El Mundo

Podemos sigue como primer partido pero parece tocar su techo

Se mantiene en un 27 por ciento, pero la falta de programas y su radicalismo también le provocan un alto nivel de rechazos. El nuevo partido español se muestra estabilizado.

Lunes 09 de Febrero de 2015

El partido de izquierda radical Podemos se afirma como la primera fuerza política en España, por delante de los dos partidos tradicionales, pero parece haber hallado su "techo", según un nuevo estudio conocido ayer. El sondeo del diario El País también marca la aguda declinación del socialismo: de estar primero en diciembre pasó al tercer puesto ahora, a inicios de febrero. El diario señala que si bien Podemos se ubica primero por segundo mes consecutivo, también posee un muy alto porcentaje de rechazos.

La formación conseguiría hoy un 27,7 por ciento de los votos, frente al 20,9 por ciento del oficialista Partido Popular (PP) y el 18,3 por ciento del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), según el sondeo de febrero de la empresa Metroscopia para El País. Pese a que Podemos se mantuvo en el primer lugar con respecto a la anterior encuesta de enero, mostró un ligero retroceso: cayó del 28,2 por ciento de enero al 27,7 de febrero. Además el Partido Popular va en sentido inverso: pasó del 19,2 por ciento de enero al 20,9 por ciento en febrero. Los que caen en picada son los socialistas del PSOE: en diciembre estaban primeros, con 27,7 por ciento, pero desde entonces no dejan de caer: 23,5 por ciento (y aún segundo partido) en enero y apenas 18,3 por ciento ahora, ya cómodamente ubicados en tercera posición.

La otra novedad. Otra novedad fuerte es el partido constitucionalista y antinacionalista Ciudadanos: recién apareció en el sondeo de Metroscopia en enero, ya con 8,1 por ciento, y ahora se ubica cuarto con 12,2 por ciento. Se pone así muy por delante de la comunista Izquierda Unida (IU, 6,5 por ciento) y Unión Progreso y Democracia (UPyD) 4,5 por ciento). Estas dos formaciones sufren un fuerte trasvasamiento de potenciales votantes: hacia Podemos, IU, y hacia Ciudadanos, UPyD.

El sondeo de Metroscopia se realizó el 3 y 4 de febrero, pocos días después de que decenas de miles de personas dieran su apoyo en las calles de Madrid a Podemos. Un 45 por ciento de los potenciales votantes de Podemos dijo que apoya a esta agrupación por la "decepción y desencanto" que le han supuesto otras opciones políticas. Pese a que Podemos no ha planteado aún su programa en un año electoral, el partido del profesor Pablo Iglesias atrae a los españoles con su discurso de cambio.

Este afán de cambio se manifiesta en un dato: sumados, Podemos y Ciudadanos sumaran un 39,9 por ciento de apoyos, frente al 39,2 por ciento que representan la suma de PSOE y PP, los dos partidos tradicionales y hasta ahora dominantes en la política española. "El escenario político se mueve mucho y se presenta muy abierto", comentó el presidente de Metroscopia, José Juan Toharia. "La ciudadanía parece dispuesta a cambiar radicalmente el anterior reparto de cartas entre los distintos actores políticos", añadió.

Para el diario El País, "los ciudadanos se inclinan por dar un cambio al mapa político que se ha mantenido con pocas variaciones desde los años 80 del siglo pasado". Podemos y Ciudadanos "irrumpen con fuerza, en tanto que PP y PSOE se alejan de los niveles de apoyo que tuvieron en las elecciones generales de 2011", cuando recararon respectivamente 44,6 por ciento y 28,7 por ciento de votos. Podemos no existía por entonces. Cuando empezó a ser medido por Metroscopia, en agosto de 2014, partió con 10,7 por ciento de apoyos. Sin embargo, Podemos dio un gran salto de consensos en noviembre de 2014, a 27,7 por ciento, pero desde entonces alí se ha estabilizado. Es decir, son los otros partidos los que han caído, mucho más que Podemos haya mostrado un crecimiento explosivo.

Ligera pérdida. Para El País, la creciente aparición en escena de Podemos lleva aparejada una ligera pérdida de impulso, lo que no impide que se ubique por delante del PSOE y el PP. Cuando el estudio de "Clima Social de España" se realizó, los pasados 3 y 4 de febrero, más de 150.000 personas habían salido a las calles poco antes, el 31 de enero, en una demostración de fuerza de Podemos en Madrid. Pero Pablo Iglesias no hizo en ese masivo acto definiciones programáticas concretas, y esa falta es el punto débil que usan los demás partidos. Iglesias se limitó a dar de ejemplo a Grecia (ver página 28) como "sueño" posible. La Grecia de Alexis Tsipras es el modelo a seguir para la cúpula de Podemos, formada por profesores universitarios sin ninguna experiencia en la gestión pública ni en la legislación. Otro punto débil de Podemos que parece explicar el "techo" al que habría llegado según El País es que así como tiene muchos incondicionales, es, junto al PP, el partido que más nivel de rechazos recaba, o sea, de votantes que jamás lo votarían. El "saldo evaluativo", definido entre quienes aprueban y desaprueban, da a Pablo Iglesias un resultado negativo: -20 por ciento. Tampoco el PP anda bien en esta medición: el gobernante Mariano Rajoy reúne -50 por ciento, y el socialista Pedro Sánchez, -23 por ciento. Pablo Iglesias suma 54 por ciento de rechazos, como Sánchez, mientras Rajoy escala al 73 por ciento de rechazos. Sólo se salva, y por amplísimo margen, el rey Felipe VI: tiene un saldo evaluativo del 52 por ciento, y su nivel de rechazos es de apenas 19 por ciento. Este dato se puede considerar indirectamente favorable a los conservadores y contrario a Podemos, dado que la monarquía es un valor totalmente extraño al partido de Iglesias.

Iglesias reclama elecciones adelantadas a Rajoy

Con los datos del sondeo en la mano, el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, emplazó al jefe de gobierno, Mariano Rajoy, a convocar “ya” elecciones. Las encuestas indican que “David puede ganar a Goliat”, dijo el profesor universitario. Iglesias ha asegurado que ahora “Goliat”, en referencia al PP, “está por primera vez nervioso”. Ha mostrado su deseo de ganar las elecciones generales por mayoría absoluta, algo que por ahora queda muy lejos de ser factible, dado que Podemos aparece estacionado en un 27% de preferencias. Iglesias ha afirmado además que a su formación le van a caer invectivas de todo el establishment político, y que el gobierno “es capaz de utilizar las administraciones públicas para atacar”, a Podemos. “Ojalá Rajoy convocara ya elecciones anticipadas. No sé por qué tiene tanto miedo a que nos enfrentemos”, desafió Iglesias, que no obstante, ha reconocido que ganar los comicios de noviembre “no será fácil”. Iglesias puso especial énfasis en ganar la comunidad de Madrid, histórico bastión del PP.

Ciudadanos, el otro fenómeno

Ciudadanos es el otro nuevo fenómeno de la política española. Nacido en Cataluña, se declara “constitucionalista, postnacionalista y progresista”. Su dirigente Albert Rivera tiene una imagen positiva de 12%, un nivel bajo pero único con valores positivos entre los dirigentes políticos. Ciudadanos llama a “defender la igualdad de derechos de los ciudadanos y plantear una alternativa a la actual clase política. Consideramos necesario un debate sobre el modelo de Estado actual y denunciamos el abuso de los nacionalismos. Los derechos no son de los territorios sino de los ciudadanos”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS