Escenario

Los fantasmas de un clásico del cine regresan a la pantalla grande

"Doctor Sueño" es la secuela de "El resplandor", la inolvidable película de Stanley Kubrick de 1980. Ahora el protagonista es Ewan McGregor.

Miércoles 06 de Noviembre de 2019

"El resplandor", la película de Stanley Kubrick basada en la novela homónima de Stephen King, es un clásico indiscutible del terror y de la historia del cine. Ahora, a casi 40 años de su estreno, llega a la pantalla grande su esperada secuela, "Doctor Sueño", que se estrena mañana en los cines de Rosario. "Doctor Sueño" también está basada en una novela de King, y su historia se centra en Danny Torrance, el niño de "El resplandor", cuatro décadas después. Su director es Mike Flanagan, reconocido por las películas de terror "Hush" y "Absentia", y el protagonista es Ewan McGregor, muy popular por "Trainspotting" y por su papel de Obi-Wan Kenobi en la saga "Star Wars".

"El resplandor" (1980) fascinó y asustó a varias generaciones con la historia del escritor Jack Torrance (interpretado por Jack Nicholson), que se convierte en cuidador del hotel Overlook en la solitaria temporada de invierno, con la esperanza de conseguir tranquilidad y vencer su bloqueo con la escritura. Se instala allí junto a esposa y su hijo Danny, que está plagado de premoniciones psíquicas (denominadas "el resplandor"). Mientras la escritura de Jack no fluye y las visiones de Danny se vuelven más preocupantes, Jack descubre oscuros secretos del hotel y comienza a convertirse en un maníaco homicida, empeñado en aterrorizar a su propia familia.

Mike Flanagan conoce todos los recovecos de "Doctor Sueño" y sabe muy bien lo que King quiso contar con la novela. "La historia de «Doctor Sueño» es una historia de rehabilitación, en el sentido de que «El resplandor», como yo lo veo, es una historia de adicción", comentó. "Stephen King escribió «El resplandor» para hablar de su propia ansiedad y cómo su alcoholismo podría afectar a su familia si no lo llegaba a controlar. En respuesta a esa mala época llegó esta secuela, que trata sobre la sobriedad, la recuperación y la responsabilidad", agregó.

Embed

Según el director, "el título explica el momento en el que se encuentra Danny, que no ha vuelto a usar sus poderes desde los terribles acontecimientos que sufrió cuando era niño en el hotel Overlook. Sin embargo, poco a poco se encuentra a sí mismo y empieza a trabajar en una clínica asistiendo a personas que están cerca de su muerte. De ahí su apodo de «Doctor Sueño»", señaló. Flanagan también contó que su acercamiento al proyecto siempre fue más allá del de una película de terror. "Tiene elementos terroríficos, pero no queríamos que fuera un filme de sustos, ya que tampoco lo fue «El resplandor». Al igual que hizo Kubrick, quisimos crear un thriller sobrenatural y psicológico que lograra transmitir la tensión necesaria. Pero lo hicimos a nuestra manera, homenajeando pero nunca imitando a Kubrick, mientras respetábamos la obra de King, ya que tuvimos el apoyo tanto del autor como de la familia del cineasta", reveló.

Un personaje nuevo y clave en esta historia será el de la joven Abra Stone, que también tiene un "resplandor" como el de Danny y que se contactará con él. El papel recayó en manos de la debutante Kyliegh Curran, tras una extensa búsqueda en la que los cineastas vieron a cerca de 1.000 niñas distintas para el personaje. "Es su primera película, pero nos mandó una grabación y nos conquistó de inmediato", contó Flanagan. "Kyliegh es una fuerza de la naturaleza", afirmó.

La villana, en tanto, es Rose The Hat, una mujer de 700 años que lo ha visto y experimentado todo. La gran actriz de origen sueco Rebecca Ferguson ("Misión imposible: Nación secreta") da vida a este personaje, la malvada líder de un clan que se dedica a buscar niños con poderes especiales para sustraer su "resplandor".

En la vereda de enfrente está Ewan McGregor, el protagonista excluyente, que se pone en la piel de Danny Torrance. El actor confiesa ahora que vio "El resplandor" tardíamente. "Yo debía tener 9 años cuando salió y no la vi entonces, pero luego, cuando era un adolescente, la gente hablaba de ella y tenía la reputación de ser la película más terrorífica de la historia. No quería verla, no estaba interesado. No la vi hasta que estuve en la escuela de actuación, y me pareció fascinante", recordó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario