Escenario

Un buffet de abogados con mucho que ocultar

Todos esconden un secreto. Esa es la clave que atraviesa "Farsantes", la nueva tira de Pol-ka estrenada el miércoles, y que se verá de lunes a jueves, a las 22.45, por Canal 3.

Viernes 28 de Junio de 2013

Todos esconden un secreto. Esa es la clave que atraviesa "Farsantes", la nueva tira de Pol-ka estrenada el miércoles, y que se verá de lunes a jueves, a las 22.45, por Canal 3.

De la mano de la figura indiscutible de Julio Chávez, la producción emitida por El Trece arrastra el plus de contar con un dream team de actores. Griselda Siciliani, Alfredo Casero, Benjamín Vicuña y Facundo Arana encabezan el elenco, en el que se destacan Mario Pasik, Ingrid Pellicori, Julieta Cardinali y hasta incluye el regreso de una figura muy querida de la escena teatral y televisiva, como Edda Díaz.

La historia de "Farsantes" muestra el devenir de un buffet de abogados que no son bebés de pecho. Son capaces de cualquier artilugio ilegal, justamente, para ganar un juicio. Desde inventarle un tumor a un paciente hasta seducir a un testigo para sacarle información o bien contar en el equipo con un ex presidiario para que pueda hacer los trabajitos sucios con total impunidad.

El capítulo inicial se encargó de mostrar un paneo de la intimidad de cada uno de los socios del buffet.

El jefe es Guillermo (Chávez), lúcido y siempre un paso adelante del resto, quizá demasiado. Gabriela (Siciliani) es la chica linda pero sufrida, tan sumisa como capaz de disfrazarse de femme fatale para engañar a un cliente. Alberto (Arana, en un rol muy parecido al que hacía en "099 Central") es el único del buffet que no es abogado. Guillermo lo sacó de la cárcel y siente que le debe un favor eterno. Marcos (Casero, siempre Casero) es el "boga" que defiende a la gente, pero también esconde lo suyo. Y Pedro (Vicuña) es el nuevo, la figurita fresca del grupo, al que recibirán con un buen asado en el cierre del primer capítulo (ver foto).

La fragilidad de los vínculos llevará de las narices a esta historia, sobre todo porque dejará expuesto esos secretos que nadie quiere sacar al descubierto.

Guillermo y Pedro no son felices con sus esposas y aparece como inevitable una relación que supera lo laboral. Gabriela debe lidiar con su madre y un esposo vago y le será imposible resistirse a los piropos de Alberto, quien a la vez está de novio, pero hasta ahí.

La trama central apunta como una historia coral, en la que la farsa a la que alude el título de la tira será el común denominador tanto personal como temático.

Por momentos Chávez hace de Chávez, es decir se repite en guiños conocidos, pero es evidente quetiene tanto talento que su abogado audaz de cierta ambigüedad sexual es perfectamente creíble. Siciliani y Vicuña cumplen con sus personajes, mientras que Casero, con sus clichés, siempre divierte, y Arana repite la inexpresiva máscara de siempre.

El único riesgo de esta tira es que nació como unitario y por urgencias del rating mutó a envío diario. Ojalá esto no lastime la calidad de un envío que pinta para ser uno de los platos fuertes del año televisivo.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario