ESCENARIO

Chiche Gelblung contó los motivos por los cuales estuvo internado

El periodista estuvo internado en el área de terapia intensiva del sanatorio Los Arcos y ahora regresó a su casa.

Miércoles 01 de Julio de 2020

El periodista Samuel "Chiche" Gelblung tuvo un raid sanitario que duró una semana pero que tuvo un final feliz. Porque el miércoles pasado fue internado de urgencia en el Sanatorio Los Arcos en estado delicado, pero hoy ya está en la casa contando lo que realmente le ocurrió y despejando dudas, porque en torno a su salud se dijeron que había sufrido desde un ACV hasta que estaba grave por una neumonía derivada de coronavirus.

Chiche, de 76 años, en una entrevista radial contó que se trató de un “episodio confusional, producto, aparentemente, de una infección de un pie. Se pensó que podía ser una neumonía, que no fue. En realidad tenía un pequeño foco en el pulmón y bueno, a las 48 horas, con el antibiótico, se fue”.

Como presentaba fiebre alta, los médicos le hicieron el hisopado para ver si tenía coronavirus pero y dio negativo. No obstante, y más allá del relato del periodista, estuvo 48 horas con respirador artificial y cinco días en terapia intensiva, para luego estar un día en sala común y regresar a su domicilio.

Fiel a su estilo, Gelblung en diálogo radial con el conductor rosarino Luis Novaresio confió: “Yo no me acuerdo de nada. Ni me acuerdo de que me haya despertado. Me dijo mi mujer que me desperté medio diciendo boludeces, y bueno, ahí me internaron”, narró sobre el susto que tuvo su esposa, Cristina Seoane, la mañana del miércoles pasado. “Tampoco es nada raro. Tampoco es nada que me pueda confundir. Mi mujer está acostumbrada”, agregó Chiche con humor.

“Yo estoy bárbaro. Mañana tengo algunas actividades”, avisó para luego afirmar en tono jocoso que su mujer es la primera que lo “echa” de su domicilio para que vaya a trabajar. "Aunque acá en casa me tratan como a un Sultán”, señaló.

Con respecto a las diferentes hipótesis sobre su salud, Chiche se mostró sorprendido por las versiones: “Desde la cama veía la televisión y decían que estaba grave. La noticia circuló y produjo conmoción. No sé por qué se armó todo ese bardo. No me iba a poner a llamar, pero me causaba gracia. Fue una especie de impacto nacional. Sé que la gente siente afecto, pero nunca pensé que iba a generar eso”, contó el periodista, y agregó que hasta armaron cadenas de oración.

Novaresio en un ida y vuelta con humor le dijo a su legendario colega que “falta mucho, pero cuando pase, quedate tranquilo que nos vamos todos al infierno”. A lo que rápido de reflejo Gelblung replicó: “Yo estoy muy tranquilo. Solo no voy a estar”. Y remató: “Yerba mala nunca muere”.

“Yo estoy bárbaro, sinceramente. No fumo, no bebo, no salgo de noche. Soy un embole. Mi único vicio es el laburo”, concluyó Gelblung.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario