Escenario

De la pantalla grande al éxito de "El marginal"

Martina Gusmán y Pablo Trapero forman toda una pareja cinematográfica

Domingo 26 de Agosto de 2018

Martina Gusmán y Pablo Trapero forman toda una pareja cinematográfica. La actriz y el director y guionista, que están casados desde 2000 y tienen dos hijos, fundaron en 2002 la productora Matanza Cine y trabajaron juntos en películas como "Nacido y criado", "Leonera", "Carancho" y "Elefante blanco". Martina tiene una carrera con peso propio en la pantalla grande, pero en los últimos años también llegó a un público masivo a través del éxito de la serie "El marginal".

   En "La quietud", Trapero vuelve a dirigir a su mujer y además cuenta con un elenco de lujo que incluye a Graciela Borges, Joaquín Furriel, Bérénice Bejo (la franco-argentina que se consagró con "El artista", Oscar a mejor película en 2012) y Edgar Ramírez (el premiado actor venezonalo de la película "Carlos" y de la serie sobre Gianni Versace).

   "Lo primero que me impactó del guión era lo bien que reflejaba el mundo femenino, teniendo en cuenta que está escrito por un hombre", dijo Martina Gusman sobre "La quietud". "A veces la mirada del hombre sobre el mundo femenino me resultaba distorsionada o hasta misógina. Acá en cambio hay algo de la profundidad de ser mujer, logra tocar niveles muy interesantes. Claramente es una película de universo femenino, donde los hombres son bastante funcionales en el contexto", explicó. "El tempo dramático del guión también me impactó", agregó la actriz. "En la primera mitad de la película hay cierta acción dentro de la pasividad, donde corren las inquietudes dentro de la quietud, pero, como en un olla a presión, todo se empieza a incrementar hasta la catarata que explota en la segunda mitad, con todas las verdades que no se dicen en esta familia", relató.

   El germen de la historia de la película se remonta a 2009. "Yo estaba como jurado en el festival de Cannes de ese año", recordó Gusmán, "cuando Bérénice estaba en el festival por "El artista". Ella estaba con Michel (Hazanavicius), el director de esa película y también su marido, y yo estaba con Pablo. El chiste del festival era que nosotras éramos muy parecidas físicamente. Y Pablo nos decía que había que hacer una película de nosotras dos como hermanas. Así empezó todo", aseguró.

   La sociedad entre Trapero y Gusman, que ya lleva más de 15 años, resultó muy fructífera desde lo artístico y lo comercial, aunque también tuvieron que hacer malabarismos para combinar sus agendas. "Al principio éramos unos niños con ilusiones, sueños y cosas por hacer. Ahora llevamos hechas 15 películas juntos, desde producción y actuación, y fuimos aprendiendo un montón", comentó la actriz. "El desafío más grande fue poder combinar esta sociedad con el crecimiento individual de cada uno. Creo que lo logramos, y por eso yo dejé de estar físicamente en la productora para dedicarme más a la actuación. Es complejo armar nuestra agenda pero por ahora lo logramos", dijo entre risas.

   Según Martina, su relación con Trapero es "un estilo de vida, porque no hay diferenciación entre el trabajo, la pareja y la familia. Nos conocimos con esa intensidad y pasión que los dos le ponemos al trabajo, entonces está todo un poco mezclado. Compartir este estilo de vida es una elección, porque no hay un corte. No es que en el desayuno no hablamos de trabajo. No, en el desayuno hablamos de tal escena, y el otro se queja, y tratamos de ponernos de acuerdo. Habría que haber filmado el making del making off de la película: estábamos nosotros en el medio del campo con el perro, con la nena (su hija de dos años), un lío", comentó entre risas. "Igual, como estamos en el mismo medio, también hay un gran nivel de comprensión entre nosotros. El trabajo complejiza pero también enriquece nuestra relación", afirmó.

   Si bien Gusman era conocida por el cine, su figura llegó a un nuevo nivel de exposición con "El marginal", la premiada serie de Sebastián Ortega y Adrián Caetano que comenzó en 2016 y ahora va por su segunda temporada. "Es genial lo que pasa con "El marginal", dijo la actriz. "Que un programa que está en la TV Pública le gane en el rating a Canal 13 y compita cabeza a cabeza con Telefe habla de que la gente espera productos de calidad. Esta serie representa eso, todo un equipo de trabajo concentrado en lograr un producto de mucha calidad técnica y artística", señaló.

   "El marginal" se pudo ver en otros países a través de Netflix, y a Martina la reconocieron en las calles de París y Amsterdam gracias a la serie. "Yo creía que me conocían por el festival de Cannes, pero no, era por "El marginal", dijo entre risas. "El impacto que tiene la tele es muy fuerte y muy distinto al del mundo del cine. Yo estaba más acostumbrada a un acercamiento más relacionado con lo artístico. La masividad de la tele es rara, aunque como yo siempre tuve un perfil bajo lo tomo con mucho agradecimiento y alegría", reconoció.

   La agenda de la actriz está completa. En cine tiene en carpeta dos películas, "El hijo" (con Joaquín Furriel) y "Lucía", y además protagonizará la serie "El mundo de Mateo", junto a Fernán Mirás y Luciano Cáceres.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario