Información Gral

"Él también es víctima", dijo la mamá del joven nexo en la red de pedofilia

La mujer dijo que en la pensión de Independiente "era común" que chicos den sexo a cambio de dinero y que su hijo lo hizo cuatro veces

Sábado 07 de Abril de 2018

el club. El acceso a la pensión de la entidad de Avellaneda. La denuncia judicial partió del club luego de que uno de los futbolistas se quebrara.

Joaquín V., el futbolista de 19 años que fue señalado como el presunto nexo entre los juveniles abusados en Independiente y los pedófilos, "no entregó a nadie ni pertenece a una red de trata", según aseguró su mamá Verónica que ayer accedió a hablar a través del teléfono con la prensa.

Incluso la mujer sostuvo que su hijo también fue víctima: "Vio lo que otros hacían y necesitaba la plata", expresó, y confesó que también accedió a tener sexo por dinero con adultos. En cuatro oportunidades.

"Lo quisieron ensuciar, lo mandaron al frente sin saber el fondo de la cuestión. Él no entregaba a otros chicos ni pertenece a una red de trata... nada que ver", dijo la mamá de Joaquín V. en Sportia, el noticiero de TyC Sports con el que se prestó al diálogo.

Además, reveló que el joven futbolista se encuentra actualmente en la ciudad rionegrina de Cipolletti, contenido por su familia (tiene padres separados y tres hermanos) y reponiéndose de la rotura de ligamentos cruzados en una de sus rodillas.

"Él reconoce que se equivocó. Es una víctima más que hizo lo que hizo porque vio que otros lo hacían y necesitaba la plata. Dentro de la pensión esto era lo común", agregó Verónica. Y dijo que cuatro veces su hijo recibió dinero por tener sexo con hombres cuando aún era menor.

Al ser consultada sobre la logística de los encuentros, la mujer explicó: "Lo contactaban por teléfono. Después de los entrenamientos iba en remís a encontrarse, estaba 10 o 15 minutos, le daban la plata y listo. No sé qué pasó por su cabeza".

La mujer añadió que su hijo "llegó a Independiente a los 16 años. Trabajaba en un restorán de 5 de la tarde a 12 de la noche, para tener su plata. Esta gente (los abusadores) sabe muy bien a las personas que eligen. Buscan a los más débiles. Mi hijo no tenía ni para los botines. Ahora se cortó su sueño de jugar al fútbol. Está muy dolido y asustado, porque recibió amenazas".

Además, despegó al club de Avellaneda: "En la pensión está muy bien. Le han dado mucho cariño. Esto escapa de sus manos".

El nombre de Joaquín fue mencionado por el relacionista público Leonardo Cohen Arazi, que está detenido desde hace una semana acusado de corrupción de menores, quien afirmó que conocía al jugador "de un boliche" y estuvo en su casa.

"Nunca me contó que era víctima -dijo el detenido en TN sobre Joaquín V.-. Él estuvo en mi casa y había otra gente. No todos éramos mayores, pero no hacíamos orgías", manifestó horas antes de quedar detenido.

La madre de Joaquín V. indicó que su hijo sólo conoce a Martín Bustos, el árbitro acusado de "abuso sexual y facilitación de la prostitución", también detenido.

"Mi hijo declaró que se contactó con cuatro personas, pero después surgieron más nombres en la causa que él no conoce", expresó.

Según los testimonios y prueban colectados, la red operaba más o menos de la siguiente manera: Joaquín u otro de los chicos de la pensión se acercaba a los jugadores (sus compañeros) y les proponía tener sexo con hombres a cambio de dinero, entre 800 y 1.000 pesos por "servicio".

A los chicos los esperaban en un auto y los llevaban a concretar los encuentros sexuales, que tenían lugar en un departamento en Palermo (propiedad de Cohen Arazi) y una casa en San Isidro (del árbitro Bustos), entre otros lugares.

En la denuncia, se detalla uno de estos encuentros, en el que a un chico de 14 años le presentaron "a un hombre en el Shopping Wallmart, de Avellaneda, y desde ahí se trasladaron en un vehículo hasta San Isidro, donde se llevó a cabo el encuentro sexual. Al menor le practicaron sexo oral y penetró al hombre a cambio de dinero".

A estos encuentros, los chicos iban acompañados por otro menor. El chico abusado recibía el dinero y el acompañante, 200 pesos en cargas de la tarjeta SUBE. La fiscal Garibaldi contó que, además del dinero y las cargas en la SUBE, a los menores les ofrecían pasajes para ir a ver a sus familias al Interior, ropa (incluida ropa interior) y botines.

El rol del club

La denuncia partió del club y la dirigencia de Independiente emitió un comunicado oficial apenas difundido el caso.

"El club hizo la correspondiente denuncia y puso a disposición todos los elementos que están a su disposición y al personal vinculado al área para que la Justicia actúe en consecuencia (...)

"Lamentamos este tipo de acciones que involucran a la institución en temas tan delicados e iremos hasta las últimas consecuencias para resolverlo".

En una conferencia de prensa que dio el miércoles pasado, el procurador bonaerense Julio Conte Grand dijo que es probable que detrás de los casos de Independiente esté involucrada "la red de abusos más grande del país".

Conte Grand dijo que la investigación puede durar hasta dos años y aclaró que por el momento el caso no pasará a la Justicia Federal, ante las versiones de un posible traspaso."No tengo la impresión que se quieran llevar la causa a Capital Federal. Aunque me llegó información que a la Provincia nos faltan medios y no es cierto, les garantizo que esta investigación seguirá a cargo nuestro", dijo.

"Mi hijo no tenía ni para los botines. Ahora se cortó su sueño de jugar al fútbol. Está asustado, recibió amenazas"

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario