El Mundo

Los cubanos gozaron de un día de internet gratis en sus celulares

Fue una prueba piloto de la empresa de telecomunicaciones estatal para probar la red, una prestación que por ahora está restringida.

Jueves 23 de Agosto de 2018

El cubano Isbel Ortiz pudo abrir su Facebook, revisar su correo y ver a su hermana que vive en Estados Unidos. Jorge Satiesteban, en cambio, intentó por horas conectarse infructuosamente y terminó desilusionado. Los cubanos congestionaron ayer el acceso a internet luego de que el gobierno habilitara de manera gratuita y por algunas horas el servicio de datos móviles. Ni el tórrido calor veraniego ni las preocupaciones económicas distrajeron a los que lograron conectarse durante la prueba piloto de ETECSA, la empresa estatal de telecomunicaciones.

"Esta es una buena oportunidad laboral para mí", dijo sonriendo Ortiz, de 48 años, un trabajador independiente del Estado que se dedica a gestionar viajes y confirmar reservas de turistas a Cuba y para ello se conecta con su celular cada día desde parques o cibercafés. Ortiz debe caminar siete cuadras desde su casa hasta encontrar uno de los 700 puntos wifi instalados por las autoridades a lo largo de esta década para acceder a la red de redes por el precio de un dólar la hora. El gobierno afirmó que este año lanzará el servicio de datos desde celulares en todo el país, uno de los de menor conectividad a nivel mundial a pesar de que cuenta con cinco millones de celulares y está expandiendo la oferta de internet domiciliario, hasta ahora solo accesible para diplomáticos, empleados de empresas extranjeras o altos funcionarios.

La prueba piloto de ETECSA se extendió por alrededor de 24 horas a fin de observar "el comportamiento de la red" y ajustar "parámetros técnicos" de camino a lanzar el producto. En esta ocasión los usuarios tuvieron la oportunidad de bajar un paquete de 70 MB para consumir en la jornada, y que por la tarde buena parte ya había consumido.

La prueba abarcó a diferentes regiones. "Estoy gozando de las bondades de ETECSA", bromeó el estudiante Marcos Marzo, de 20 años, quien vive habitualmente en La Habana pero fue a visitar a su familia a Santiago de Cuba, a 900 kilómetros de La Habana. "Estuvo muy fluida la conexión con voz y video". Marzo probó YouTube y abrió un video de la cantante Jennifer López, se comunicó por Whatsapp con una amiga en Costa Rica y con su papá que se encontraba en La Habana y googleó noticias y una página con información sobre una medicina que necesitaba. Según sus cálculos en dos horas de conexión con un uso que él mismo consideró moderado había gastado unos 45 MB de los 70 que le ofreció ETECSA. "No hay duda de que es un paso positivo, pero con Cuba y acceso a internet siempre hay dos diablos. Primero la falta de acceso general y segundo los detalles del acceso que hay", manifestó el investigador Ted Henken, profesor de sociología de la Universidad de Nueva York y experto en la isla. La preocupación de Henken tiene que ver con la calidad de la señal, cuán universal sea el acceso, si se controlarán los contenidos de las páginas y sobre todo el precio al cual se accederá al servicio. "Cuba sigue siendo el último lugar de la región (en conectividad), aunque hay que reconocer que va mejorando en comparación a los 20 años pasados", dijo el académico.

Cuba acusó a EEUU durante años de limitar el acceso a los cables que pasan por su entorno —en virtud de las sanciones aplicadas a la isla para presionar por un cambio de modelo político— obligándola a usar medios satelitales lentos y caros. Pero a mediados de la década pasada un convenio con Venezuela le facilitó un tendido de banda ancha con fibra óptica. Desde entonces y de manera paulatina los servicios se ampliaron y los precios bajaron, pero los críticos aseguran que el proceso es demasiado lento.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario