Información Gral

El calcio llora la muerte de Astori y aguarda el resultado de la autopsia

El fútbol italiano amaneció ayer de luto por el repentino deceso del capitán de Fiorentina. La mayoría de los diarios lo publicaron en la tapa

Martes 06 de Marzo de 2018

El fútbol italiano amaneció ayer de luto tras la repentina muerte del capitán de Fiorentina, Davide Astori, mientras espera que la autopsia de hoy arroje claridad sobre los motivos de su fallecimiento. La mayoría de los medios italianos colocó ayer la imagen del jugador de 31 años en sus portadas pese a que el domingo se celebraron también elecciones parlamentarias en el país.

En el ambiente del fútbol y en las redes sociales, en tanto, se multiplicaron las muestras de dolor e incredulidad. Y se abrió un debate sobre si los médicos de los distintos clubes en los que jugó Astori podrían haber previsto el problema cardíaco que causó su muerte.

Astori jugó profesionalmente en Cagliari y Roma antes de desembarcar en Fiorentina. "Nuestros protocolos médicos son excelentes. Italia está en la vanguardia de la medicina deportiva", afirmó el ex jefe médico de Roma Ernesto Alicicco.

"Los futbolistas profesionales son someten a estudios cada seis meses y nada pasa desapercibido. Estoy esperando por la autopsia. Desde el punto de vista científico, tengo curiosidad por saber qué es lo que sucedió", indicó.

Alicicco estuvo entre los médicos que, en diciembre de 1989, intervinieron a tiempo tras el colapso del futbolista de Roma Lionello Manfredonia en un encuentro jugado en campo de Bologna con temperaturas bajo cero. Manfredonia se retiró tras el incidente y trabajó como director deportivo en varios clubes, aunque la causa de su colapso aún sigue sin estar clara.

Menos fortuna que Manfredonia tuvo Piermario Morosini, un mediocampista de Livorno que murió en 2012 con apenas 25 años en pleno de campo de juego. El jugador, que sufrió un paro cardíaco, tenía un problema congénito que no había sido detectado.

La primera muerte durante un partido de fútbol profesional en Italia ocurrió en 1977, cuando el mediocampista de Perugia Renato Curi falleció de un paro cardíaco en un duelo ante Juventus. Se espera que la autopsia de hoy pueda arrojar luz sobre el motivo de la muerte de Astori. "No hay de momento ningún indicio que señale la participación de terceros", dijo el fiscal Antonio De Nicolo en Udine.

Sin embargo, afirmó que la Fiscalía tiene la obligación de evaluar todas las hipótesis. En caso de que se determine que se trató de una tragedia sin culpables, la causa será cerrada.

"En la habitación del hotel estaba todo en orden", afirmó De Nicolo, quien señaló que Astori llevaba varias horas muerto antes de que se encontrara su cuerpo.

"No se encontró ningún tipo de sustancia que pudiera haber causado la muerte. Pero como se trata de la muerte de una persona de 31 años, vamos a llevar adelante todas las investigaciones para descartar factores externos".

Tras la autopsia de hoy, el funeral de Astori se celebrará pasado mañana en Florencia en la Basílica de Santa Croce, anunció ayer el Club Fiorentina.

El cuerpo del defensor será trasladado mañana hasta Florencia. Una vez allí, se instalará la capilla ardiente en la localidad de Coverciano, donde tiene la sede de la Federación Italiana de Fútbol. Una día después se celebrará una misa en recuerdo del jugador en la Iglesia de Santa Croce.

El capitán del equipo violeta murió en la madrugada del domingo por un paro cardíaco mientras dormía en un hotel en la ciudad de Udine, donde Fiorentina se iba a enfrentar a Udinese, en un encuentro de la Liga italiana.

Astori, de 31 años, debutó en la máxima categoría del fútbol italiano con la camiseta de Cagliari en septiembre de 2008. Después de seis temporadas en el equipo sardo, jugó un año en Roma y fichó por Fiorentina en 2014. Recientemente renovó su contrato hasta 2022.

El defensor disputó además 14 partidos con la selección italiana de fútbol. Su último encuentro con la "azzurra" fue en septiembre de 2017 ante Israel.

Sus compañeros en Fiorentina encontraron su cadáver en su habitación de hotel después de que no acudiera al desayuno del equipo en la mañana del domingo.

En señal de luto, la Liga italiana canceló los siete encuentros que estaban programados para el domingo. También se suspendió la actividad en la Serie B.

Ayer, todas las instalaciones de la federación italiana lucieron la bandera a media asta. Además, tal como sucedió en las competiciones de otros países, habrá minutos de silencio en todos los partidos del fútbol italiano cuando se retome la actividad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario