Escenario

"Alzar el puño por la causa feminista es esencial arriba y abajo del escenario"

El cuarteto de hip hop, funk y rock Alto Guiso combina una fuerte raíz rítmica urbana con letras contestatarias y frescas. Sus shows son una verdadera celebración

Viernes 13 de Abril de 2018

Después de dos años de tocar en vivo con una propuesta fresca y original, Alto Guiso presentará oficialmente su primer disco, "Psicoguiso", hoy, a las 21, en la Asociación Japonesa de Rosario (Iriondo 1025). Este cuarteto femenino de hip hop, funk y rock está formado por Florencia Croci (bajo y voz), Sofía Pasquinelli (guitarra), Ani Books (beats, loops y voz) y Melina Spizzirri (sintetizador, trombón y voz). En sus canciones hay una fuerte raíz rítmica urbana, pero si bien el hip hop las influencia, comparten las propias raíces del género desde otras perspectivas. El audio que tradicionalmente se incorpora desde el uso del sampler es compuesto e interpretado en vivo con instrumentos analógicos. Y la dinámica entre lo analógico y la síntesis de sonido es uno de los aspectos más marcados de su estilo orientado al baile. El grupo participó en distintos festivales y en eventos vinculados a la protesta social y el movimiento feminista. En enero de 2017 realizaron su primera gira internacional en las ciudades de Santos y San Pablo (Brasil).

El show de esta noche será en el marco de una nueva edición de la fiesta Va Como Piña. También tocarán las Kumbia Queers (de Buenos Aires) y la música estará a cargo de Mona Con Navaja. Ani Books, una de las integrantes de Alto Guiso, habló sobre el primer álbum de la banda, la experiencia en Brasil y el compromiso del grupo con los derechos de las mujeres.

—¿Cómo fue el proceso de grabación del disco?

—Grabamos en la Mansión Mutante de Ignacio Molinos (del grupo Matilda), quien aparte de grabar, mezclar y masterizar también coprodujo el disco con nosotras. Siempre manteniendo la oreja fresca y avanzando en el disco como obra en su totalidad, tuvimos la oportunidad de trabajar en equipo con Nacho y plasmar este guiso que venía burbujeando hacía rato. En el disco además hay músicos invitados como el trompetista Hugo Lobo (de Dancing Mood), el guitarrista Cristian Bruscia (de Los Vándalos) y el percusionista Sebastián Gabrielli (de Huevo de Iguana), entre muchos otros.

—¿Cómo resultó su estadía en Brasil?

—El viaje a San Pablo y Santos nos dió mucha perspectiva conjunta de lo que era la banda y nos regaló, aparte de muchas experiencias musicales con la cultura brasilera, la oportunidad de conocer personas increíbles, todo en un contexto súper estimulante y artístico. Y como si eso fuese poco tuvimos la oportunidad de editar un single en vinilo.

—¿Influyó el viaje a Brasil en las nuevas composiciones?

—Sí, nos dejó mucha energía musical. De vinilos que trajimos de allá sampleamos un motivo que terminó siendo nuestro tema "Brasil", que narra en un idioma que nos encantó muchas de las experiencias y sensaciones que compartimos allá.

—¿Qué las motiva a producir un show desde cero, sin productores intermediarios, y encima invitar a otras bandas como las Kumbia Queers?

—Es una situación que implica una libertad hermosa y también conlleva una cantidad de responsabilidades. Es el mejor de los contextos para poder brindar nuestra propuesta. Recibimos mucha buena onda de nuestras colegas y siempre esperamos un intercambio con una verdadera celebración, para que disfruten de hacer lo que les gusta tanto como a nosotras.

—¿Cuán importante es la lucha por la igualdad y los derechos de las mujeres en el arte de Alto Guiso?

—Es algo que sin ser intencional o predeterminado nos conforma como mujeres a cada una de nosotras. Desde ocupar un lugar en los que los más visibilizados son hombres, hasta participar de manifestaciones feministas, nos sentimos totalmente atravesadas por esa lucha. Alzar el puño por esa causa nos es esencial arriba, abajo y al costado del escenario, y creo que toda mujer está librando esa lucha en todos los espacios de la existencia. Muchas veces se nos dice "banda de chicas", sin animosidad, pero es un adjetivo que no se le suma a ninguna banda de chabones ("esta banda de chicos"). Desde muchos lugares en la música se siente una inequidad importante, como en todos los demás contextos de la experiencia. Sin embargo acá estamos, todas nosotras, cada día más fuertes.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});