Escenario

Cine/Crítica de "Penguin Bloom": La historia de una surfista que aprendió a volar gracias a una urraca

Calificación: Buena. Intérpretes: Naomi Watts, Andrew Lincoln, Griffin Murray-Johnston, Jacki Weaver y Rachel House. Dirección: Glendyn Ivin Género: Drama. Emisión: Netflix.

Sábado 04 de Septiembre de 2021

Uno de los principales ganchos que suelen tener las películas que llegan de grandes producciones, sean en salas de cine o en las plataformas más importantes, es la frase “basado en un caso real”. Esa empatía que se genera entre el/la espectador/a y lo que devuelve la pantalla es irresistible. Puede ser un fiasco o no, puede ser un caso famoso o no tanto, pero seduce. Y si es algo vinculado con la resiliencia, mucho más. Hacia allí fue el director y guionista australiano Glendyn Ivin, quien se inspiró en un caso que tomó revuelo -valga el guiño-, a partir de la historia real de Sam Bloom, una surfista australiana que tras sufrir un accidente, pudo salir adelante gracias a una urraca. Sí, un ave silvestre la arrancó de la angustia mucho más que su hermosa familia. Con la base de un relato en off de su hijo mayor Noah (sobresaliente labor del adolescente Griffin Murray-Johnston), la película cuenta el derrotero de Sam (otro gran papel de Naomi Watts), quien en medio de una vida absolutamente feliz sufre una caída de un balcón en unas vacaciones y queda paralítica y postrada a una silla de ruedas. Su marido (Andrew Lincoln, conocido a partir de su personaje Rick Grimes en “The Walking Dead”) hace lo imposible para recuperar la vida que tenían antes. Pero no. Nada será como entonces. Ese accidente cambió el juego de roles en la familia, y nadie lo sabe mejor que Sam, quien mutó en una persona hosca, triste, desganada. Hasta que, como titulan al filme en otros países de habla hispana, ocurre “Un milagro inesperado”. También por accidente, un día aparece Penguin, una urraca algo molesta al principio, pero que después se convertirá en una luz en el camino de Sam. El director fue llevando la trama sin golpes bajos, hizo un logrado foco en la química familiar y apostó a una ambientación muy similar a la que vivió la auténtica Sam Bloom. Tras el fundido a negro del final, vale quedarse a esperar los créditos y ver las fotos de los protagonistas verdaderos. Es allí cuando el caso real será más real que nunca.

Penguin Bloom (2021) | Tráiler Oficial Subtitulado | Naomi Watts y Andrew Lincoln

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario