Escenario

"Ni loco voy a tocar con el público adentro de un auto"

El músico español, que regresó con un nuevo álbum, dijo que prefiere retirarse antes de actuar en condiciones "poco realistas".

Domingo 07 de Junio de 2020

Enrique Bunbury acaba de lanzar su décimo álbum como solista, “Posible”, con un mensaje introspectivo que encaja muy bien con los tiempos del coronavirus. Sin embargo, si las cosas no llegaran a “normalizarse” al punto de poder volver a salir de gira, no tendría problema de retirarse. “Ni loco voy a hacer conciertos con el público dentro de un auto”, dijo el cantante español con firmeza en una entrevista telefónica con The Associated Press, citando ésta y otras alternativas sugeridas —incluyendo ocupar sólo una de cada tres butacas en un teatro— como “muy poco realistas”.

   “Sinceramente, si eso va a ser así en el 2020, me llamas en el 2021 y empezaremos a hablar de giras. Y si en el 2021 sigue así, o se queda así para siempre jamás, como algunos amenazan, bueno, pues hasta aquí ha llegado mi carrera. No pasa absolutamente nada”, agregó.

   Dentro de esta nueva realidad, Bunbury sí está abierto a promover de manera virtual su producción y continúa componiendo en su casa en Los Angeles. Con 10 canciones que incluyen su nuevo sencillo “Los términos de mi rendición”, “Posible” llega tras sus álbumes “Expectativas”, de 2017, y “Palosanto”, de 2013. “Posible” representa una evolución para el artista de 52 años, que la última década se ha ido alejado de los sonidos de rock más habituales para experimentar con música mediterránea, latinoamericana y hasta cabaret. “Estos discos, los tres últimos, son los que yo considero más contemporáneos. Tienen más presencia de sintetizadores, de secuencias, y ese es mi planteamiento musical para este álbum”, explicó.

   En cuanto a las letras, indicó que tras haber mirado “más hacia el exterior” en los dos álbumes anteriores, que “tenían una mirada más social, de compromiso”, finalmente miró hacia adentro para tocar material más sensible y personal.

   En “Los términos de mi rendición”, por ejemplo, reflexiona sobre la conexión entre el ser humano y su trabajo. “Hasta qué punto es importante y necesario esta carga que nos ponemos encima de nosotros como la necesidad de prosperar y de tener éxito en el trabajo, y la reconexión con nosotros mismos y con la naturaleza”, dijo Bunbury. “Eso es un poco de lo que habla la canción, y creo que en estos momentos es una canción que veo necesaria”, afirmó.

   Bunbury alcanzó fama internacional como vocalista de la banda Héroes del Silencio. Muchos lo consideran un ícono del rock en español, pero él se identifica más bien como un músico alternativo. “Bueno, yo creo que ahora mismo alternativos somos prácticamente todos. Digamos que la música que suena en las radios, que llega a las listas de Billboard o aparece en las playlists principales del streaming es música pop, R&B, urbano y reggaeton. Todos los demás, que es como el 97% de la música del mundo, pues somos alternativos”, explicó.

   El cantante quiso dejar muy en claro que no tiene nada en contra de ningún estilo musical, porque “todo género que toca el corazón o la sensibilidad del oyente merece la pena y merece el espacio”, pero agregó que sí le gustaría ver un poco más de variedad y que el mundo pudiera conocer “la música fantástica que se graba hoy en día en todos los rincones del planeta”.

Compasión y empatía. El confinamiento no le ha cambiado mucho la vida a Bunbury, quien se describió como un hombre casero que pasa la mayor parte de su tiempo escribiendo canciones en su estudio. “Es un poco lo que sigo haciendo, entonces cuanto más dure este encierro, más canciones voy a tener”, señaló, antes de agregar con humor: “Voy a tener que pedirle a las autoridades que nos abran cuanto antes, porque si no voy a tener que sacar un disco quíntuple”.

   En un tono más serio, se expresó angustiado por lo que está ocurriendo en el mundo y lo que vendrá después. “Sólo de pensar en la miseria, el hambre, la falta de trabajo... Eso a mí me preocupa enormemente, aparte principalmente de los fallecidos, los enfermos y sus familiares”, afirmó. Y concluyó que, si algo nos tiene que dejar a todos la pandemia, es más “empatía y compasión”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario