Escenario

"Cuando hacés una película ponés tu vida en juego en cada proyección"

"Cuestión de principios" tendrá su estreno rosarino. El debut de la película de Rodrigo Grande será hoy, y en la función de preestreno, a las 20 en el Showcase, estarán presentes sus protagonistas, Federico Luppi y Pablo Echarri, aunque sin Norma Aleandro, ausente por sus compromisos teatrales en Buenos Aires. "Si te dan a elegir te das los lujos que podés", explicó el director que no sólo llevó a la pantalla grande un cuento del Negro Fontanarrosa, sino que reunió a un grupo de intérpretes a los que también admira.

Jueves 24 de Septiembre de 2009

"Cuestión de principios" tendrá su estreno rosarino. El debut de la película de Rodrigo Grande será hoy, y en la función de preestreno, a las 20 en el Showcase, estarán presentes sus protagonistas, Federico Luppi y Pablo Echarri, aunque sin Norma Aleandro, ausente por sus compromisos teatrales en Buenos Aires. "Si te dan a elegir te das los lujos que podés", explicó el director que no sólo llevó a la pantalla grande un cuento del Negro Fontanarrosa, sino que reunió a un grupo de intérpretes a los que también admira.

—La película ya tuvo su preestreno en Buenos Aires. ¿Fue como rendir alguna prueba por ser rosarino?

—Sentís que rendís una prueba de fuego, pero no por ser rosarino, sino porque hiciste una película. Al hacer una película juegan todos esos nervios de sentir siempre que estás jugándote la vida con cada proyección, sobre todo con las primeras.

—Ahora que el filme ya está en marcha ¿sentís que hiciste lo mejor que podías hacer o podrías haberlo mejorado?

—Creo que se puede mejorar siempre, por suerte, si no, tendría que retirarme. Creo también que haber filmado seis semanas fue un tiempo ajustado para esta película. Pero en cuanto a lo primero, en cualquier trabajo, si uno se apasiona por lo que hace, sabés que se puede mejorar y seguramente en la próxima película lo hará mejor.

—¿Qué tenía de atractivo este cuento, de este autor y no de otro rosarino?

—La verdad es que yo crecí leyendo los libros del Negro. Desde que era chico, era uno de los primeros que compré. Fue el único autor del cual yo leí un libro en una sola noche. Por su manera de escribir, de llevar los diálogos y los comentarios, las interjecciones, es de esos tipos que la hacen simple y te da la sensación de que vos también podés escribir.

—¿Necesitabas figuras de proyección nacional para darle un impulso extra esta película?
  —Creo que siempre hay que elegir el actor que mejor da para el personaje. Si además ese actor es convocante, es mucho mejor para la película. Si hay una película en la que actúan Norma Aleandro, Luppi y Echarri, la voy a ver. Hay películas que recuerdo porque trabaja Vittorio Gassman. No me acuerdo del título pero para mí es una de Gassman. Y con Luppi, Aleandro y Echarri me pasa eso. Entonces si te dan a elegir te das los lujos que podés. Además el cine te permite trabajar con gente que admirás mucho.
  —Tu película llega en un buen momento del cine. ¿Qué pasa para que hoy “El secreto de sus ojos” bata récords?
  —Creo que cuando hay una buena historia y bien contada, casi siempre funciona. A esto hay que sumarle la promoción. Si se dan esas tres cosas funciona seguro. Más allá del momento que viva el país o las crisis me parece que la gente tiene ganas de ver buen cine siempre y si es argentino más todavía. 

 

 

 



 


 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario