El Mundo

Miles de mejicanos huyen del país por la violencia del narcotráfico

En lo que va del sexenio, 40.000 personas solicitaron asilo en el extranjero, según Acnur. No sólo los amenazados toman ese camino sino también los que perciben inseguridad.

Martes 21 de Junio de 2011

México.- Por avión, a pie, en automóvil. No importa cómo. Cerca de 40 mil mexicanos han salido del país para buscar refugio como asilados políticos en el extranjero desde que el presidente Felipe Calderón asumiera el poder en 1986 e iniciara la guerra contra el narcotráfico. Se calcula que más de 81 mil han emigrado desde que el Partido Acción Nacional llegara a la residencia presidencial de Los Pinos. Uno de ellos fue Carlos Reyes, quien denunció, en 2001, las malversaciones del hoy extinto Partido de la Sociedad Nacionalista. Reyes Pérez llegó a Canadá tras dos días de viaje en carretera y siete colectivos, con 300 dólares en la cartera. "Me encerraron en un pequeño cuarto dos días, sin comida. Te tratan como si fueras un delincuente", recuerda. En septiembre de 2003, tras año y medio de trámite, formó parte del selecto 11 por ciento de los solicitantes de refugio que son aceptados en Canadá.

Las estadísticas de mexicanos en busca de asilo debido a la violencia iban en ascenso hasta julio de 2009, cuando Canadá comenzó a pedirles visa; esta medida cerró las puertas para muchos. Las solicitudes cayeron a la mitad en 2010, después de que se habían triplicado de 2005 a 2009, de acuerdo con informes del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur). De 7.227 mexicanos que buscaron refugio en Canadá, 9.532 lo hicieron en 2008; 7.608 en los primeros siete meses de 2009, antes de que entrara en vigor el requisito de la visa. En 2010, sólo 1.199 pudieron ingresar a aquel país para pedir asilo.

Ahora Estados Unidos sustituyó a Canadá como destino principal de los mexicanos que huyen en busca de refugio, aunque allí corren con menos suerte, pues sólo dos de cada 100 son aprobados. Uno de cada cuatro, de los 145 mil 761 mexicanos que han salido huyendo del país en busca de asilo en el extranjero entre 1992 y 2010, lo ha hecho en la presente administración.

La epidemia del miedo. El miedo comienza a ser la principal razón para salir del país. La estela roja que han dejado a su paso la lucha del gobierno contra el narcotráfico y los combates entre bandas rivales por plazas suma 40 mil muertos y un sinnúmero de víctimas de otros delitos. Pero las balas no son las únicas que dejan heridas, también lo hace el miedo, que se va tornando en un monstruo colectivo que impide que las heridas cicatricen.

En 2009, durante una audiencia con un subcomité del Congreso sobre México, John Leech, director en funciones de la Oficina Antinarcóticos de Departamento de Seguridad Interna estadounidense, dijo que al incrementarse la violencia al sur de la frontera aumentaron las solicitudes de asilo de ciudadanos mexicanos. En 2010, 2.973 mexicanos solicitaron asilo al gobierno de Estados Unidos, contrastando con los 254 que lo hicieron en 2009, lo que representa una cifra récord y el incremento de 1000 por ciento en un solo año. Esto también coloca a México como la segunda nación con mayor número de peticiones de este tipo dentro de las 10 que encabezan la lista, según el servicio de naturalización estadounidense.

Mauricio Meschoulam, especialista en terrorismo, advierte que el fenómeno de la violencia que se vive en las zonas de conflicto "en todo el país, aunque principalmente en el norte", tiene por consecuencia que la sociedad magnifique la situación, logrando "contagiar el temor de forma horizontal (a amigos, familiares, vecinos) y vertical (de padres a hijos o viceversa). No digo que la situación no sea grave, sí lo es, es gravísima, pero no lo vemos tal cual es, porque no podemos ser objetivos".

Incertidumbre. Pero en México sólo se lleva el conteo de los muertos, no el de los desplazados, de los que están sumidos en la depresión porque su contexto inmediato se ha vuelto inhóspito. Jorge Alvarez Martínez, jefe del Programa de Intervención en Crisis de la Facultad de Psicología de México, dice que "todos resultamos víctimas de la violencia", y explica que esto se debe a que la gente comienza "a percibir una situación de indefensión, sensación que crece ante la incertidumbre". Aunque no hay aún un estudio cuantitativo a nivel nacional del temor provocado por la violencia, en Durango se calcula que al menos 70 por ciento de la población sufre de estrés post traumático.

Mientras, la violencia de los cárteles del narcotráfico recrudeció en los últimos días en Estados de México que son sedes del Mundial de fútbol sub 17, aunque ningún seleccionado ha sido objeto de ataques directos. En el occidental Estado de Michoacán, 23 personas fueron asesinadas en distintos puntos el fin de semana por disputas entre cárteles escindidos de la sanguinaria organización criminal de "La Familia". Varios de los cuerpos, hallados en los límites con el Estado de Jalisco, cuya capital Guadalajara también es sede mundialista, aparecieron con mensajes firmados por Los Caballeros Templarios", ex integrantes de La Familia.

Acción conjunta

Los gobiernos de los 31 Estados y la capital de México acordaron ayer actuar en forma sorpresiva pero simultánea en contra del crimen organizado. Además del homicidio y el secuestro, la operación se enfocará en combatir los delitos de extorsión, robo de vehículos, asaltos en vía pública y trata de personas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario