Escenario

Robert Pattinson y Tom Holland llegan hoy a Netflix con un thriller oscuro

Los populares actores protagonizan "El diablo a todas horas", una película que refleja el costado más siniestro de un pueblo en el interior de EEUU

Miércoles 16 de Septiembre de 2020

Después de estrenar “Pienso en el final”, la última y polémica película de Charlie Kaufman, Netflix sigue apostando al cine de calidad de cara a la temporada de premios de Hollywood (los Oscar y los Globos de Oro). Por eso hoy llega a la plataforma “El diablo a todas horas” (“The Devil All The Time”), un thriller oscuro y violento protagonizado por dos de los actores del momento: Tom Holland (famoso por su papel de El Hombre Araña) y Robert Pattinson (“Crepúsculo”, “Good Time”, “Cosmópolis”, “El faro”), que el año pasado fue elegido como el nuevo Batman. La película está dirigida por el realizador neoyorquino Antonio Campos y está basada en la celebrada novela homónima del escritor Donald Ray Pollock.

   La acción transcurre entre el final de la Segunda Guerra Mundial (1945) y el comienzo de la guerra de Vietnam (1965) en un pequeño pueblo, Knockemstiff, en el estado de Ohio. Es un lugar que el autor de la novela conoce muy bien, porque él justamente nació y se crió allí, donde hacia 1957 vivían solamente 400 personas.

   En esta historia coral se cruzan varios protagonistas, pero en el centro de la escena está el joven Arvin Russell (Tom Holland), que tiene que enfrentarse a varios personajes siniestros de ese pueblo: un predicador tan fanático como falso (Robert Pattinson), una pareja retorcida (Jason Clarke y Riley Keough) y un sheriff corrupto (Sebastian Stan).

   Mediante la narración en off del propio Donald Ray Pollock, el director Antonio Campos muestra un mundo de justos bajo la sombra de los injustos, con dos únicos elementos para la redención del mal: el tiempo y la venganza.

The Devil All The Time (2020) Netflix Tráiler Oficial Subtitulado

   El realizador (y coguionista de la película junto a su hermano Paulo) dijo al sitio “Spoiler Time” que se enamoró del libro cuando lo recibió hace cinco años como un regalo. “Uno va pasando las páginas sin poder detenerse. Me encanta su cualidad literaria, pero también los fuertes elementos de género. Lo que más me atraía era la estructura bíblica de su narración: hay algo muy elemental y parabólico en las historias. Fue un libro muy duro de adaptar, en parte porque hay tanto en esas páginas que nos encanta. Soy un gran fan del gótico sureño y el noir, y esta novela es un matrimonio perfecto entre ambas cosas, afirmó.

Ausencia de Dios   

A través de una saga intergeneracional, “El diablo a todas horas” también trata sobre las diferentes maneras mediante las cuales la gente lidia con su fe y cómo la definen para sí mismos. Sin embargo, Antonio Campos dijo que la película nunca cae en faltas de respeto ni se burla de aquellos que son creyentes. “Acá no nos involucramos directamente con nadie religiosamente. No queríamos darle una presencia a Dios. Fue mucho más acerca de la ausencia de Dios en un mundo de creyentes y la idea de alguien gritando para que Dios lo ayude”, explicó.

   Desde una perspectiva más actual, el realizador señaló: “Me gustaría que alguien, al ver la película, note la diferencia en el tipo de enfoques de la fe que existen hoy en día. En Estados Unidos cualquier tipo de violencia de alguna manera se ha entrelazado con la fe. La fe puede llevar a lugares muy peligrosos si no está en las manos correctas. Si sabés que alguien no está en su sano juicio, y estas ideas de fanatismo religioso llegan a alimentar sus propios demonios, se crea un terrible problema que por lo general conduce a la violencia”, aseguró.

   El filme —que cuenta además con las actuaciones de Haley Bennett, Bill Skarsgard y Eliza Scanlen— es la primera producción importante, en cuanto a presupuesto y elenco de estrellas, que dirige Antonio Campos. El cineasta nació en Nueva York en 1983 y es hijo de un periodista de origen brasileño y una productora cinematográfica de ascendencia italiana. Su primer largometraje, “Afterschool” (2008), marcó el debut del actor Ezra Miller, y después también se destacó por la película independiente “Christine” (2016), basada en la historia de Christine Chubbuck, la periodista estadounidense que se suicidó mientras presentaba su programa de televisión en directo en 1974.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS