Escenario

"Amores Pasajeros": En caída libre

La última película del cineasta español Pedro Almodóvar, "Los amantes pasajeros", es una comedia de enredos lasciva sobre la cual el director ganador del Oscar dijo que marca un regreso a...

Jueves 08 de Agosto de 2013

La última película del cineasta español Pedro Almodóvar, "Los amantes pasajeros", es una comedia de enredos lasciva sobre la cual el director ganador del Oscar dijo que marca un regreso a sus raíces como un escritor satírico, y que, inclusive, ofrece una mordaz crítica de la España actual.

La película que se estrena hoy en Rosario sigue a los pasajeros de un vuelo de España a la Ciudad de México después de que su avión sufre una grave avería en pleno vuelo.

Almodóvar, de 63 años, regresa así a su pasado de director de comedias después de explorar los temas más dramáticos en la última década, como "Hable con ella", de 2002 -que le valió un Oscar al mejor guión original- y "La piel que habito", de 2011.

"Durante los años 80, he hecho muchas comedias, así que esto fue como volver a mis raíces", dijo Almodóvar a la agencia Reuters. "Creo que sólo necesitaba hacer algo más ligero", afirmó.

En la película, los pilotos y asistentes de vuelo ostentosamente gay tratan de distraer a los pasajeros ofreciéndoles alcohol y drogas, lo que lleva a las relaciones sexuales, todo complementado con la coreografías y el baile del éxito de 1982 las Pointer Sisters "I'm So Excited" (Estoy muy emocionada).

La película está protagonizada por varios actores que ya habían trabajado con Almodóvar, incluyendo Javier Cámara, Lola Dueñas, Cecilia Roth y Blanca Suárez. Las estrellas españolas de Hollywood, Antonio Banderas y Penélope Cruz, también hacen apariciones en roles menores como empleados del aeropuerto.

Almodóvar dijo que en este filme canaliza inconscientemente la visión de sexo explícito del cineasta estadounidense John Waters, quien dirigió "Hairspray", en 1988, y "Adictos al sexo" ("A Dirty Shame"), de 2004. Se refirió al realizador como "uno de mis mejores amigos americanos".

Con Waters en mente, Almodóvar dijo que la película tiene elementos que pueden llevar a los espectadores a que lo describen como "sucio", en referencia a que los pasajeros "hacen todo lo que está prohibido hacer en un avión".

"En España, estar excitado significa estar cachondo", dijo el director al evocar el título en inglés del filme y el nombre de la canción central. "En la segunda parte de la película, este es el estado de los pasajeros", dijo.

Almodóvar creció durante el régimen represivo del dictador español Francisco Franco. Tras la muerte del caudillo, en 1975, la democracia pronto trajo una "gran explosión de la libertad", dijo.

Su primera película, "Pepi, Luci, Bom y otras chicas del montón", de 1980, se describe cómo fue capturado la libertad cultural y sexual recién descubierta de la época.

Mientras que en "Los amantes pasajeros" tenía la intención de jugar por diversión, Almodóvar dijo que también es una metáfora de la España que ha sido golpeada por una recesión de dos años que ha dejado cerca de un cuarto de su fuerza laboral sin empleo.

Corrupción. El director dijo que la película refleja la "corrupción política y la malversación financiera" que ha atrapado el país, y su crisis bancaria que exige un rescate de la Unión Europea respaldada por 54 billones de dólares el año pasado.

"Lo que es metafórico (en la película) es que el viaje consiste en dar la vuelta en círculos sin saber dónde van a aterrizar", dijo Almodóvar. "Necesitan un aterrizaje de emergencia, pero no saben exactamente quién estará al mando".

La última película de Almodóvar ha recaudado en el fin de semana de su estreno 1.930.000 euros, lo que supone el mejor debut de toda la filmografía del director manchego, según informó la productora El Deseo. Un total de 255 mil espectadores han visto el filme desde su llegada a las salas, lo que sitúa como el segundo mejor estreno de Almodóvar por espectadores, sólo superado por "Volver", de 2006, añadió la productora.

"Los amantes pasajeros" se convirtió también en el mejor estreno de una película española en este año. La campaña de promoción de "Los amantes pasajeros" se prolongó hasta el pasado sábado, cuando Pedro Almodóvar acudió a la madrileña plaza de Callao a animar a las numerosas personas que ensayaban la coreografía de "I'm so excited", de The Pointer Sisters, una de las canciones que se escuchan en esa película.

Cecilia Roth volvió con su mentor y una “chantajista de alto standing”

  Cecilia Roth tiene una larga relación con Pedro Almodóvar. Ahora recupera la vis cómica para interpretar a Norma Boss en “Los amantes pasajeros”. Se trata, según medios ibéricos, de una madama sadomasoquista que Almodóvar ha definido como una “chantajista de alto standing”, que viaja en clase ejecutiva en un vuelo que puede acabar en catástrofe. “Estos personajes están encapsulados en el tiempo y en el espacio, separados de todo lo demás. Todos pueden realizar su catarsis sin testigos personales que no sean los otros personajes que también la realizan”, explicó la actriz. Pese al tono hilarante, la intérprete considera que este filme no es una frivolidad. “Esta película es un divertimento, sí, pero evasión no. Con humor permite reflexionar, si querés reflexionar”, aseguró. Roth vuelve a una España en situación económica crítica. “En 2001 (cuando la crisis argentina) estaba trabajando en México. Fui muy afortunada por trabajar. Son momentos para reflexionar, para no quedarse cruzado de brazos. No perder sentido y encontrar el dónde y el cómo”, explicó. Y transmitió esperanza y valor a los españoles. “He pasado una crisis en Argentina enorme y hemos luchado mucho para que aquello que no funcionaba se modifique, como harán los españoles para sacar esto arriba, sin duda”, concluyó. Y eso la devuelve  a “Los amantes pasajeros”, donde todos los personajes se entregan a ser libres y a disfrutar “¡porque se acaba, esto se acaba!”, bromeó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario