tutela

Britney Spears ganó media batalla pero su padre aún mantiene la tutela

Un expediente judicial asegura que James Spears "está dispuesto a renunciar" en "el momento adecuado" y en el marco de una "transición ordenada".

Jueves 12 de Agosto de 2021

El padre de Britney Spears señaló en un expediente judicial que planea renunciar a la tutela que controló la vida y el dinero de la cantante durante trece años, pero su salida no es inminente.

James Spears entregó unos documentos a la corte en los que indicó que, aunque no hay motivos para su destitución, se hará a un lado luego de que se resuelvan algunos asuntos pendientes. El documento no brinda un plazo para su renuncia.

"El señor Spears sigue prestando sus servicios diligentemente y no debe ser suspendido ni destituido, y menos aún basándose en acusaciones falsas", señala el documento, y añade: "El señor Spears está dispuesto a renunciar cuando sea el momento adecuado, pero la transición debe ser ordenada e incluir una resolución de los asuntos pendientes ante el tribunal".

Esos asuntos incluyen la siguiente revisión judicial de las finanzas de la cantante, la cual se postergó por meses de disputas públicas y legales sobre el papel de James Spears y la legitimidad de la tutela por parte de Britney y, en las últimas semanas, de su nuevo abogado.

Los documentos señalan que James Spears ha sido "el blanco incesante de ataques injustificados", pero que "no cree que una batalla pública con su hija sobre su servicio continuo como su tutor sea lo mejor para ella".

Añade que luchará contra la solicitud para forzar su salida, pero que trabajará con la corte y con el abogado de Britney, Matthew Rosengart, en las siguientes etapas.

Rosengart dijo en un comunicado: "Nos complace que el señor Spears y su abogado hayan admitido hoy en una presentación que debe ser destituido. Es una reivindicación para Britney''.

James Spears dijo que estaba trabajando en un plan para renunciar a su papel antes de que su hija contratara a Rosengart el mes pasado.

Durante gran parte de la tutela, que se estableció en 2008, James Spears supervisó los asuntos personales y el dinero de su hija. En 2019, renunció a ser su tutor personal, pero mantuvo el control de sus finanzas.

Sin embargo, fue el blanco de gran parte de la molestia de su hija en un par de discursos ante la corte realizados en junio y julio, en los que la cantante señaló que la tutela era "abusiva". En junio, Spears dijo que le habían obligado a utilizar un dispositivo intrauterino para el control como método anticonceptivo, a tomar medicamentos en contra de su voluntad y que le habían impedido casarse, tener otro hijo o incluso viajar en el coche de su novio sin supervisión.

Britney, de 39 años, sostuvo: "Esta tutela me está haciendo mucho más daño que bien. Merezco tener una vida".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario