Escenario

Los estrenos de la pantalla grande bajo la lupa de Escenario

"Agenda secreta", deconstruyendo el nazismo; "100 años de perdón", atraco al sistema; "Soleada", esas grietas invisibles.

Domingo 06 de Marzo de 2016

"Agenda secreta", deconstruyendo el nazismo

Calificación: ****. Intérpretes: Burghart Klausner, Ronald Zehrfeld, Sebastian Blomberg, Christopher Buchholz y Robert Atzorn. Dirección: Lars Kraume. Género: Drama. Biopic. Salas: Cines del Centro y Village.

Una constitución democrática no crea una república. Esa es la idea de “Agenda secreta”, premiada película sobre Fritz Bauer, fiscal general de la Alemania de posguerra, promotor de los Juicios de Auschwitz y de la captura de Adolf Eichmann, el ideólogo del exterminio nazi capturado en Argentina. Muy bien actuada (un excelente Burghart Klausner, “Puente de espías”, “El lector”) y documentada, con algunas licencias funcionales a la ficción y una puesta en escena que recrea la década del 60, el filme narra en tono de thriller -con intrigas políticias, chantajes y sexo- la compleja vida de Bauer. Judío y ex prisionero, financió con su dinero parte de la investigación que lo obsesionó: llevar a juicio a los criminales de guerra, pero, sobre todo, hacer que Alemania, empeñada en superar el trauma del Holocausto, enfrentase su historia. Bauer está ligado a otras dos películas que, cada una a su modo, enfocan el mismo tema. Una es “El lector”, ficción con Kate Winslet y Ralph Fiennes, sobre una mujer condenada en aquellos juicios, y otra, “Operación Valquiria”, con Tom Cruise. El actor interpretó a Claus von Stauffenberg, el aristócrata y militar que planeó el primer atentado contra Hitler. Fue Bauer quien en los 50 llevó a juicio a un general alemán que intentó defenestrar la memoria de Stauffenberg. Como se ve, el ex fiscal estuvo en todos los detalles.

Por Rodolfo Bella / Escenario

"100 años de perdón", atraco al sistema

Calificación: ***. Intérpretes: Rodrigo de la Serna, Luis Tosar, Joaquín Furriel, Luciano Cáceres. Dirección: Daniel Calparsoro. Género: Comedia. Salas: Hoyts, Monumental, Showcase y Village.

El que le roba a un ladrón tiene 100 años de perdón, promete el refrán que le da título a esta coproducción argentina española. El punto de partida de esta historia surge cuando un grupo de ladrones profesionales liderado por El Uruguayo (excelente interpretación de Rodrigo de la Serna), El Gallego (Luis Tosar), El Loco (Joaquín Furriel) y Varela (Luciano Cáceres) deciden asaltar a un banco de Valencia. Con la dirección del español Daniel Calparsoro y el guión de Jorge Guerricaechevarría, que suele trabajar junto a Alex de la Iglesia, este thriller de acción despliega recursos en todos los niveles. Pero todo plan delictivo puede fracasar. Y esto es lo que sucede en “100 años de perdón”, en donde todo lo que parecía en marcha comienza a tambalear por culpa de El Loco, que por su torpeza e ingenuidad arruina el robo del siglo. Una muy buena opción para quienes buscan entretenimiento, por su ritmo, agilidad y dinamismo y una cuota interesante de suspenso que aporta el cine de género. Con destacables actuaciones y escenarios que varían entre el interior del magno banco y la calle valenciana, los políticos y policias tejen una subtrama intensa en la que se entremezclan el sistema financiero y la corrupción política. Una producción impactante en la que el talento argentino y español se fusionan para dar un filme digno de ver.

Por Luciana Boglioli / Escenario

"Soleada", esas grietas invisibles

Calificación: ****. Intérpretes: Laura Ortiz, Juan Crocce, Valentina Ayen, Andrés Rivarola. Santiago Argüello y Víctor Acosta Namero. Dirección: Gabriela Trettel. Género: Drama. Salas: Hoyts y Village.

Aveces cambiar un paisaje nos cambia la vida. Tiene que ver especialmente el momento íntimo por el que se está atravesando, pero ocurre, como le pasó a Adriana, el personaje de “Soleada”. Gabriela Trettel, la directora cordobesa, eligió para su ópera prima hacer una suerte de catársis sobre su propia crisis emocional y decidió llevarlo a la pantalla grande. Las locaciones y los actores también son de Córdoba, por lo que la empatía es inmediata. Filmó algo de lo que le pasaba, con su gente y en su lugar, un terreno cómodo para que todo salga bien encarrilado. Sin embargo, a quien las cosas se le mueven de carril es a Adriana (Laura Ortiz, muy creíble en su rol y altamente expresiva con su mirada), quien llega con su marido y sus dos hijos adolescentes a una casa de pueblo en las sierras. Ella es editora y está trabajando en un libro que, no casualmente, se llama “Lógica difusa”. En medio del hastío de los paisajes serranos y una seguidilla de situaciones cotidianas que se repiten en el seno familiar, la supuesta normalidad de estas vacaciones se quiebra. Es a partir del momento en que Juan, su marido, debe regresar a la ciudad por un inconveniente laboral y a Adriana no le quedará otra alternativa que quedarse sola, en una casa que desconoce, en un lugar que le es ajeno, con sus hijos que cada día se la complican más y, lo más difícil, con ella misma y sus circunstancias. Ese momento de búsqueda y reencuentro (o no, preferible no revelarlo en esta crítica) de Adriana es lo mejor de la película. Porque en esa tregua, en esos días de soledad, conocerá a un hombre que la obligará a replantearse la relación con su marido, que ya evidencia signos de frialdad y lastres de la rutina. En sólo una hora y diez minutos, “Soleada” ilumina.

Por Pedro Squillaci / Escenario

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario