El Mundo

Integristas islámicos decapitaron a otro periodista estadounidense

El grupo también amenazó a un rehén británico, al que se identificó como David Haines. Los terroristas mostraron un video con el brutal asesinato de Steven Sotloff, cautivo desde agosto de 2013.  

Miércoles 03 de Septiembre de 2014

El grupo militante Estado Islámico (EI) dio a conocer un video en el que se muestra la decapitación del periodista estadounidense Steven Sotloff, casi dos semanas después de que ejecutaran de la misma brutal manera a su colega James Foley. En el video, titulado "un segundo mensaje para Estados Unidos", un hombre enmascarado también amenaza a un rehén británico, al que identifica como David Haines, y advierte a los gobiernos que no respalden "la alianza diabólica de Estados Unidos contra el Estado Islámico".

El supuesto ejecutor parece ser el mismo hombre de acento británico que apareció en el video del 19 de agosto que mostraba el asesinato de James Foley, y las imágenes parecían estar tomadas en la misma zona desértica. En ambas filmaciones, los cautivos usaban vestimentas naranjas como las de los detenidos en la prisión de Guantánamo. Esa filmación fue dada a conocer después que Estados Unidos retomó sus incursiones aéreas en Irak por primera vez desde el fin de la ocupación en 2011. Los ataques aéreos estadounidenses sobre las posiciones de EI continuaron después de la muerte de Foley, y más de 120 de esos operativos fueron realizados contra posiciones del grupo radical en las proximidades de la represa de Mosul, en Irak.

Advertencia. En las imágenes, el enmascarado condena los ataques de Estados Unidos contra posiciones del EI (un grupo yihadista sunita que opera en Irak y Siria) y seguidamente corta la garganta de Sotloff. Luego, se muestra en la pantalla a un segundo cautivo, identificado como el ciudadano británico David Haines."He vuelto, Obama, y he vuelto por tu política exterior arrogante hacia el Estado Islámico, por tu insistencia en continuar bombardeando", dijo sostuvo el hombre en las imágenes. "Así que, mientras tus misiles sigan matando a nuestra gente, nuestros cuchillos continuarán desgarrando los cuellos de tu gente", agregó. En el video, Sotloff dice que está "pagando el precio" con su vida por la intervención militar estadounidense en Irak.

Fuentes estadounidenses dijeron que el video parece ser auténtico pero aún no fue confirmado su validez. Funcionarios estadounidenses informaron que las agencias de inteligencia estaban investigando la filmación para determinar concluyentemente su autenticidad.

Desde la muerte de Foley, los expertos estadounidenses creen que los militantes que lo tenían capturado también habían matado a Sotloff. El portavoz de la Casa Blanca Josh Earnest dijo a periodistas poco después de la publicación del video que su veracidad no había podido ser verificada de inmediato, pero que las imágenes estaban siendo analizadas cuidadosamente. Por su parte, la portavoz del Departamento de Estado Jen Psaki dijo en otro comunicado que "si el video es genuino, nos sentimos asqueados por este acto brutal de quitarle la vida a otro ciudadano estadounidense inocente". El saliente canciller de Irak Hoshiyar Zebari condenó el hecho, al que calificó como "un asesinato salvaje, un ejemplo de salvajismo y maldad". Destacó que está claro que Irak y Occidente deben vencer al grupo militante.

Sotloff, un periodista independiente, fue secuestrado en Siria en agosto de 2013. El 27 de agosto, su madre Shirley pidió en un emotivo video al autoproclamado califa del grupo, Abu Bakr al-Baghdadi, por la liberación de su hijo. Antes la familia había intentado mantener el secuestro en secreto para que su liberación no se viera perjudicada. A diferencia de lo ocurrido con otros periodistas europeos secuestrados, cuyos gobiernos pagaron presuntamente rescates por su liberación, Washington se niega a hacerlo.

 

Su trabajo en Medio Oriente. Steven Sotloff escribía desde hace años sobre el Medio Oriente. El periodista estadounidense trabajó, entre otros, para la revista Time, el diario Christian Science Monitor y el World Affairs Journal. Solía tratar temas políticos de Egipto, Siria, Bahrein, así como Libia y Turquía. En agosto de 2013 desapareció en Siria. Tenía 31 años. El norteamericano estuvo muchos años en Yemen, reveló The New York Times en base a datos aportados por sus amigos. Sotloff hablaba bien el árabe y sentía un fuerte afecto por el mundo islámico. El reportero creció en el Estado de Florida. Cuando era estudiante escribió en periódicos. Al finalizar su carrera, en 2005, comenzó a trabajar profesionalmente. The New York Times indicó además que Sotloff solía viajar a las zonas más peligrosas de la región, pero según sus amigos el reportero estaba al tanto del peligro que corría.

Cuando su colega James Foley fue decapitado, EI amenazó con que Sotloff sería el próximo. La semana pasada, su madre publicó un emotivo video en el que le pidió a sus captores que lo liberaran.

"Pura barbarie"

El Comité para la Protección de los Periodistas condenó el asesinato de Sotloff. "Los periodistas saben que cubrir la guerra es intrínsecamente peligroso y que pueden resultar muertos en el fuego cruzado. Pero ser masacrado delante de una cámara por el simple hecho de ser un periodista es pura barbarie", señaló Joel Simon, director ejecutivo del CPP.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario