Escenario

Un clásico de la comedia llega a la ciudad en una exitosa versión musical

"La jaula de las locas", hoy y mañana en el Broadway. Raúl Lavié y Nito Artaza protagonizan este show, dirigido y adaptado por la actriz Cecilia Milone, que también integra el elenco.

Viernes 29 de Noviembre de 2019

"La jaula de las locas", la clásica la comedia que saltó del teatro al cine, llega a Rosario en versión de comedia musical con Raúl Lavié y Nito Artaza en los roles protagónicos. La dirección pertenece a Cecilia Milone, que actúa y también tiene a su cargo la adaptación. La historia gira en torno a Renato Baldi y Albin Mougeotte, una pareja que regentea un cabaret de transformistas. Lavié y Artaza coincidieron en que el texto original de 1973, que también tuvo una famosa adaptación al cine en 1978, conserva intacta su vigencia al abordar temas como la diversidad y los prejuicios. La obra se podrá ver hoy y mañana, a las 21.30, en el teatro Broadway (San Lorenzo 1223).

—¿Cómo fueron desarrollando la relación en escena?

Artaza: Con Raúl hace muchos años que nos conocemos. Cuando compré la comedia musical con Cecilia pensamos en hablarle a Raúl. El estaba haciendo un éxito con "El violinista en el tejado" y parece que tenía pensado en el futuro hacer este personaje. Ahora, el tránsito de este Lavié a Zazá es extraordinario para el público. Es una comedia que es una historia de amor y un show dentro de una comedia donde también hay situaciones dramáticas. Además expone la diversidad y los prejuicios que todavía existen. Tanto Raúl como Cecilia y yo nos preocupamos de que no sea una maqueta, son dos personas, tratamos de transmitir que ahí hay amor.

—El texto tiene casi 50 años y toca temas que hoy están primer plano...

Artaza: Para mí el mayor mensaje es que uno tiene que ser lo que es, que es lo que dice una canción que es un ícono y la interpreta Raúl. Y no solamente por su condición sexual, sino en todo.

Lavié: Son seres humanos. Las relaciones gay existen desde siempre, grandes poetas tuvieron sus relaciones gay. Tal vez eran más ocultas. No hay que olvidarse que los gobiernos autoritarios de Europa estaban en contra de estas relaciones. Esta obra plantea un mensaje, es una pareja del mismo sexo y se enfoca en los sentimientos profundos. El personaje de Nito (Georges) tiene un hijo, y Zazá asume el rol de la madre. Ahí está el intríngulis de esto que lo convierte en una comedia brillante.

—Cecilia Milone actúa, dirige y fue la adaptadora y tenés a tu hijo en el elenco. ¿Cómo te resulta trabajar en familia?

Nito: Tengo a mi hijo haciendo de mi hijo, y es parecido a la historia porque él es hijo de una bailarina del Lido de París que fue mi pareja. Sólo me falta ser gay para que sea igual a la obra.

Lavié: Quiso decir que está practicando...

Artaza: Estamos en eso... (risas). Lavié: La gente se olvida de quién está abajo de la ropa de Zazá, que es una persona con sus fracasos y sus alegrías y que sufre más porque no es entendido por parte de la sociedad, por eso cuando lo quieren dejar de lado se siente herido profundamente.

—¿Dónde estuvo el límite para no caer en los clichés en la composición de los personajes?

Artaza: Raúl lo tenía claro y Cecilia insiste mucho para que eso no ocurra.

Embed

Lavié: Este es un personaje distinto a los que hice siempre, al que por supuesto le doy mi impronta, que se vea que es gay, pero sin pasarme de la raya.

Artaza: Para mí es un paso adelante en mi carrera. Yo que siempre hice shows, ahora cantar y tener que seguirlo al monstruo ese... (por Lavié). Cecilia trabajó mucho con eso también porque es muy difícil dirigir a una estrella como Raúl.

Artaza: Nos facilita las cosas que hemos hecho muchas funciones tanto en Mar del Plata como en Buenos Aires y ahora gira y después en Carlos Paz. Y es una de las pocas veces, en términos de récord, que una comedia musical esté en tantas ciudades y ahora en gira. Eso pasó casi únicamente con "La mujer del año". Creo que tiene que ver con la popularidad de Raúl, con que Cecilia y yo tenemos tantos años de experiencia y con que es comedia, un género que transitamos. Creo que eso le sumó público.

—¿Cómo ven la actividad en medio de los cambios políticos?

Artaza: Nosotros siempre hicimos muchas promociones en Mar del Plata, en Buenos Aires le dimos mucho más al turismo y en Carlos Paz vamos a tener precios que sean accesibles para las familias.

Lavié: Siempre que se inicia una temporada uno lo hace con miedo porque hace muchos años que pasamos esto, no es de un día para el otro. Hay que considerar que ya se terminó la época dorada en la cual quizás algunos artistas se compraban una casa con lo que ganaban. Después de esa época las cosas fueron cayendo y era difícil captar al público para el teatro. Cada vez que empezaba una temporada todo el mundo tenía miedo y no sabía qué podía pasar. Siempre pasa lo mismo.

Artaza: La cuestión es saber adaptarse y buscar la forma. Yo soy dueño de un teatro y pienso que hay que volver a reformular la ecuación para seguir teniendo la posibilidad de hacer un éxito, de contratar más figuras, más publicidad. Pero el alquiler de los teatros está caro. Yo trato de que no haya un monopolio. Solamente hay una o dos personas que tienen todos los teatros y así imponen un precio. Esa es mi discusión desde hace muchos años. Ahora si lo hablamos desde el punto de vista artístico, tratamos de hacer lo mejor, encontrar la ecuación justa es muy importante.

Lavié: Yo respeto mucho a los productores que siguen arriesgando. Este año que viene habrá muchas comedias musicales que son muy caras, son empresas muy riesgosas.

Artaza: Sólo comprar los derechos de esta obra me salió 47 mil dólares, y cuando firmamos acordamos con un dólar a 29 pesos y ahora está en 60.

—¿Cómo ven este momento de transición?

Artaza: Yo soy optimista a pesar de todas las cosas que nos pasaron y que nos pasan, el país va a encontrar el camino. Creo que es un momento de consenso y todo el mundo sabe hoy que nadie tiene la vaca atada en cuanto a las estructuras políticas. Los que van a gobernar ya gobernaban y lo tienen que hacer bien porque si no van a volver a ganar los que estaban antes. Tenemos que terminar con estas permanentes grietas que tenemos, hay que encontrar el camino para paliar la desigualdad, redistribuir el ingreso, terminar con el tema de la deuda.

Lavié: Tengo mis dudas. Primero me tienen que demostrar a partir del 10 de diciembre las cosas que se van a hacer. Yo no creo que la grieta se termine de un día para el otro. La grieta sigue en el país por siempre, sobre todo con los últimos acontecimientos. Hay dos fuerzas encontradas, una la que aplica el presidente electo y otra lo que hay detrás del presidente electo que nadie sabe qué va a pasar. Hay una parte de un partido político al que pertenece esa otra parte que está en discusión, hay muchos que no aceptan la presencia del kirchnerismo dentro del mismo partido, hay otros que no les gusta el peronismo. Es un momento difícil para abrir un análisis. Hay que esperar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario