El Mundo

Fuerte escalada bélica entre Armenia y Azeirbaiyán

Ambas naciones se acusaron de lanzar ataques con artillería. El enclave armenio de Nagorno-Karabaj es la causa del conflicto

Domingo 27 de Septiembre de 2020

Fuertes combates entre Armenia y Azeirbaiyán estallaron en la disputada región separatista de Nagorno-Karabaj y han dejado 16 muertos y más de 100 heridos por el fuego de artillería azeirbaiyano, de acuerdo con un oficial armenio de alto rango, al tiempo que el presidente de Azeirbaiyán señaló que sus fuerzas militares han sufrido pérdidas. Armenia es respaldada históricamente por Rusia y Azeirbaiyán por Turquía. Nagorno-Karabaj es una región que hasta 1988, cuando estalló la guerra separatista, fue territorio azerí pero con mayoría de población armenia. El fin de la guerra en 1994 se saldó con unos 30 mil muertos y le dio a Nagorno-Karabaj un estatus de región independiente de Azeirbaiyán, tutelada por Armenia.

Armenia aseguró que dos helicópteros de Azerbaiyán fueron derribados y tres tanques de guerra azeríes fueron blanco de artillería, pero el Ministerio de Defensa de Azerbaiyán rechazó estas aseveraciones. Videos mostraros por Armenia muestran una columna de blindados en llamas.

Los fuertes combates se iniciaron por la mañana en la región de Nagorno-Karabaj independiente desde 1994. La gobierna la mayoría armenia, respaldada por Armenia desde el fin de la guerra separatista. Se desconoce de momento qué detonó el enfrentamiento actual, el más fuerte desde que hubo combates en julio, que cobraron las vidas de 16 personas de ambas partes.

Las autoridades de Nagorno-Karabaj reportaron que la capital regional, Stepanakert, y los poblados de Martakert y Martuni fueron atacados con fuego de artillería. El vocero del Ministerio de Defensa de Armenia, Artsrun Hovhannisyan, agregó que la artillería azerbaiyana hizo blanco en territorio armenio cerca del poblado de Vardenis.

Artur Sarkisian, viceministro de Defensa de Nagorno-Karabaj, dijo que 16 personas murieron y más de 100 resultaron heridas. No queda claro por ahora si las cifras incluyen soldados y civiles. Poco antes, el ombudsman armenio de derechos humanos informó que una mujer y un niño habían fallecido víctimas de fuego azerbaiyano.

Otra vocera del Ministerio de Defensa de Armenia, Shushan Stepanyan, detalló que "el lado armenio'' derribó dos helicópteros e hizo blanco en tres tanques de guerra.

El presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, ordenó la imposición de la ley marcial en algunas regiones del país y exhortó a respetar un toque de queda en ciudades grandes.

Aliyev dijo en un discurso televisado a la nación que "hay pérdidas entre las fuerzas azerbaiyanas y la población civil como resultado del bombardeo armenio'', pero no dio más detalles. El presidente añadió que "muchas unidades de equipo militar enemigo han sido destruidas''.

Ambas partes tienen una fuerte presencia militar junto a la zona desmilitarizada que separa la región de Nagorno-Karabaj de Azerbaiyán.

La noticia fue duramente recibida por Turquía, la gran aliada de Azeirbaiyán. El vocero del partido de gobierno Omer Celik tuiteó: "Condenamos vehementemente el ataque de Armenia a Azeirbaiyán. Armenia de nuevo ha cometido una provocación, ignorando la ley''. Prometió que Turquía respaldará a Azerbaiyán y dijo: "Armenia está jugando con fuego y poniendo en peligro la paz regional''. El portavoz presidencial Ibrahim Kalin también condenó a Armenia en Twitter. "Armenia ha violado el cese al fuego al atacar asentamientos civiles... la comunidad internacional debe exigir inmediatamente el cese de esta peligrosa provocación'', tuiteó Kalin.

A mediados de julio, ya hubo enfrentamientos en la zona que separa la región azerí de Tovuz de la provincia armenia de Tavush, cerca de Georgia, a varios cientos de kilómetros de Nagorno-Karabaj, que es desde 1988 un punto de disputa entre Armenia y Azerbaiyán.

Azerbaiyán insiste en recuperar su integridad territorial, mientras que Armenia defiende los intereses de la autoproclamada república de Nagorno-Karabaj. El conflicto vivió una escalada de violencia en abril de 2016 y, si bien se logró pactar un nuevo alto el fuego, se siguen registrando enfrentamientos esporádicos en la zona fronteriza. Pero los combates de hoy son de gran escala, con armas pesadas como tanques y artillería y no solo choques esporádicos entre patrullas.

Para impulsar una solución negociada del conflicto, se instituyó en 1994 el llamado Grupo de Minsk, copresidido por Estados Unidos, Rusia y Francia. El grupo incluye además a Alemania, Bielorrusia, Finlandia, Italia, Suecia y Turquía, así como a Armenia y Azerbaiyán, y la 'troika' de la OSCE, esto es, los países que representan la Presidencia de turno, la anterior y la siguiente.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS