Información Gral

Falleció el periodista e historiador Hugo Gambini: tenía 85 años

Hace un mes le habían diagnosticado leucemia. Escribió una recordada biografía sobre el "Che" Guevara y varios otros libros de política argentina.

Viernes 21 de Junio de 2019

El periodista e historiador Hugo Gambini, de larga trayectoria en medios de comunicación y autor de biografías sobre Ernesto "Che" Guevara y Arturo Frondizi, entre otros libros, falleció de muerte natural a los 85 años, según informaron sus familiares.

Nacido en Buenos Aires en 1934, se inició muy joven —a los 18 años— en la labor periodística, en la que fue reportero, cronista y redactor, y trabajó en varios medios gráficos, radiales y televisivos. En su larga carrera pasó por diarios y revistas como Crónica, Crítica, Leoplán, Noticias Gráficas, La Opinión, Panorama, Primera Plana, Siete Días, Vea y Lea, La Nación, Clarín, El Día y Diario Popular.

Gambini padecía leucemia, enfermedad que le fue diagnosticada hace un mes. Fue internado en la mañana del miércoles en el Sanatorio Otamendi, donde murió pasadas las 22 horas.

Miembro de la Academia Nacional de Periodismo, escribió también varios libros, entre ellos, "El Che Guevara", una biografía best-seller del revolucionario argentino, ganadora del Premio Planeta.

Gambini era de Floresta, en Buenos Aires y recorrió todas las vetas del periodismo, desde la crónica diaria y la nota semanal hasta el gran reportaje y la columna de opinión. Su formación política comenzó a los 18 años, afiliado al Partido Socialista. Con la llegada de la democracia, se definió como un "alfonsinista fervoroso".

A nivel laboral comenzó en el diario La Vanguardia (fundado por Juan B. Justo en 1894) en 1957, bajo la dirección de Alicia Moreau de Justo. Mientras miraba el archivo del diario, un amigo periodista que trabajaba allí le pidió que fuera a entrevistar al secretario del Sindicato de Telefónicos. Desde ese entonces nunca dejó el periodismo.

Pasó por muchísimas redacciones: El Avisador Mercantil, Crítica, Noticias Gráficas, Crónica, Vea y Lea, Leoplán, El Economista, Panorama, Siete Días y La Opinión. Luego colaboró con su firma en los diarios La Nación, Clarín, El Día (La Plata) y Diario Popular.

Formó parte de la histórica revista Primera Plana de Jacobo Timerman, que tuvo una de las mejores redacciones de todos los tiempos, integrada por Ernesto Schoo, Tomás Eloy Martínez, Norberto Firpo, Ramiro de Casasbellas y Osiris Troaiani.

En 1973, junto a su entonces mujer Emiliana López Saavedra —con quien tuvo dos hijas—, fundó la revista semanal Redacción, que dirigió durante 30 años.

Fue distinguido con la Orden del Toro Lisandro de la Torre (1972); el Premio de Periodismo Mariano R. Castex (1977) y la Cruz de Plata Esquiú (1985). En 1983 fue presidente de la agencia de noticias Télam. Dirigió en 1982 la obra Crónica Documental de las Malvinas.

Era un asiduo crítico del peronismo. En 1999 apareció su "Historia del Peronismo. El poder total" (1943-1951), luego el segundo tomo "La obsecuencia" (1952-1955) y "La violencia" (1956-1983). En 2006 publicó la biografía "Arturo Frondizi. El estadista acorralado".

Este mes había publicado por Random House "Las traiciones de Perón", junto a Ariel Kocik.

Alfonsín lo nombró presidente de Télam, estuvo cuatro meses y pasó a conducir "Interpelación", un programa televisivo que convocaba a ministros, senadores y diputados. El ciclo semanal fue levantado con la llegada de Carlos Menem al poder.

Polémica

Sin embargo, esa salida derivo en su desembarco en Polémica en el bar, el popular programa de Gerardo Sofovich, entre los años 1989-1995. Allí le tocó personificar al "Contra", ya que era el único integrante de la mesa políticamente radical-alfonsinista ante la mayoría menemista. De ese período se recuerdan las acaloradas discusiones con los periodistas Luis Beldi y Jorge Asís.

Vélez fue su gran pasión, y a fines de los '70 llegó a ser candidato a presidente por el Círculo El Fortín, pero perdió las elecciones a manos de Ricardo Petracca.

Hincha consecuente e incondicional, ha seguido a la institución de Liniers a todos lados, y en tiempos en que Vélez no era club que llegó a ser a partir de los años '90. Viajó al Morumbí de San Pablo para ver la final en la que Vélez se consagró campeón de la Copa Libertadores en 1994.

En los últimos tiempos su garra y espíritu combativo le hicieron frente a una serie de inconvenientes de salud que fue sorteando de a poco. Pero hace un mes, otro sacudón lo tuvo a maltraer: le diagnosticaron leucemia.

Desde hacía dos años, recién separado, vivía solo, en un hotel céntrico, desde donde escribía artículos para diversos medios y tenía casi terminado un libro sobre sus memorias.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario