El Mundo

Trump asegura que fue "exonerado" en el caso Rusiagate

La afirmación se basa en el memorando que hizo publicar al Congreso. Pero el FBI y el Departamento de Justicia lo seguirán investigando

Domingo 04 de Febrero de 2018

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró que el polémico memorándum del Partido Republicano publicado el viernes en el marco de las investigaciones sobre la trama rusa o "Rusiagate", lo ha "exonerado". Pero el Departamento de Justicia, al que Trump acusa de perseguirlo con la trama rusa, defendió la labor de la comisión investigadora liderada por Robert Mueller, ex director del FBI.

   El documento "me rehabilita totalmente", escribió Trump en Twitter. No obstante, el mandatario se quejó de que "la caza de brujas rusa sigue y sigue". Trump, quien calificó las investigaciones como una "desgracia para Estados Unidos", negó nuevamente que hubiese habido una cooperación entre su equipo electoral y Rusia o una obstrucción a la Justicia.

   El fiscal especial Robert Mueller, acompañado por agentes del FBI, investiga si hubo una connivencia entre el equipo de campaña de Trump y Moscú para influir en los resultados de las elecciones presidenciales de 2016. Además, se está indagando si el presidente ha intentado socavar las pesquisas. El memorándum, publicado por orden de Trump, fue elaborado por el presidente republicano del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, Devin Nunes, muy cuestionado por los demócratas de ese mismo comité.

   Básicamente, el documento sostiene que el equipo de investigadores del Buró Federal de Investigaciones (FBI) aplicó métodos cuestionables para vigilar a Carter Page, un ex asesor del equipo de campaña de Trump. El objetivo del memorándum es apuntalar las acusaciones que atribuyen a los investigadores federales "parcialidad" en detrimento de Trump.

   El Partido Demócrata rechaza el contenido del memorándum Nunes, señalando que este no incluye aspectos importantes y tergiversa los hechos. Según los demócratas, la publicación del documento solo tiene como objetivo torpedear las investigaciones sobre la trama rusa y además el legislador republicano distorsionó su redacción.

   También el FBI se había declarado contrario a la publicación del memorándum asegurando que el documento contiene graves omisiones y no refleja correctamente los hechos.

   En este contexto de conflicto institucional, el Departamento de Justicia de Estados Unidos respaldó ayer al fiscal especial Robert Mueller, uno de los objetivos de Trump. Lo hizo tras una demanda presentada por Paul Manafort, ex jefe de campaña de Trump, y sostuvo que el recurso legal debería ser desestimado. Manafort es una de varias bajas queha sufrido el equipo de Trump en apenas un año de gobierno.

   Manafort demandó a Mueller el 3 de enero, acusándolo de exceder su autoridad legal en la investigación que lidera sobre la posible complicidad entre el equipo de campaña de Trump y Rusia en las elecciones presidenciales de 2016. La demanda civil, presentada en un tribunal distrital de Columbia, acusa al fiscal general adjunto Rod Rosenstein, que designó al fiscal especial, de exceder su autoridad legal al "conceder al señor Mueller carta blanca para indagar y presentar cargos criminales contra básicamente todo lo que se le cruce en el camino". Rosentein es otro de los objetivos de Trump, que declaramente exige su cabeza. "Estos reclamos carecen de méritos", respondió el Departamento de Justicia. "La investigación del fiscal general y de los fiscales es totalmente legal".

   El Departamento dijo que la demanda debe ser rechazada. En octubre, Mueller acusó a Manafort y a su socio de negocios Rick Gates de cargos que incluyen conspiración para lavar dinero, conspiración contra Estados Unidos y la omisión de registro como agente extranjero del anterior gobierno de Ucrania, que favorecía a Rusia. Manafort debió renunciar a sus obligaciones oficiales. Trump y sus aliados republicanos en el Congreso escalaron este viernes la campaña contra las agencias de la ley de Estados Unidos por sus investigaciones sobre los vínculos del mandatario con Rusia. Y con el memorando Nunes, Trump se apresuró a declararse exonerado de cargos. Algo que todavía está por verse.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario