El Mundo

Evo sería el jefe de campaña de su partido en las próximas elecciones

Así lo anunció el presidente de la Cámara de Diputados y diputado del MAS. Sin embargo,de regresar sería detenido bajo cargos penales.

Martes 03 de Diciembre de 2019

El ex presidente boliviano Evo Morales será el jefe de campaña de su partido, el Movimiento Al Socialismo (MAS), de cara a las nuevas elecciones presidenciales que prevé celebrar el país para superar la crisis política desatada por los anulados comicios del 20 de octubre pasado. El 10 de noviembre, luego de conocerse un informe de la OEA pedido por el propio Morales, y que señalaba "gravísimas irregularidades" en el escrutinio oficial en favor de Morales, renunció, entre presiones sociales y de la cúpula militar. Horas más tarde partió al exilio en México. Posteriormente, su partido acordó una ley de convocatoria a elecciones con el gobierno interino de Jeanine Añez.

"Si es que el gobierno permite su retorno, (Morales) va a ser nuestro jefe de campaña", anunció ayer el presidente de la Cámara de Diputados y diputado del MAS, Sergio Choque, en una rueda de prensa. Morales, desde México, expresó su deseo de regresar a Bolivia, si bien no podrá presentarse como candidato presidencial del MAS. El acuerdo al que el MAS y los demás partidos han llegado en el Congreso para celebrar nuevas elecciones lo veta expresamente.

El regreso de Morales a Bolivia es muy complicado, dado que el nuevo gobierno de Jeanine Añez, al que ni él ni sus seguidores más fieles reconocen, lo ha denunciado por terrorismo y sedición, entre otros cargos.

"Yo tengo un profundo debate interno sobre qué hacer", ha dicho en una entrevista publicada por el diario argentino Página 12. "Para el pueblo boliviano, para el instrumento político, para el MAS, ¿sirvo más como asilado en México o encarcelado en Bolivia?. Yo estaré donde sirva más. Acá o preso en Bolivia", indicó.

Descartados como candidatos Evo Morales y el que fuera su vicepresidente, Alvaro García Linera, también vetado en la nueva ley de convocatoria, la incógnita es quién recogerá su testigo en el MAS. Interrogado al respecto, Choque ha rehusado avanzar un nombre, recordando que el candidato será elegido en un congreso del partido.Además, ha justificado el acuerdo en la Asamblea Legislativa. "Algunos compañeros nos criticaron porque nos decían que nos estábamos vendiendo a la derecha, pero comprendimos que era importante dar paz y tranquilidad a la población", explicó. Luego de la renuncia y salida del país de Morales y su vice Linera, también renunciaron los presidentes de ambas cámaras del Congreso, ambos del MAS. El Congreso no pudo funcionar y Añez fue legitimada en su cargo por el Tribunal Constitucional, dado que no se pudo convocar a la Asamblea Legislativa. De ahí que algunos medios la caracterizan como "autoproclamada". Pero luego el MAS se desmarcó de la línea dura ordenada desde el exilio por Morales, que había derivado en violentos bloqueos en todo el país, con un saldo creciente de muertos y desabastecimiento de alimentos. Como antecedente a la votación por unanimidad de la ley de convocatoria, días antes circuló un documento del bloque del MAS en el Senado. Presentaba un proyecto de "ley excepcional y transitoria para la realización de elecciones", "en cumplimiento al artículo 169" de la Constitución "que establece la línea de sucesión presidencial", y señalaba a "la segunda vicepresidenta de la Cámara de Senadores de la Asamblea Legislativa en fecha 12 de noviembre de 2019, con el mandato de convocar a nuevas elecciones". Es decir, el bloque de senadores del MAS respaldaba la investidura de la presidenta Jeanine Añez. El documento fue un punto de rotura con Evo y sus seguidores. El texto destacaba que Morales y García Linera "han presentado renuncia definitiva" y se difundió por vía oficial, pero poco más tarde la senadora Adriana Salvatierra, la ex titular de la Cámara alta, descalificó el documento como "falso".

Días más tarde, Choque y la nueva titular del Senado, Eva Copa, también del MAS, aprobaron votar por unanimidad la ley de convocatoria a elecciones y refundación del cuestionado Tribunal Electoral, el que había avalado la presunta victoria de Morales en los comicios del 20 de octubre. La aprobación de la ley fue un aval directo a la autoridad de Jeanine Añez como máxima autoridad del Estado. De hecho, esta firmó la promulgación de la ley junto a la presidenta del Senado, Eva Copa.

Desde la firma de la ley de convocatoria, las bases del MAS se han desmovilizado y los abastecimientos de las ciudades pudieron normalizarse.

Extensión de mandato

El gobierno de Añez que consultará al Tribunal Constitucional sobre si se puede prorrogar el mandato de diputados y senadores más allá del 20 de enero para mantener la Asamblea Legislativa en funcionamiento hasta la celebración de las nuevas elecciones. "El Tribunal Constitucional deberá determinar si esa es un prórroga legal, constitucional", ha dicho el ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, en una rueda de prensa.Justiniano ha explicado que el gobierno quiere prorrogar el mandato de los parlamentarios porque, de lo contrario, a partir del 20 de enero se produciría "una especie de vacío de poder". Ese día también expira el mandato interino de Añez, y el gobierno estaría sopesando pedir su prórroga también.

jugada. Morales envió un claro mensaje: de algún modo tratará de condicionar las elecciones.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario