Escenario

Madonna y Guy Ritchie, contentos por el acuerdo de divorcio

La ex pareja indicó que los recientes reportes sobre el  acuerdo de separación “fueron incorrectos y engañosos”,  específicamente en cuanto a la cifra exacta por la partición de  bienes.

Miércoles 17 de Diciembre de 2008

Londres- La cantante estadounidense  Madonna y su ex esposo, el cineasta británico Guy Ritchie, están  “contentos” con el acuerdo de divorcio, según un comunicado  conjunto emitido hoy en Londres.

La ex pareja indicó que los recientes reportes sobre el  acuerdo de separación “fueron incorrectos y engañosos”,  específicamente en cuanto a la cifra exacta por la partición de  bienes, según consignó la agencia internacional ANSA.

“Los detalles financieros del acuerdo seguirán siendo  privados, al margen de decir que ambas partes estamos contentos  con el acuerdo. Nuestra primera preocupación, como padres, es el  cuidado y bienestar de nuestros hijos”, subrayó la nota.

Ayer la prensa británica había informado que Madonna le pagó a  Ritchie hasta 60 millones de libras esterlinas (92 millones de  dólares) para cerrar su divorcio tras casi ocho años de  matrimonio.

Según los reportes, la cantante le entregó a su ex esposo,  entre 50 y 60 millones de libras esterlinas (entre 76 millones y  92 millones de dólares) como parte de su divorcio, que le fue  concedido el pasado 21 de noviembre.

La suma, supuestamente, habría incluido una propiedad de la  pareja en Inglaterra, Ashcombe, valuada en 20 millones de libras  esterlinas (30 millones de dólares).

La fortuna conjunta de la pareja se estima en cerca de 525  millones de dólares, de los cuales Madonna registra la mayor  parte.

El acuerdo de divorcio aún no ha determinado los detalles por  la custodia de los hijos de la pareja Rocco, de ocho años, y el  adoptado David Banda, de tres.

La cantante también tiene una hija, Lourdes, nacida en 1996 de  su relación con el preparador físico Carlos León.
Madonna y Ritchie anunciaron su separación en octubre, casi  ocho años después de su boda en el castillo de Skibo en Escocia.  (Télam)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario