Información Gral

El ladrón herido está grave y buscan a los dos prófugos del tiroteo en Tribunales

El detenido por el robo a una joyería sigue internado por los balazos que recibió en el enfrentamiento con la policía. Tienen filmados a los otros dos

Jueves 08 de Febrero de 2018

El único detenido por el robo a una joyería y el posterior tiroteo en los que anteayer resultaron heridos una jueza y un empleado judicial en la zona porteña de Tribunales continuaba ayer internado en grave estado por los dos balazos que recibió en el enfrentamiento, mientras que los investigadores intentan identificar con videos, rastros y tareas de inteligencia a los dos cómplices que escaparon y continuaban prófugos.

El imputado apresado anteayer fue identificado como Carlos Alberto Antequera, de 32 años, quien se encontraba aún internado en terapia intensiva en el Hospital Argerich con custodia policial.

El paciente ingresó al hospital con dos heridas de arma de fuego: la más grave, en el hemitórax izquierdo, y la otra en la pierna izquierda.

Fuentes policiales revelaron a Télam que Antequera tiene varios antecedentes, todos por robo, y proviene de la localidad bonaerense de Villa Maipú, en el partido bonaerense de San Martín, donde tiene un hermano que trabaja como miembro de la Policía Local.

Además, en su prontuario, figura también con la falsa identidad de Sergio Hernán Bafetti, nombre con el que incluso tiene un par de perfiles falsos de Facebook.

Los dos inocentes que terminaron baleados en el enfrentamiento entre policías y delincuentes, la jueza laboral María Alejandra D'Agnillo, de 60 años, titular del Juzgado de Trabajo Número 63, y Ezequiel Eduardo Allende, de 27, empleado del Juzgado Civil número 9, continuaban ayer internados pero fuera de peligro en el Sanatorio Finochietto, del barrio porteño de Recoleta.

En tanto, los detectives de la Policía de la Ciudad que trabajan en la causa bajo la dirección del juez en lo Criminal y Correccional 10, Fernando Caunedo, intentaban poder identificar y detener a los dos cómplices de Antequera que participaron del robo y los tiroteos y quedaron filmados.

"Estamos analizando todos los videos donde los tres delincuentes quedaron filmados. Además se están procesando todos los rastros que los peritos levantaron en los distintos escenarios del raid que protagonizaron. Esperamos que alguna huella nos lleve a alguno de ellos", dijo a Télam un jefe policial que trabaja en la pesquisa.

Los investigadores saben que uno de esos prófugos, el que quedó filmado ingresando a la sede de la Procuración General de la Ciudad, sobre la calle Uruguay 440, para cambiarse de ropa y escapar, está herido en una mano, según lo que vieron los testigos.

Ese delincuente dejó abandonados en las escaleras del cuarto piso dos cargadores de pistola, un cuchillo y un pantalón de jean que se cambió por una bermuda.

Más de 60 tiros

El hecho, en el que según las fuentes se produjeron más de 60 disparos, comenzó anteayer a las 14.15, cuando tres delincuentes robaron la Joyería Yoni, situada en Libertad 395, casi Corrientes, y al salir comenzaron a disparar contra policías de la Seccional 3ª, que concurrieron al lugar porque habían sido alertados del hecho.

Mientras los efectivos, que resultaron ilesos, pidieron refuerzos, los dos asaltantes que habían ingresado al local con sombreros de cowboys y un tercero que estaba afuera de "campana", se subieron a una camioneta Ford EcoSport negra e iniciaron la fuga por la calle Libertad hasta Lavalle.

En la esquina de Lavalle y Talcahuano, los asaltantes se cruzaron con efectivos en moto de la Policía de la Ciudad, chocaron con un auto y se produjo un tiroteo donde resultaron heridos la jueza laboral D'Agnillo y el empleado judicial Allende.

Mientras tanto, los ladrones se bajaron del rodado, se escaparon corriendo y se subieron a una camioneta Peugeot Partner que robaron en Talcahuano y Sarmiento.

Con ese utilitario siguieron la fuga esta Paraná y avenida Corrientes donde no pudieron avanzar más porque tenía los neumáticos pinchados.

Allí hubo un nuevo tiroteo en el que terminó herido y detenido el imputado Antequera, mientras que sus cómplices lograron huir a pie.

Uno de ellos ingresó al edificio de la Procuración General de la Ciudad de Buenos Aires, en Uruguay 440, donde se cambió la ropa y se escapó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});