Escenario

Un recital entre el funk, el blues y el jazz con Scott Henderson

El reconocido guitarrista radicado en Los Angeles, que regresó a Rosario, mostró su virtuosismo durante el show en el que tocó los temas de su disco “Vibe Station” .

Lunes 09 de Noviembre de 2015

Scott Henderson estrenó disco y mostró su virtuosismo en Rosario. El guitarrista radicado en Los Angeles tocó con su potente trío los temas de “Vibe Station”, su flamante placa. Basado en el funk, el concierto incluyó otros géneros como el jazz y el blues.
  Arribado a la Argentina luego de un extenso periplo que incluyó escenarios de Rusia, Noruega y Sudáfrica, entre otros, Henderson visitó la ciudad en el marco de su tour sudamericano. Esta fue su tercera visita a Rosario. La anterior había sido con un recordado concierto en La Comedia, en marzo del 2012. Esa ausencia prolongada produjo ansiedad por escucharlo y conocer las canciones de su nuevo disco.
  Una aceptable cantidad de espectadores llegó este viernes hasta el confortable Espacio 75, en el que la infraestuctura técnica permite que la labor de los músicos quede expuesta de manera inmejorable. Allí, en el recientemente inaugurado Galpón de la Música, el grueso del público se componía de músicos de las escenas del jazz y el rock local.
  Desde el punto de vista estilístico, aunque sus raíces están en el blues, su propuesta transita la fusión de géneros, con el aporte fundamental del sonido funk. De los ocho temas que tocó el grupo, solamente dos no están en el repertorio creativo de Scott. Ambas excepciones remiten a la idea de tributar a sus colegas más admirados, en este caso Miles Davis y Joe Zawinul. De Davis rescató “All blues” y de Zawinul ofreció una notable versión de “Black Market”.
  Travis Carlton (bajo) y Allan Hertz (batería), no se limitaron solamente a sostener la base rítmica, sino que aportaron con sus improvisaciones y también desplegaron su propia impronta.
  En los aprontes del tema que da título al disco, disparó un guiño al rock con algunos acordes de “Smoke on the Water”, de Deep Purple, en un tramo muy celebrado por el público. Probado el sonido de su guitarra con “Smoke”, dio la orden para que sus jóvenes laderos se lancen y fusionen rock y funk para el turno de “Vibe Station”.
  Los aplausos nunca esperaron el final de cada tema, iban surgiendo espontáneamente con cada desempeño solista. Interviniendo las canciones originales, característica que viene del jazz, el sólido ensamble del trío no necesitó de miradas, la complicidad estuvo de arranque y se sostuvo en todo el show.
  Habló poco, siempre en inglés, solamente para agradecer, para no restar tiempo a la música. Muy breve, luego de “Sphinx” y “Calhoun”, dos del nuevo disco, destacó las bondades de Rosario y la satisfacción por poder volver a tocar en la ciudad.

Diversidad. Instalado en la corriente estética que le marcaron sus referentes, tocó sin ataduras. En la mencionada “Black Market”, hizo convivir géneros diversos, haciendo difusas las fronteras, demostrando las amplias posibilidades que ofrece su instrumento.
  En el tramo previo a “Festival of Ghosts”, la generosidad de Henderson permitió que cope la escena Travis con su bajo, que creando loops, concretó su set solista con logradas melodías con potente sonido en clave de funk. El trío se mantuvo instalado en el género y, repitiendo la rutina, fue el turno de Hertz que se lució con su solo de batería en la intro de “Dolemite”, del álbum “Tore Down House” (1997), con la escucha de Scott a un costado del escenario.
  “Okey, okey”, asintió complacido en el reingreso a escena para el bis enfáticamente reclamado. Exponiendo su impronta rockera y su sonido contemporáneo, se despidió con una nueva versión de “Hole Diggin”, otra composición de su pasado reciente, sumando riffs cercanos al hard rock.
  Pocas ocasiones tiene Rosario de recibir conciertos de este nivel. Por eso, a estas apuestas de los productores, el público conocedor las acompaña y responde. Scott Henderson mostró un trío sólido, un excelente manejo de la pedalera y fusionó varios estilos, con predominio del funk, revalidando su sitial de preferencia que lo tiene instalado como un referente de la guitarra en estos últimos años.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS