El Mundo

Primarias: Las internas uruguayas trajeron un sacudón inesperado

El extraordinario éxito del joven "blanco" Lacalle Pou replantea el panorama y da impulso a otros dirigentes, como Rául Sendic en el FA.

Martes 03 de Junio de 2014

Las elecciones primarias abiertas celebradas el domingo en Uruguay dieron paso a una renovación generacional de la dirigencia política de este país, según coincidieron analistas orientales.

El diputado Luis Lacalle Pou, un abogado de 40 años, sorprendió al convertirse en el candidato presidencial único del histórico Partido Nacional, la segunda fuerza política de Uruguay. Obtuvo cerca del 52,3 por ciento de los votos dentro de esa formación. El senador Jorge Larrañaga (46,7 por ciento), quien era favorito según los sondeos previos a estos comicios, reconoció su derrota sin esperar el escrutinio oficial. Lacalle Pou es hijo de Luis Alberto Lacalle, ex presidente (1990-1995) y actual senador. Su campaña se basó en el slogan "por la positiva", lanzando iniciativas y evitando enfrentamientos con los demás aspirantes a mandatario. "Fuimos unos atrevidos. Se puede ganar con una campaña por la positiva, y ese es el camino que vamos a seguir en los próximos meses" rumbo a las elecciones de octubre próximo, afirmó Lacalle Pou en los actos de festejo en Montevideo.

"Hay una renovación" tras las elecciones internas del domingo, comentó el politólogo Adolfo Garcé. En el Frente Amplio, ganó con 83,5 por ciento de los votos el ex presidente Tabaré Vázquez (2005-2010), de 74 años. Pero la senadora Constanza Moreira, 30 años menor, sumó 15,5 por ciento sin haber contado para su postulación con el apoyo de los sectores principales de la coalición de izquierdas que gobierna Uruguay.

En el Partido Colorado, el senador Pedro Bordaberry, de 54 años, triunfó con casi el 70 por ciento de los votos y consolidó su liderazgo en esta agrupación.

Pero además de los porcentajes, cuentan mucho los votos que juntó cada candidato. Y en este punto hay una sorpresa: Lacalle reunió algo más de 312 mil votos, contra apenas 205 mil que tuvo Tabaré Vázquez. Llamativo, dado que el FA y Vázquez van primeros en todos los sondeos generales.

"Se movió el árbol", graficó el politólogo Luis González, director de la encuestadora Cifra. El analista político Alfonso Lesa dijo que estas elecciones internas dejan un "mensaje fuerte de renovación" dirigencial y opinó que de cara a las elecciones de octubre próximo Vázquez tendrá que conformar una fórmula presidencial con una figura joven que le permita competir con Lacalle Pou. Anoche, el joven dirigente Raúl Sendic lograba el apoyo del presidente Mujica para cubrir ese puesto en la fórmula.

"Es un escenario impensado" con varios candidatos jóvenes para lo que es el espectro político de Uruguay, apuntó por su parte el politólogo Daniel Chasquetti. Las internas del domingo marcaron el comienzo del calendario electoral uruguayo, que seguirá el 26 de octubre con los comicios para elegir al nuevo presidente y los 130 miembros del Parlamento. Habrá una eventual segunda vuelta a fin de noviembre entre los dos más votados si ningún candidato a mandatario logra la mayoría absoluta, algo que hoy todos dan por hecho.

En tanto, la campaña no descansa. Ayer, Lacalle Pou hizo declaraciones sobre dos temas clave. Dijo que en el caso de ser elegido presidente en las elecciones nacionales de octubre realizará ajustes a la participación de los gremios docentes en sus atribuciones sobre la educación. Y sobre la propuesta de su partido de bajar la edad de imputabilidad, indicó que se debe "discutir la edad de la capacidad. Un joven de 16 años en el 2014 tiene procesos de maduración, debido a la información, a estímulos, mayores o iguales que un joven de 18 años de otra época", afirmó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario