Información general

Una chica que festejaba su graduación fue agredida por un sacerdote

La joven celebraba frente a la Catedral de La Plata cuando, según dijo, el cura le pegó una patada.

Viernes 30 de Marzo de 2018

Una chica que festejaba su graduación frente a la Catedral de La Plata fue agredida de una patada por un párroco del lugar, que se enfureció por "el enchastre que estaban haciendo" en las escalinatas.
El insólito momento ocurrió el miércoles a la tarde, unos minutos después de que Sofía Conte llegara al templo ubicado sobre la calle 14, frente a la plaza Moreno. Acompañada por un grupo de amigos, la joven se dispuso a celebrar haber conseguido su título en Comunicación Social, una tradición reciente entre los graduados platenses.
Sin embargo, según se puede ver en un video difundido por los amigos de la chica, un cura apareció en escena para terminar con el festejo. Se trata del párroco Esteban Alfón quien, enfurecido, le pegó una patada desde atrás a Sofía. La chica logró resistir el golpe sin llegar a caerse por las escaleras.
Sacerdote golpeó joven

Al hablar con las cámaras de América TV, Sofía advirtió que en las próximas horas presentará una denuncia penal contra el cura: "Salió de forma prepotente y nos dijo que nos vayamos, que eso era la casa de Dios. Después me pegó la patada. Trastabillé y caí dos escalones más abajo, pero me podría haber lastimado".
"Es una vergüenza que una persona que está a cargo de las misas, que le enseña a los chicos, haga esto. Fue un momento muy tenso, de mucha agresión. No lo podía creer", contó.
Minutos más tarde, el que salió a hablar fue Alfón que se defendió: "No podía tocarla porque estaba toda embadurnada. Yo no le pegué, la corrí como quien mueve una silla que está en un lugar que no debe estar".
El sacerdote admitió su error al decir que tuvo "una actitud desmesurada, estaba muy nervioso" y pidió "perdón". Aunque dijo también estar harto de los festejos de graduación frente a La Catedral: "Sus amigos me dijeron de todo a los gritos, me faltaron el respeto. Siempre vienen a las escalinatas, dejan todo pintado, baldosas rotas... es algo que le cuesta mucho a la Iglesia. Además, estaban casi desnudos. No es el lugar".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario