Escenario

El lado oscuro de Cacho Castaña: frases, escándalos y críticas

En los últimos años estuvo en el ojo de la tormenta por sus declaraciones machistas y la letra de uno de sus temas de la década del 70.

Miércoles 16 de Octubre de 2019

La muerte de Cacho Castaña provocó tristeza en sus fans y amigos, pero también trajo a la memoria una gran cantidad de frases polémicas del cantante, que en los últimos años se vio envuelto en escándalos y recibió duras críticas por sus declaraciones machistas y discriminadoras.

El cantante y compositor estuvo envuelto en polémica desde sus inicios como solista, ya que en 1975 incluyó en el álbum titulado con su nombre la canción "Si te agarro con otro ¡te mato!", un tema cuya letra podría ser considerada como una oda a la violencia de género. Pasados los años, y con la modificación de la perspectiva de la sociedad respecto a lo que sufren las mujeres, se convirtió en uno de los motivos por cuales Castaña fue denostado brutalmente. "Dicen que yo soy violento pero no te olvides que yo no soy lento. Dicen que yo soy celoso pero no te olvides que yo fui tramposo. Si te agarro con otro te mato, te doy una paliza y después me escapo", reza la letra de esa canción. Años más tarde, el artista indicó que fue hecha "con un sentido metafórico y divertido para nada machista" y que un tema "no llevaría nunca a matar a nadie".

En el mismo contexto de declaraciones polémicas sobre la violencia de género, el mayor escándalo de su carrera se inició en enero de 2018, cuando en medio de una entrevista con el programa "Involucrados" (América) opinó sobre un conflicto entre Muriel Santa Ana y Facundo Arana pronunciando la frase "si la violación es inevitable, relájate y goza". Esta frase generó un amplio repudio en las redes sociales y por parte de la farándula local. En ese mismo programa también se mostró molesto "porque todo lo que se dice ahora es discriminación", y dijo que encadenaría a la cama a las panelistas Sol Pérez y Cinthia Fernández, no sin antes otorgarles "una tanga de brillantes".

Embed

A raíz de estos dichos el músico fue denunciado ante el Inadi por el Instituto Nacional de las Mujeres y tuvo que refugiarse de múltiples escraches suspendiendo shows. "Si molesté a alguien pido mil disculpas. No es mi característica ofender a una mujer, sino todo lo contrario. He hecho canciones de amor toda mi vida y lo único que quiero explicar es que dije un refrán viejo que, en mi época, era muy divertido", explicó Castaña en ese entonces para defenderse.

Meses después, con las aguas más calmadas, se definió como "más feminista que nadie", aunque luego volvió a ser controversial afirmando que "a las minas hay que volteárselas", en referencia a su molestia por las peleas que protagonizan las participantes del "Bailando".

Cacho Castaña también fue cuestionado por su abierto apoyo a la pena de muerte. En una entrevista brindada al diario Crítica de la Argentina, apoyó las famosas declaraciones que hizo su amiga Susana Giménez en 2009 sobre que "el que mata tiene que morir". "Los asesinos ya declararon la pena de muerte. Nosotros tenemos que tener el derecho a la vida y a la revancha. Son irrecuperables, lo que dijo Susana me parece perfecto", dijo el cantante. En otra oportunidad, manifestó tajante: "Si a mí me matan a mi mujer o a mis hijos, saco una Itaka y no paro de matar gente".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario