Escenario

Flavio Mendoza rechazó las denuncias por "Taboo"

La Asociación Argentina de Actores lo acusó de producir irregularidades en la contratación y de falta de pago de salarios al elenco de su obra.

Miércoles 05 de Julio de 2017

El coreógrafo Flavio Mendoza rechazó las acusaciones que le realizó la Asociación Argentina de Actores, al denunciarlo por irregularidades en la contratación de bailarines y actores para la obra "Taboo", y adelantó que iniciará acciones legales contra la representación sindical, a través de una carta firmada por su abogado Fernando Burlando. Las acusaciones que recaen sobre el actor son por "no presentar los contratos y de no haber efectuado los pagos de salarios del elenco que integran 20 trabajadores".

    Un comunicado de la Asociación Argentina de Actores denunció hace algunos días al reconocido coreógrafo por "fraude laboral", trabajo en negro y "por salarios por debajo del mínimo que incluso estipula el convenio de actores". Además, el texto asegura que el bailarín atendió "de forma agresiva" al sindicato en los ensayos de "Taboo" en el teatro Broadway.

   El sindicato pudo realizar una inspección del Ministerio de Trabajo de la Nación en dicho teatro, pero Mendoza los atendió "de forma agresiva". Como explica el comunicado, la funcionaria de esa entidad procedió a presentarse al personal del teatro junto a dirigentes e inspectores de la Asociación Argentina de Actores. "Ingresamos para dialogar con los responsables de la producción y con la intención de reunirnos con los trabajadores y se presentó ante nosotros Enrique Jáuregui (responsable del teatro), quien nos informó que la obra estaba en período de ensayos y que no había ningún representante de la productora presente. Ante nuestra insistencia, luego de unos minutos se hizo presente Flavio Mendoza, quien se mostró ofendido porque le estábamos interrumpiendo el ensayo, y expresándose de forma agresiva, diciendo textualmente: «Cómo les gusta romper las pelotas», afirmando que debíamos esperar hasta las 16", indica el texto de la entidad.

    Y detalla: "Como resultado de la inspección se pudo acreditar que los actores, actrices, bailarinas y bailarines no tenían ningún contrato presentado por la producción; que la propuesta salarial de la producción es de ocho mil pesos por los ensayos (por debajo de lo que indica el Convenio de Teatro 307/73). Al día de la fecha nadie había cobrado nada".

   Por su parte, Mendoza negó esta acusación: "Todos los trabajadores de «Taboo» están debidamente inscriptos en el Sindicato de Variedades, con contratos y comprobantes de pago debidamente registrados, circunstancia que quizás disguste a la dirigencia de Actores. Tal documentación será, en oportunidad de los juicios que se iniciarán en las próximas horas, las espadas que cortarán cada una de las cabezas de esta Hidra de Lerna de la mentira", dice un pasaje del escrito presentado por Burlando.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario