Escenario

Bruce Springsteen: pérdidas, ausencias y el rock como tabla de salvación

El Jefe regresó con la E Street Band en "Letter To You", un disco de pulso rockero que viaja al pasado y enfrenta a la muerte

Domingo 01 de Noviembre de 2020

Hay discos que son un acontecimiento, incluso antes de haber salido. “Letter To You” es el primer pp disco de Bruce Springsteen con la E Street Band, su banda histórica, de toda la vida, desde “Wrecking Ball” (2012). Y es el primer álbum que graban en vivo en los estudios desde el exitoso y emblemático “Born In The USA” (1984). Acá no hubo demos ni muchos retoques posteriores. El disco se registró en noviembre del año pasado, en apenas cuatro días. El Jefe le mostró al grupo sus composiciones, bosquejadas sólo con guitarra en su Iphone, y unos acordes fueron suficientes para que se prendiera otra vez la chispa. Los que tuvimos la enorme suerte de ver a Springsteen y compañía en vivo sabemos bien lo que eso significa: un acontecimiento único, un terremoto interno, un viaje de ida.

“Letter To You”, sin embargo, es algo más que ese reencuentro mágico entre El Jefe y sus viejos compañeros de ruta. En sus canciones hay mucho por decir, por recordar, por desafiar, y hay dolor enterrado. El disparador del álbum fue la muerte hace dos años de George Theiss, otrora compañero de Springsteen en The Castiles, su primera banda allá por fines de los 60. Springsteen se sintió muy afectado por la partida de Theiss, y eso habla de su singular dimensión humana: una estrella de rock siempre cerca de sus orígenes, de los afectos, de las personas que lo formaron.

En los últimos años, el autor de “Thunder Road” ya venía golpeado por dos grandes pérdidas: en 2008 murió Danny Federici, tecladista original de la E Street Band, y en 2011 falleció Clarence Clemons, el famoso saxofonista del grupo y uno de sus mejores amigos. Por eso no es extraño que varias canciones de “Letter To You” hablen de la muerte. Al igual que en “Rough And Rowdy Ways”, el último disco de Bob Dylan, en “Letter To You” hay una sensación de final latente y de despedida.

Ya desde el comienzo, en la reposada “One Minute You're Here”, el Jefe canta: “Ahí viene el gran tren negro por las vías / Sopla su silbato un largo rato / Un minuto estás acá / Al minuto siguiente te fuiste” . En “Last Man Standing” recuerda los lejanos días de The Castiles en su New Jersey natal y confiesa: “Contás los nombres de los que ya no están como quien cuenta el tiempo que le queda”. El estribillo se eleva como una súplica y es conmovedor: “Roca eterna / levantame de alguna forma / a algún lugar alto y fuerte / un lugar profundo en el corazón de la multitud / Soy el último hombre en pie”, grita. Y sí, él es el único que queda vivo de aquellos germinales The Castiles.

band.jpg
El Jefe en el estudio con sus fieles compañeros de ruta de la E Street Band.

El Jefe en el estudio con sus fieles compañeros de ruta de la E Street Band.

El fantasma de las pérdidas regresa en el pulso rockero de “Ghosts”, una canción que demuestra que El Jefe puede sonar de lo más vital incluso hablando de los amigos que partieron. “Es tu fantasma moviéndose en la noche/ tu espíritu lleno de luz/ te necesito, te necesito a mi lado/ siento tu amor y estoy vivo”. Y al final canta sobre un posible reencuentro: “Subo el volumen y dejo que me guíen los espíritus/ Los veo, hermanos y hermanas, del otro lado”. En “Ghosts”, “Burnin’ Train” y “Letter To You” la energía de la E Street Band se siente muy cerca. Ese sonido expansivo de guitarras al frente, pianos, teclados y solos saxo es inconfundible. Nadie pudo repetirlo. Y llevaría tantos años y tanto talento hacerlo que nadie lo intentaría.

Ghosts

RESCATE EMOTIVO. Es justamente ese sonido tan singular lo que une las canciones nuevas con otras rescatadas de los primeros 70. “Letter To You” incluye reversiones de tres temas de Springsteen que se conocen a través de piratas pero que nunca se editaron oficialmente: “Janey Needs A Shooter”, “Song To Orphans” y “If A Was A Priest”. Las que funcionan mejor en el contexto del álbum son las dos primeras: la marca de Dylan es innegable en el tono narrativo, los personajes y la armónica. Son historias de juventud, de amor no correspondido, de perdedores (“Los hijos buscan a los padres/ pero todos los padres se fueron/ Las almas perdidas buscan salvadores/ pero los salvadores no duran mucho”). En este rescate se siente más candor y ternura que nostalgia propiamente dicha.

Con las elecciones de Estados Unidos encima (ver aparte), y después de un año muy agitado política y socialmente en el país del norte, en “Letter To You” se encuentran algunas ligeras referencias al tema (Springsteen, conocido votante del Partido Demócrata, siempre se negó a formar parte del coro que critica a Trump desde las canciones). “Rainmaker” habla de un demagogo que le vende falsas esperanzas a unos granjeros que sufren por una sequía (“Rainmaker, la casa se incendia/ Rainmaker, tomá todo lo que quieras/ A veces la gente necesita desesperadamente creer en algo/ Tan desesperadamente que contratan a un Rainmaker”). Y “House of A Thousand Guitars” hace mención a un “payaso criminal que robó el trono”, aunque en realidad la canción es una oda a la música como refugio de todos los males: “Despertá y sacudite los problemas, amigo mío/ Vamos a donde la música nunca termina/ Desde los estadios hasta los pequeños bares de pueblo/ Vamos a iluminar la casa de las mil guitarras”. El rock como tabla de salvación todavía parece un sueño posible en la voz de Springsteen.

El cierre con “I’ll See You In My Dreams” vuelve sobre el recuerdo de los amigos ausentes, aunque esta vez se refiere a la Parca por su nombre (“Porque la muerte no es el final/ Y te veré en mis sueños”). Desde la edición de su rigurosa autobiografía “Born To Run” (2016), donde confesó su larga lucha contra la depresión, pasando por su intimista espectáculo en Broadway (2018), Springsteen se encuentra en una etapa reflexiva, de espejo retrovisor. Lo curioso (y lo mejor) de “Letter To You” es que no abandona esa mirada, pero la llena de guitarras, de estribillos para cantar y de energía. En definitiva, de esperanza.

Bruce Springsteen - Last Man Standing (Official Audio)

“Hay que sacar a Trump de la presidencia”

Las elecciones en EEUU son el próximo martes. Bruce Springsteen está muy involucrado con el candidato demócrata a la presidencia, Joe Biden. “El poder de la idea americana ha sido abandonado. Necesitamos a alguien que le vuelva a dar vida”, dijo en una entrevista con Rolling Stone. “La presidencia actual basureó la idea del país como faro de la democracia. Abandonamos a nuestros amigos, negamos el cambio climático”, apuntó. También dijo que los últimos años le parecieron “perturbadores”. “Lo primero que hay que hacer es sacar a Trump de la presidencia y volver a empezar”, aseguró.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS