El Mundo

Un predicador volcó a su favor los comicios en Costa Rica

Fabricio Alvarado tenía 2 por ciento de las adhesiones en noviembre y ahora es favorito para el domingo. El debate sobre las uniones gay lo catapultó

Viernes 02 de Febrero de 2018

Trece candidatos se disputarán la presidencia de Costa Rica en las elecciones del próximo domingo, en una campaña que sufrió un vuelco espectacular en las últimas tres semanas.

Un candidato que meses atrás cosechaba menos del cinco por ciento de las preferencias hoy se erige como favorito para imponerse en la primera vuelta: se trata de Fabricio Alvarado, un diputado, periodista y predicador evangélico de 43 años.

Las encuestas pronostican que ninguno de los postulantes alcanzará el 40 por ciento de los votos para ganar en primera ronda, lo que obligaría a una segunda vuelta el 1 de abril entre los dos aspirantes más votados.

Alvarado es conocido por su activismo religioso y por ser cantante de música cristiana. Pertenece al conservador Partido Restauración Nacional.

Su carrera electoral transcurría sin pena ni gloria, hasta noviembre las encuestas le adjudicaban 2 por ciento de los votos. Pero el 9 de enero el rumbo cambió. Ese día la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) emitió una opinión consultiva para que se garanticen los matrimonios entre personas del mismo sexo en el país, donde tiene su sede, y en otras 11 naciones latinoamericanas.

La convocatoria a legalizar el matrimonio gay movió por completo el escenario electoral. Alvarado, férreo opositor al matrimonio igualitario, no calló su posición, y su prédica lo puso a la cabeza de la contienda, por delante de los candidatos que habían sido punteros a lo largo de la campaña, Juan Diego Castro y Antonio lvarez Desanti.

No solo eso. La mayor popularidad de Alvarado obligó a que la mayoría de los candidatos rechacen la opinión de la Corte. Y también que se manifiesten en contra del aborto, la denominada "ideología de género" y la promoción de programas de educación sexual en adolescentes.

Se vive en Costa Rica un momento que algunos llaman "shock religioso".

Una cuestión puede haber influido. Desde el año pasado existe un debate porque el Ministerio de Educación implementará este 2018 una nueva materia en el programa de estudios en primaria y secundaria.

Se llama "Educación para la afectividad y sexualidad integral", que abordará temas como el placer y bienestar personal, derechos de poblaciones LGBTI y relaciones libres de violencia, entre otros.

Las "guías sexuales", como se conoce al nuevo plan de estudios, fue rechazado por las iglesias católica y evangélicas.

El oficialista Partido de Acción Ciudadana (PAC) lleva como candidato a Carlos Alvarado Quesada para suceder en el cargo al actual presidente, Luis Guillermo Solís.

En un ambiente marcado por un sonado escándalo de corrupción, el país enfrenta serios desafíos como el narcotráfico y elevado déficit fiscal.

El pequeño país centroamericano es considerado una de las democracias más estables de América Latina. De 4,9 millones de habitantes, la economía costarricense tiene como uno de sus pilares al turismo, con unos dos millones de visitantes extranjeros al año.

La más reciente encuesta del Centro de Investigaciones y Estudios Políticos (CIEP) de la estatal Universidad de Costa Rica coloca a Alvarado a la cabeza de las intenciones, con el 16,9 por ciento.

conservador. Alvarado en una última aparición de la campaña.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario