Escenario

Adele arrasó en los Grammy y se quedó con los principales premios

La cantante soul Adele ganó seis premios Grammy anoche y se impuso en todas las categorías en las que fue nominada, incluyendo álbum del año por “21” y mejor grabación por “Rolling In the Deep”. La noche también estuvo cargada de emotividad con homenajes a la estrella del pop Whitney Houston, que falleció repentinamente el sábado.

Lunes 13 de Febrero de 2012

La cantante de soul británica Adele se convirtió anoche en la gran estrella de los Grammy, el premio que reconoce a los artistas más destacados en la  industria de la música grabada, al alzarse con un total de seis  premios, entre ellos los tres principales: álbum del año, por “21”  y grabación del año y canción del año por “Rolling In The Deep”, en una velada marcada por el recuerdo de la cantante Whitney Houston,  fallecida a los 48 años.

La original Adele, que no se parece a ninguna de las demás  estrellas del “show business” de su edad -se peina como en los años  60, usa los ojos bien delineados, viste siempre de negro y no es  delgada como sus competidoras- también se quedó con el premio a la  mejor actuación solista por su canción “Someone Like You”, el de  mejor álbum pop por “21” y mejor videoclip corto por “Rolling In  The Deep”.

Los otros artistas que competían en la terna de álbum del año  eran Foo Fighters con “Wasting Light”, Bruno Mars con “Doo-Wops &  Hooligans”, Rihanna con “Loud” y Lady Gaga con “Born This Way”.

Lady Gaga no ganó en ninguna de las tres categorías en las  que estaba nominada: álbum del año, mejor interpretación pop y  mejor álbum pop.

Adele fue seguida de cerca por los Foo Fighters, que se  quedaron con cinco de los Grammy y se convirtieron en los segundos  grandes ganadores de la noche. La banda del ex baterista de  Nirvana, Dave Grohl, se quedó con los premios de mejor álbum de  rock por “Wasting Light” y mejor canción de rock por “Walk”, el de  mejor interpretación de rock por “Walk” y mejor interpretación de  hard rock/metal por “White Limo”. El videoclip de “Back And Forth”  fue distinguido como mejor videoclip largo.

La sorpresiva muerte de la cantante de R&B, pop y gospel  Whitney Houston ayer sábado a los 48 años, obligó a introducir  algunos pequeños cambios en la ceremonia a modo de homenaje.  Inmediatamente después del número musical de apertura de la  ceremonia, a cargo de Bruce Springsteen, el anfitrión, LL Cool J,  afirmó: “No hay forma de evadirlo. Hemos tenido una muerte en la  familia, y lo más apropiado para comenzar esta noche es una  plegaria para alguien que amamos, nuestra fallecida hermana Whitney  Houston”. Acto seguido, Cool J pronunció una breve plegaria.

“Nuestros pensamientos están con su madre, su hija y sus  seres queridos”, agregó el anfitrión, después de lo que fue emitido  un clip de una actuación durante los Grammy en la que Houston  cantaba uno de sus mayores éxitos, “I Will Always Love You”. Cuando  finalizó, el público aplaudió de pie.

Al avanzar la noche, se mostró un video en memoria de los  músicos fallecidos en el último año que abrió con la imagen de la  artista británica Amy Winehouse y cerró con la de Whitney Houston.  De hecho, Winehouse obtuvo un Grammy póstumo al ganar el tema  “Body&Soul” que grabó junto a Tony Bennett en la categoría de mejor  interpretación pop de dúo o grupo. El álbum de Bennett que contiene  este tema, “Duetts II”, también se quedó con el Grammy al mejor  álbum de vocalista pop tradicional.

Durante el clip se vieron desfilar los rostros de varios  músicos muertos en 2011, entre ellos el argentino Facundo Cabral y  también al fundador de Apple, Steve Jobs, pionero de la música  digital. Acto seguido, Jennifer Hudson, la cantante y actriz  surgida del concurso American Idol, interpretó “I Will Always Love  You”, de la que cambió la última estrofa y cantó: “We will always  love you” (Siempre te amaremos).

En tanto, los mexicanos de Maná se quedaron con el premio al  mejor álbum de pop, rock o urbano latino con “Drama y Luz”,  categoría en la que competían con “Entren los que quieran”, de  Calle 13, “Entre la ciudad y el mar”, de Gustavo Galindo, “Nuestra”  de La Vida Boheme y “Not So Commercial” de Los Amigos Invisibles,  según despacho de DPA.

Además, los premios de mejor álbum de R&B fueron para Chris  Brown por “F.A.M.E” y el de mejor álbum de rap para “My Beautiful  Dark Twisted Fantasy”, de Kanye West.

La gala contó con varias actuaciones en vivo de artistas como  Bruno Mars, Chris Brown, Tony Bennett, Katie Perry, Chris Martin y  Rihanna -que hicieron “Princess of China”- y el mismísimo ex Beatle  Paul McCartney, que cantó “My Valentine”, el corte de difusión de  su nuevo álbum, “Kisses on the Bottom”.

Al final, McCartney cerró la gala a todo lujo con un medley  de temas de los Beatles como “You Never Give Me Your Money” y  “Carry That Weight”, incluidos en “Abbey Road”. Para ello, Paul  estuvo acompañado por Bruce Springsteen y Dave Grohl, que se  trenzaron en un auténtico duelo de guitarras con el ex Beatle. 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS