El Mundo

Prisión domiciliaria para un preso político venezolano

La medida se tomó después de casi 10 años de prisión y tras varios pedidos de parte de la oposición de una medida de perdón, debido a su delicado estado de salud.

Domingo 21 de Septiembre de 2014

El ex jefe de policía venezolano Iván Simonovis, considerado preso político del régimen chavista y condenado por presunta participación en el intento golpista de 2002, fue liberado tras recibir un beneficio de reclusión domiciliaria, mientras se recupera de graves problemas de salud. Simonovis, enfermo de varias patologías, pasó casi 10 años en prisión bajo cargos que, según la oposición, no se probaron.

   Simonovis fue trasladado de su lugar de reclusión, la cárcel militar de Ramo Verde en la ciudad de Los Teques, a su casa en Caracas, pero el Tribunal Supremo de Justicia aclaró que es una medida temporal, por lo que debería volver a la prisión una vez se recupere. La esposa de Simonovis, María Pertínez, informó que el ex jefe de policía recibió el beneficio de la detención domiciliaria para atender su salud y que tiene prohibido dar declaraciones a la prensa y usar las redes sociales, según determinó el tribunal a cargo de su causa.

   Mientras reciba tratamiento en su casa, su domicilio estará vigilado por agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin), el temido servicio secreto chavista.

   La medida se tomó después de casi 10 años de prisión y tras varios pedidos de parte de la oposición de una medida de perdón, debido a su delicado estado de salud. Simonovis se considera un preso político y rechaza los cargos que le imputaron.

    Otros dos ex jefes de la policía metropolitana de Caracas, Lázaro Forero y Henry Vivas, encausados por el mismo caso, también recibieron medidas humanitarias por padecer de cáncer.

   La liberación de Simonovis fue una condición que puso la oposición en mayo pasado para reanudar el diálogo con el gobierno del presidente Nicolás Maduro, el cual fue suspendido poco después por falta de resultados.

   Simonovis fue sentenciado a 30 años de cárcel por su presunta participación en el intento de golpe contra HugoChávez del 11 de abril de 2002, cuando era jefe de seguridad metropolitana de Caracas. Una marcha opositora que intentó llegar ese día a la casa de gobierno fue repelida a tiros por chavistas armados, que la policía metropolitana repelió. En los incidentes murieron 19 personas. Cuando Chávez recuperó el poder inició una persecución judicial de las autoridades caraqueñas que defendieron a los manifestantes del ataque armado de sus militantes.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario