Escenario

Una pareja que vuelve a brillar en la pantalla

Richard Gere y Diane Lane vuelven a encontrarse en la ficción en "Noches de tormenta", un filme hecho a la medida de la exitosa pareja cinematográfica. Un entorno ideal, tan apacible como turbulento —una casa a orillas del mar, una tempestad en ciernes— es el escenario para esta película romántica que se estrena hoy en los cines rosarinos. Los dos personajes de mediana edad están en crisis y el azar los reúne para, tal vez, darles una nueva oportunidad.

Jueves 02 de Octubre de 2008

Richard Gere y Diane Lane vuelven a encontrarse en la ficción en "Noches de tormenta", un filme hecho a la medida de la exitosa pareja cinematográfica. Un entorno ideal, tan apacible como turbulento —una casa a orillas del mar, una tempestad en ciernes— es el escenario para esta película romántica que se estrena hoy en los cines rosarinos. Los dos personajes de mediana edad están en crisis y el azar los reúne para, tal vez, darles una nueva oportunidad.

La historia se basa en una exitosa novela y los personajes protagónicos son Adrienne, a cargo de Diane Lane, y Paul, interpretado por Gere. Adrienne estaba intentando sobreponerse de la reciente traición de su marido, y con gran esfuerzo trataba de reconstruir su vida cuando de repente, él le dice que quiere regresar.

Una amiga le proporciona una posibilidad de detenerse y pensar con tranquilidad qué es lo que le conviene. Su amiga le pide que le cuide su pequeño hotel en Rodanthe durante unos días. Tal vez allí, en la tranquila costa de Carolina del Norte sobre el Atlántico, pueda encontrar la paz que necesita para resolver las cosas.

No es la temporada de vacaciones, y el hotel estaría cerrado si no fuera por la llegada inesperada de un huésped, Paul (Richard Gere), un médico de la ciudad. Hace mucho él antepuso su carrera a su familia, y ahora llegó a Rodanthe para sus conflictos profesionales y personales.

"Es una historia de amor para adultos", dijo Richard Gere y añadió: "Se trata de dos personas que tenían una vida hecha antes de conocerse y no estaban buscando tener una relación", explicó sobre su personaje que lo vuelve a unir en la pantalla con Diane Lane.

Gere añadió sobre su personaje: "Paul antepuso su carrera a todo en su vida. El quería ser el mejor doctor, no solo por dinero, sino para ayudar verdaderamente a la gente. Y logró serlo, pero eso le costó alejarse de su hijo ya adulto, se separó de su esposa y perdió su casa. Ahora enfrenta una crisis emocional y espiritual, y quiere alejarse de todas las cosas que fueron los cimientos de su vida. En ese estado llega a Rodanthe".

El encuentro en la ficción vuelve a unir a los dos intérpretes tal como sucedió hace 24 años en "Cotton Club", bajo las órdenes de Francis Ford Coppola, y como se lucieron nuevamente en "Infidelidad", dirigida por Adrian Lyne. Ambos vuelven a funcionar como pareja en una película que promete poner en primer plano el amor en la madurez.

En ese sentido Lane explicó: "Creo que existe un apetito por ver que otra gente es como nosotros y tiene necesidades parecidas a nosotros, sin importar la era, la edad o las circunstancias. El amor traspasa todas esos límites", aseguró.

Gere piensa que las diferencias entre quiénes eran ellos en los días de "Cotton Club", tanto como actores como personas, y las encuentra apropiadas para el filme.

"No se trata de la historia de dos adolescentes que se vuelven locos el uno por el otro ni bien se conocen. No es ese tipo de película. Hay escenas en las que casi ni se miran, pero bajo esas situaciones uno puede notar que hay algo más poderoso", aseguró.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario