Escenario

Una dibujante rosarina en una muestra de fanáticos de Pearl Jam

La artista local participará de la muestra que organiza el foro "Pearl Jam Argentina", en La Casa de Luca Prodan (líder de Sumo), desde este sábado, en San Telmo.

Jueves 15 de Agosto de 2013

Celina de la Torre es rosarina y dueña de un talento admirable. Ella cuenta que encontró en el dibujo y las letras de Eddie Vedder, cantante de Pearl Jam, un motivo mágico: reencontrarse con Alfredo “El Buy” Maidagan, el mayor de sus tres hijos, un apasionado por la música y los amigos, fallecido en 2007 en un accidente aéreo en Cañada de Gómez. Comenzó dibujando en su casa, luego realizó una muestra en un bar cultural de Pichincha y ahora, en “otra no coincidencia” (como ella lo define), participará de la muestra que organiza el foro Pearl Jam Argentina en La Casa de Luca Prodan (líder de Sumo), desde este sábado, en San Telmo.

Desde el 10 de junio de 2007 la familia y amigos rinden homenaje a “El Buy” a través de reuniones; un equipo de fútbol, “Nuestra Señora de Amarilli”, que pelea la mitad de tabla en el torneo del Country de Funes sólo con la excusa de honrar a esa “congregación de amigos” de la que él formaba parte; grupos de rock de la ciudad que aún guardan temas a modo de recuerdo; un perfil en el sitio Cultura Etérea, una revista digital de jóvenes escritores en la que él publicaba historias de antihéroes audaces que lograron hacerse “invisibles”; y un coro que organizaron sus padres y se reúne desde ese entonces todos los martes en barrio Pichincha.

Mientras tanto, en Celina comenzó a florecer el talento por el dibujo que estaba por ahí relegado. Fue cuestión de ver a través de la espiral del humo de unos cuantos cigarros, sacarle punta al lápiz y comenzar a ilustrar lo que después se transformó en una gran y promisoria exposición en Bon Scott, un espacio cultural y bar de amigos ubicado en el corazón de Pichincha. “Si mi hijo viviera no hubiera pasado de un par de dibujos que le regalé a mi esposo cuando éramos novios”, confiesa amable y simpática Celina, al recordar el disparador de ideas transformado en arte.

A la hora de explicar la conexión que para ella existe con la banda surgida en Seattle, recuerda: “Todo comenzó allá por los noventa y pico cuando mi hijo apareció con el disco «Ten». Después escuché «Elderly Woman behind the counter in a small town» y me voló la cabeza”.

Además, sostiene: “No creo en las coincidencias”, ya que desde la prematura partida de su hijo, Pearl Jam visitó dos veces el país y ella estuvo presente en ambas. “Gracias por traerme a mi hijo de vuelta cada vez que te escucho”, le escribió a Eddie, en inglés, acerca de cada canción. “Given to fly”, por ejemplo, es uno de esos.

Hace un tiempo descubrió mientras navegaba por la web el sitio “Pearl Jam Argentina”, en Facebook, donde envió un retrato de Eddie Vedder en su versión frontman, con todo el carisma que irradia recital tras recital. Ese dibujo fue publicado en esa red social y recibió muy buenos comentarios. Así fue como le propusieron participar de la muestra que se inaugura a partir de este sábado en La Casa de Luca Prodan, en San Telmo, donde los fans de la banda expondrán fotos, cuadros, ilustraciones, pósters, dibujos relacionados al grupo. “Otra no coincidencia, -como ella lo define- porque al momento de recibir la invitación aún no estaba confirmado el lugar”.

“La idea fue mezclar la realidad con la fantasía, por eso a Eddie le coloqué en la camisa un pin con la mano de mi hijo tomando un micrófono justo al lado del de Ramones, que existe y realmente lo usa”, explica Celina, aunque el viejo refrán sostenga que una imagen vale más que mil palabras.

En definitiva será una nueva exposición, otra “no coincidencia”, tal vez otra excusa para sentir que a pesar de que su hijo ya está físicamente, para ella regresa en cada acorde y cobra vida en cada trazo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario