían ocurrido antes del año 2005, cuando una de las personas denunciantes declara haber sido menor de edad".

Mientras dure la nueva investigación "el sacerdote ha sido apartado, no puede realizar actos propios del ministerio sacerdotal y se le ha fijado residencia", en tanto los antecedentes del caso fueron entregados a la Fiscalía. Ossa es uno de los discípulos de Fernando Karadima, un poderoso sacerdote formador de obispos "condenado" por el Vaticano en 2011 por abuso de menores a una vida de "oración y penitencia".La denuncia se suma a las 38 causas y a las 73 personas de la Iglesia chilena investigadas por la Justicia por abuso sexual, en su mayoría menores de edad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario