Escenario

Vuelve la magia de "El Cristal Encantado"

Netflix estrena el viernes una serie basada en el filme "Dark crystal", de 1982, de Jim Henson, el creador de los Muppets.

Domingo 25 de Agosto de 2019

La magia de “El Cristal Encantado” llega a la pantalla chica, esta vez en una versión más tecnológica que la de la película de 1982. Es que cuando en 1982 Jim Henson, el creador de “Los Muppets”, estrenó la película “Dark Crystal” usando marionetas y escenarios hechos a mano, convirtió su obra en una de culto. Netflix lanza una serie basada en este filme, llamada “El Cristal Encantado, La Era de la Resistencia”, que está hecha con títeres, el próximo viernes en su plataforma de streaming. La serie cuenta con las voces de Mark Hamill, Helena Bonham-Carter y Sigourney Weaver.

    “El Cristal Encantado: La era de la Resistencia” cuenta una nueva historia épica, ambientada muchos años antes de los eventos de la película, y se realizó utilizando títeres clásicos con efectos visuales de vanguardia. La trama se sitúa en el mundo de Thra, que se está muriendo. El Cristal de la Verdad está en el corazón de Thra, una fuente de poder indecible. Pero está dañada, corrompida por el malvado Skeksis, y una enfermedad se extiende por toda la tierra. Cuando tres Gelfling descubren la horrible verdad detrás del poder de los Skeksis, se desarrolla una aventura a medida que se encienden los fuegos de la rebelión y comienza una batalla épica por el planeta.

   El director de esta novedosa producción es Louis Letterier, quien confesó haberse sentido influenciado por las películas de Henson. “Mi ojo se entrenó al ver su trabajo, así que cuando llegué a Hollywood y comencé a hacer el tipo de grandes películas de creación mundial que siempre había soñado dirigir, estaba decidido a conocer a mis héroes y posiblemente trabajar con ellos. Lisa Henson, quien dirige The Jim Henson Company, es una de ellas. Ella me invitó a visitar el lote mágico de Henson y comenzamos a hablar sobre diferentes proyectos cuando le dije: “Hay una película que nunca dejará de pensar, y es «The Dark Crystal». ¿Qué estás haciendo con eso?”, contó el director.

   Lo cierto es que la productora original del filme había estado desarrollando una secuela de “The Dark Crystal” durante un tiempo pero el proyecto estaba atascado, así que Letterier decidió involucrarse reuniéndose con escritores, leyendo guiones y supervisando revisiones.

   Como los títeres son estáticos, el director puso los avances tecnológicos a disposición: “Hace 25 años no tenían acceso a toda la increíble tecnología que tenemos ahora. Entonces, me di cuenta de que si las marionetas no pueden moverse tanto como los actores humanos, necesito mover más la cámara para mejorar el movimiento. Si contrarrestara su movimiento y mejorara el dinamismo de la actuación con mi cámara, podría aumentar la impresión de energía y la velocidad de los títeres dándoles el mío. Fue como un baile. El titiritero caminaba 10 pasos, y yo caminaba 20, lo que realmente nos ayudó a dar vida a estos personajes. Todo esto generó una experiencia mucho más hipnótica y atractiva”, destacó Letterier.

   Para el cineasta, “la belleza de los títeres versus los gráficos por computadora es que es natural y orgánico. Hay una mano humana dentro de la marioneta. Cuando los titiriteros están actuando, no los ves en absoluto, pero realmente sientes su personalidad, su humanidad. El movimiento es muy real”.

    Y destacó que “cuando haces una secuencia de acción con actores super estrellas no se los puede arrojar del techo al tráfico sin mucha preparación” y en este caso todo es posible.

Cambio climático. La historia de esta precuela se centra en el peligro que corren el planeta y sus habitantes, que emprenden una cruzada para unir fuerzas y combatir la oscuridad, uno de los conceptos que la producción pone de relieve y que viene al caso ante la amenaza que vive la Tierra por el cambio climático.

   La serie está compuesta por 10 episodios de 1 hora y promete reflejar la misma magia que el filme que la inspiró. “Vi la película muy joven, pero lo vi una y otra vez. Como director, quise aplicar el mismo misterio y la misma alegría que tenía mientras veía el original. Nada fue un problema, pero todo fue un desafío, un rompecabezas, y finalmente siempre encontramos la solución. Y fue absolutamente fantástico”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS