Escenario

Demandan a Spotify por mil millones de dólares

La editora musical de Tom Petty y Neil Young acusa a la plataforma de música en streaming de infringir numerosos derechos de autor

Jueves 04 de Enero de 2018

La editora musical Wixen Music, que en su catálogo cuenta con el reciente fallecido Tom Petty y Neil Young, entre otras figuras, demandó en un tribunal de California a la plataforma digital Spotify por considerar que viola los derechos de autor al no pagar por las canciones incluidas en su oferta.

Por este motivo, la demandante exige una indemnización de 1.600 millones de dólares, una suma que surge de los 150.000 pedidos por los 10.784 temas de su catálogo utilizados por Spotify.

"Mientras Spotify se convirtió en una compañía de miles de millones de dólares, los compositores y sus editores, como Wixen, no fueron capaces de compartir justa y legítimamente del éxito de Spotify, ya que Spotify en muchos casos usó su música sin licencia y sin compensación", expresó Wixen Music.

En tal sentido, recordó que la plataforma digital tuvo que llegar a acuerdos con otros músicos y editores para frenar denuncias similares.

Incluso algunos artistas, como Roger Waters, expresaron su desacuerdo con que sus canciones estén expuestas en la plataforma: "Se ha transformado en una conspiración. Es difícil tener el control de lo que escucha la gente y cómo lo hace. Tengo una visión un poco crítica al respecto", destacó.

Por su parte, Spotify se abstuvo de hacer comentarios a la prensa al señalar que el proceso está en marcha, pero cuestionó que Wixen Music cuente con contratos que dejen constancia de la autorización de los artistas para emprender una acción legal.

La firma, fundada en Estocolmo en 2008, permitía acceder a una cartera creciente de referencias musicales sin necesidad de descargarlas. Un año más tarde, la empresa sueca se estrenó en los países nórdicos. Aunque faltaban grupos de bandera -como Led Zeppelin, Pink Floyd o AC/DC- el catálogo era bastante amplio, gracias a los acuerdos sellados con compañías y artistas.

Daniel Ek. Spotify siguió expandiéndose por el mundo y hoy cuenta con 50 millones de usuarios de pago en 60 países, más otros 50 millones suscritos a la opción free. Ni siquiera la todopoderosa Apple ha podido frenarla. Menos aún rivales como Tidal o SoundCloud, que compiten por calidad o precio. O la propia Napster, que renació con poco ruido en 2008, como una sombra de lo que fue.

Tampoco las discográficas ponen barreras, sino todo lo contrario. Porque la industria se lleva en torno al 70 por ciento de los ingresos de Spotify y sus competidores, en concepto de derechos de autor. El dinero va a parar directamente a sus arcas y a las de sus artistas. Aunque en este caso, Wixen Music diga lo contrario. Habrá que esperar la resolución de la justicia.

perjudicados. Spotify viola los derechos de autor de Tom Petty y Neil Young.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario