Escenario

La directora Jésica Aran cuenta cómo es "Pájaros negros"

La producción local, aún en rodaje, fue ganadora del concurso Series de Ficción Federal del Incaa (Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales). 

Domingo 25 de Octubre de 2015

Hay un crimen por resolver, todos son sospechosos, pero nadie sabe quién es el asesino. Por allí pasa el nudo central de “Pájaros negros”, la serie policial, dirigida por la rosarina Jesica Aran, con los protagónicos de otro crédito local Mario Alarcón, Iván Espeche, Guillermo Berthold, Mirko Buchín, Carlos Resta y Claudia Schujmann. La producción local, aún en rodaje, fue ganadora del concurso Series de Ficción Federal del Incaa (Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales). “Hoy la ficción argentina tiene un contenido más interesante”, dijo Aran.

   Jesica conoció casualmente el Hotel Universal, de Cañada de Gómez, y lo primero que se le cruzó por la cabeza fue “esta es una locación”. En esos días miraba muchas series policiales, de “Twin Peaks” a “True Detective”, y siempre fue una amante del cine de género, y lo sigue siendo.

   Con sólo 27 años, la realizadora venía de dirigir un corto de ciencia ficción “Abbadon”, y quiso ir por más junto a sus compañeros de Snap! Producciones Independientes. “Me siento novata para un largometraje, ya que es mucha exposición, y sentí que una serie como esta, de ocho capítulos de media hora, me daba más horas de vuelo”, dijo en diálogo con Escenario.

   “Pájaros negros” cuenta la historia del fiscal Javier Rojas (Iván Espeche), quien en la madrugada del 31 de diciembre de 1999, en medio de una noche tormentosa, es convocado junto a Nicolás Mayer (Guillermo Berthold) a viajar a Cañada de Gómez para ocuparse de un caso un tanto extraño: el homicidio del dueño del Hotel Universal: José Duarte (Mario Alarcón).

   “Vimos que el formato de la serie soportaba bien la idea, porque todo pasaba en un hotel, donde ocurría un asesinato, y tenemos a todos los huéspedes detenidos. Cada capítulo lo contamos desde la perspectiva del personaje, es un flashback del día anterior y la conexión de ese huésped con la víctima”, dijo Aran, con evidente entusiasmo.

   El proyecto “tiene más onda de policial clásico que policial negro”. “Lo que tiene más de policial clásico —abundó— son los personajes, los protagonistas son fiscales porque quisimos adaptar el género de la estructura yanqui a la estructura argentina. No puedo poner dos detectives en la Argentina porque no es verosímil, en cambio sí nos parecía que la figura de los fiscales cumplía con las mismas características que necesitábamos para los personajes”.

   El nombre de la serie surgió después de una intensa búsqueda: “Fue complejo, de hecho había terminado de escribir los guiones y no tenía el nombre todavía. Lo busqué mucho, y después de escuchar un tema de Attaque 77, “Tres pájaros negros”, me gustó mucho la letra y quedó”.

   “Estoy nadando en contra, siempre en el mismo lugar/me entrego a mi suerte, mi suerte me quiere matar/y los tres pájaros negros se vinieron sobre mí/si no fuera por ellos no podría estar aquí... hablándote”, reza el tema de Attaque. Y por allí, Aran le pudo encontrar la asociación con su historia: “Todos tienen una conexión con la víctima y todos son carroñeros y tratan de sacarle un beneficio a la muerte de este tipo (el personaje de Alarcón). El protagonista, Javier Rojas (Iván Espeche) es un tipo honesto, casi muy naif, y contrasta con el resto. El tema era jugar también un poco con eso”, consideró.

   Elenco de lujo. La conformación del elenco fue una apuesta clave. Porque no sólo participaron una veintena de experimentados actores rosarinos, sino que además dieron el sí Alarcón (que viene de un papel clave en “Entre caníbales”); Espeche (“Chiquititas”, “Aliados”); Guillermo Berthold (“Signos”); Walter Cornás (“Germán, últimas viñetas” y el filme “20.000 besos”) y Natalia D’Alena (“Las 13 esposas de Wilson Fernández”).

   “La verdad que con el elenco estoy súper contenta, porque cuando uno tiene 27 años y tenés que dirigir a Mirko Buchín, que tiene 84 y una tremenda trayectoria, no es sencillo. Yo decía «a Alarcón no lo voy a dirigir, que haga lo que quiera, qué le puedo decir yo a ese tipo», y después me di cuenta que en todo el tiempo estuvo muy atento y muy predispuesto a las indicaciones que le daba”, destacó.

   Jesica Aran destacó que hoy la ficción argentina “tiene un contenido mucho más interesante”. “Esto sucede desde hace cinco o seis años. Antes las únicas producciones de ficción que veías en televisión eran las que hacían Pol-ka o Telefe. Hoy tenés otras voces, ahora produce un tipo de Córdoba, otro de San Luis, y todos los años salen proyectos federales por medio del Incaa. Son otras las historias que se pueden contar, trabajan otros técnicos y otros actores, y no son las mismas caritas que ves siempre”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS