Escenario

Un filme francés ganó Cannes y provocó sorpresa y decepción

La película de Jacques Audiard era considerada un trabajo menor respecto a otras candidatas. "La patota" obtuvo el premio de la prensa internacional.

Lunes 25 de Mayo de 2015

Decepción, sorpresa y más de una cara larga entre la prensa en el Festival de Cannes tras conocer la película ganadora de la Palma de Oro: "Deephan", del francés Jacques Audiard.

La historia de unos inmigrantes de Sri Lanka que llegan a Francia fingiendo ser una familia en su huida de la guerra civil que asoló (oficialmente hasta el 2009) el Estado insular no había causado una gran impresión entre la crítica.

Muchos consideraron que se trata de un trabajo menor en comparación a otras producciones anteriores como "De roulle et d'os" (2012), que se fue sin nada en Cannes pese a los elogios y sobre todo "Un prophète" (2009), que se hizo con el Gran Premio del Jurado del certamen francés.

El cine francés, que hizo una exhibición de poderío presentando cinco largometrajes al concurso (casi una cuarta parte del total), arroja un exitoso balance, ya que además de la Palma de Oro (la segunda desde 2013) con la que se alzó Audiard, de 63 años, se queda con los premios de intrepretación masculina y femenina.

Vincent Lindon obtuvo el galardón encarnando de forma contenida y emotiva a un desempleado de 50 años que intenta encontrar un nuevo trabajo en "La loi du marché", de Stéphane Brizé.

"Es la primera vez que me dan un premio en la vida", dijo con lágrimas en los ojos el actor, que tiene una amplia carrera como intérprete secundario y durante los 90 fue más conocido en la prensa rosa por ser la pareja de la princesa Carolina de Mónaco.

El premio a la mejor interpretación femenina fue toda una sorpresa: lo compartieron la francesa Emmanuelle Bercot con "Mon roi", de la realizadora Ma‹wenn, y la estadounidense Rooney Mara.

El trabajo de Bercot (que inauguró la presente edición del certamen como directora con "La tˆte haute") no impresionó especialmente a la crítica, ya que la película sobre una relación tormentosa pasó sin pena ni gloria.

El galardón a Mara sin embargo fue bien recibido, aunque también supuso una sorpresa ya que todos apuntaban a su compañera de reparto, Cate Blanchett, como ganadora segura del premio por "Carol", una de las cintas más aclamadas del certamen.

El jurado presidido por los hermanos Joel y Ethan Coen decidió también reconocer el cine del mexicano Michel Franco, que con su cuarta película se marcha con el premio al mejor guión por "Chronic", un drama protagonizado por el actor británico Tim Roth, que aborda el tema de la eutanasia.

"La película funcionó como esperaba. La gente lo apreció. He sentido una solidaridad enorme", dijo Franco justo antes del premio que se iba a llevar.

Roth encarna en "Chronic" a un enfermero que asiste a pacientes terminales tras afrontar la muerte de su hijo.

El director Guillermo del Toro, miembro del jurado, destacó cómo Franco consiguió presentar "a un hombre que ha dejado de existir por la pérdida (que sufre)".

"Es una forma hermosa de hablar de la muerte o de la falta de vida. Hay muchas cosas que admirar" en "Chronic", agregó el director.

El cine latinoamericano, con escasa presencia en Cannes, ha recibido un importante reconocimiento además con la Cámara de Oro que alzó el colombiano César Acevedo por "La tierra y la sombra", presentada en la Semana de la Crítica, y los dos premios para "La patota" (ver aparte).

En lo que sí coincidieron crítica y jurado fue en el premio para el taiwanés Hou Hsiao-hsien, que se alzó con el galardón a la mejor dirección por "The Assassin", una cinta sobre artes marciales en la China del siglo IX y protagonizada por una mujer, que impactó ante todo por su belleza visual.

Además, el cine original y radical del griego Yorgos Lanthimos fue distinguido con el premio del jurado por "The Lobster", su primera película en inglés, centrada en unos solteros que tienen 45 días para encontrar pareja o serán convertidos en un animal de su elección.

El Gran Premio del Jurado, el segundo en importancia del certamen francés, fue para la húngara "Son of Saul", una brillante ópera prima sobre el holocausto.

Una de las grandes decepciones de la 68ª edición ha sido la decisión de dejar fuera del palmarés a "Youth", del italiano Paolo Sorrentino, así como "Mia madre", de Nanni Moretti.

Michael Caine, el actor británico de 82 años protagonista de "Youth", figuraba como fuerte candidato para el premio a mejor actor, un galardón que finalmente fue a parar a Lindon.

Sorrentino se quedó de nuevo sin premio como hace dos años con "La grande bellezza", que posteriormente levantó el Oscar a la mejor película extranjera.

En un año con muchos dramas y numerosas películas que trataron la muerte, el certamen vio pasar el renacimiento de la mítica saga apocalíptica "Mad Max", con "Mad Max Fury Road", cine de entretenimiento que no sólo recibió muy buenas críticas, sino que ensalzó la labor de su protagonistas: Charlize Theron y Tom Hardy.

Durante estos días la actriz Natalie Portman se paseó por la alfombra roja de Cannes como directora novel con "A Tale of Love and Darkness". Y también se ha podido ver lo nuevo de Woody Allen, "Irrational Man", con Joaquin Phoenix, aunque la única película que realmente hizo palpitar los corazones de toda la prensa sin distinción fueron los dibujos animados de Pixar: "Inside Out".

María Luz Climent Mascarell / DPA

Argentina, por 2

“La patota”, filme argentino de Santiago Mitre y protagonizado por Dolores Fonzi, ganó ayer el premio que la Federación Internacional de la Prensa Cinematográfica (Fipresci) ofrece al mejor filme en las secciones paralelas de Cannes. Fue la segunda distinción en el certamen francés, ya que el jueves había ganado como mejor película de la sección Semana de la Crítica.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS